Saltar a: navegación, buscar

Osvaldo Socarras Martinez

Osvaldo Socarrás Martínez
Información sobre la plantilla
Osvaldo socarras.jpg
Revolucionario cubano
NombreOsvaldo Socarrás Martínez
Nacimiento27 de noviembre de 1918
Santa Clara, Las Villas, Bandera de Cuba Cuba
Fallecimiento27 de julio de 1953
Santiago de Cuba, Cuba
OcupaciónBarbero

Osvaldo Socarrás Martínez. Joven revolucionario que participa en el asalto al Cuartel Moncada el 26 de julio de 1953, es detenido, torturado y cruelmente asesinado.

Síntesis biográfica

Nacido el 27 de noviembre de 1918 en Santa Clara, hijo de padres proletarios. Debido a las dificultades económicas que tenía la familia, solamente pudo cursar hasta el quinto grado en la escuela pública. A los trece años comienza la dura lucha como todo trabajador de la época. Entra como aprendiz en una barbería, logra conocer bien el oficio y comienza a trabajar como barbero.

Labor Revolucionaria

Marcha hacia La Habana, busca un nuevo trabajo y sólo puede encontrar el de parqueador frente al parque central. En este lugar lo sorprende el golpe de estado del 10 de marzo y siente repulsa contra el régimen Batistiano. Encuentra su primer desahogo contra la dictadura en una entrevista que le hacen en 1953, se publica en primera plana su desprecio hacia el nuevo gobierno impuesto cuando declara: “Ahora gano menos que antes del 10 de marzo y paso más hambre”, y más adelante dice: “ Los cubanos pobres sólo hemos recibido del gobierno que empezó el 10 de marzo y de todos los anteriores, hambre y miseria cada vez mayores”.

Las palabras de Osvaldo Socarras fueron conocidas por todo el pueblo, y tuvo que pasar a la clandestinidad porque los cuerpos represivos lo buscaron activamente. Contacta con los Hermanos Ameijeiras y más tarde conoce personalmente a Fidel Castro Ruz, quién le causa tan grata impresión, que en visita ocasional que hace a Santa Clara le dice al padre: “Conocí al hombre que dará la libertad a Cuba, es Martí en persona, créamelo”

Participa en los entrenamientos previos a la lucha y forma parte del contingente de combatientes que marcharon a Santiago de Cuba para realizar la gloriosa hazaña del ataque al Cuartel Moncada el 26 de julio de 1953. La compañera Melba Hernández recuerda a este combatiente, que aparentaba ser mucho mayor de lo que en realidad era, que se encontraba lleno de entusiasmo revolucionario en las horas que precedieron al ataque.

Muerte

Al fallar la acción del Moncada, por factores imprevistos, y después de haber luchado con gran valor Osvaldo Socarras es hecho prisionero, torturado y asesinado. Su cadáver fue lanzado detrás de la fortaleza militar.

Fuentes