Saltar a: navegación, buscar

República de Venecia

República de Venecia
Información sobre la plantilla
<span/>
Bandera de República de Venecia
Bandera

Escudo de República de Venecia
Escudo

Otros nombres: Ciudad de los canales.
EntidadCiudad
 • PaísBandera de Italia Italia
 • Fundación727-1797
Gentilicioveneciano/a
Canal antigua República de Venecia.jpg
Antiguo Canal

República de Venecia. También llamada, La Serenísima República de Venecia, fue una ciudad-estado situada en el norte de Italia, a orillas del mar Adriático, y que luego reunió bajo su dominio a todos los vénetos del Triveneto, Istria y Dalmacia.

Situación Geográfica

Limitaba: al norte con el Sacro Imperio Romano Germánico (despúes con Suiza y Austria), al este con Austria, al sureste con el Imperio Otomano, al sur con el mar Adriático, al suroeste con los Estados Pontificios, y al oeste con el Ducado de Milán.

Orígenes

República de Venecia (727-1797) . Nombre oficial: Serenìsima Repùblica Vèneta, es un país extinto. Cuya capital fue Venecia. Durante su máxima expansión (anacrónima) ocupó Chipre, y partes de los países actuales de Italia, Croacia, Grecia y Montenegro.

Casi desde el principio esta comunidad fue autónoma, y nombraron un dux o dogo. El cargo era duradero hasta la muerte. Los dogos de los siglos VIII y IX supieron mantener su autoridad en el Senado. Eran muy inteligentes, conocían el mundo que les rodeaba, mantenían relaciones con Oriente y Occidente y sabían lo que querían. Su máxima expansión y esplendor fue en el siglo XV.

La Serenissima se constituyó progresivamente como Estado durante la Edad Media y se convirtió en una de las principales potencias económicas del mundo, ocupando un lugar preponderante en los intercambios comerciales entre el Mediterráneo occidental y oriental.

Su capital fue la ciudad de Venecia. Existió como Estado independiente desde el siglo IX hasta 1797. También recibe el nombre de Serenissima Repubblica di San Marco, pues San Marcos es su santo patrono.

Con sus instituciones oligárquicas notablemente estables durante casi un milenio, representó un papel político esencial. A partir del siglo XVI experimentó una fase de declive político y territorial, aunque disimulado en parte por un extraordinario desarrollo artístico, hasta que desapareció en 1797, vencida por Napoleón, pasando posteriormente a ser dominada por el Imperio austríaco y el Reino de Italia.

Las construcciones de esta primera época eran simples edificaciones lacustres, erigidas sobre palafitos y asentadas sobre islotes situados en la laguna de Venecia. En razón de esta estratégica característica geográfica, Venecia tuvo desde entonces una gran independencia respecto a sus vecinos gracias a la barrera natural de las marismas del Po, a la cual seguía una cadena de islas en una laguna profunda, lo que impedía un ataque de caballería o infantería, más todavía en una época cuando el arte de la construcción naval estaba en pleno retroceso en Europa.

Extinción de la República

En marzo de 1797 durante las Guerras Napoleónicas, el territorio de Venecia, que permanecía neutral pero que había sido atravesado por el ejército austriaco, fue invadido por las tropas del general Napoleón Bonaparte, tanto por tierra como por mar. Las ciudades del Domini di Terraferma (la parte continental) se rindieron rápidamente ante la superioridad numérica francesa, mientras que la propia flota de guerra veneciana estaba formada por sólo 11 barcos útiles, pero incapaces de resistir. El gobierno afrontó en abril un ultimátum de Napoleón Bonaparte mientras a inicios de mayo las tropas francesas terminaban de ocupar el Domini di Terraferma casi sin lucha, faltando tan sólo ocupar la capital misma.

El Gran Consejo se reunió finalmente el 12 de mayo para disolverse e instaurar un «gobierno representativo» (Municipalidad Provisoria) siguiendo el modelo francés, pero cuatro días después tropas francesas tomaron la urbe sin que las tropas venecianas opusieran la menor resistencia, extinguiendo definitivamente la República. Semanas después las posesiones del Stato da Mar seguían el ejemplo de la capital y se rendían ante los franceses.

Tras la firma del Tratado de Campo Formio el 17 de octubre del mismo año, se repartió el territorio de Venecia entre Austria, que se quedó con Véneto, Istria, Dalmacia y las bocas de Cattaro; Francia, que se quedó con las islas Jónicas; y la República Cisalpina («república hermana» de Francia) en la que se integraron Bérgamo y Brescia. Posteriores victorias francesas en las guerras napoleónicas llevaron a que todo el antiguo dominio veneciano quedase en manos de Napoleón.

Tras la caída de Napoleón y el Congreso de Viena, el territorio véneto de la república se integró en el Reino lombardo-véneto, estado dependiente del Imperio austrohúngaro, que se hizo también con el resto, excepto las islas Jónicas que quedaron bajo el protectorado británico. En 1866, tras la tercera guerra de independencia, el Véneto, y con él Venecia, se incorporaron al Reino de Italia.

Fuentes

https://es.wikipedia.org/wiki/Rep%C3%BAblica_de_Venecia

http://enciclopedia.us.es/index.php/Rep%C3%BAblica_de_Venecia