Gertrudis Caridad Mora González

Revisión del 14:24 20 jun 2019 de Javiermartin jc (discusión | contribuciones) (Texto reemplazado: «<div align="justify">» por «»)
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Gertrudis Caridad Mora González
Información sobre la plantilla
Datos generales
Fecha de nacimiento:17 de noviembre de 1914
San Luis, Pinar del Río, Bandera de Cuba Cuba
Información artística
Instrumento(s):Piano, violín

Gertrudis Caridad Mora González. Caridad Mora como se le conoce en su natal San Luis Pinar del Río, se ha destacado en el magisterio de las ciencias sociales y de la música de su ciudad. Ha sido maestra de maestros. Aún hoy con sus 94 años ayuda a las actuales generaciones.

Síntesis biográfica

Gertrudis Caridad Mora González nació el 17 de noviembre de 1914, en el pueblo de San Luis (Pinar del Río). Cursó la enseñanza primaria en la escuela publica # 2. (Donde se encuentra ubicado actualmente el partido) no teniendo oportunidad de estudiar, como eran sus deseos, tomo un curso dirigido en el New York Conmercial Instituteen año 1938 (diploma de graduada). Al mismo tiempo que personalmente se costeaba las clases de música, graduándose de profesora de solfeo y teoría en el conservatorio Carlos Alfredo Peyrellade en 1939, de piano en 1940, dando clases particulares de música, (diploma del conservatorio de ambos títulos). Comenzó trabajando en la especialidad de música en 1945 en dos escuelas primarias, con seis niveles y doce aulas, además trabajaba horas extra para ensayar dos bandas de tambores y corales, realizaba actividades culturales y patrióticas cuyo trabajo pasaba de cuarenta horas semanales.(foto de las dos niñas, y del programa de la velada a José Martí.

En 1946 se gradúo de profesora de violín y en 1960 de profesora de Historia de la música en el propio conservatorio de música Carlos Alfredo Peyrellade. En esta misma etapa, con el triunfo de la revolución, se fundó la escuela secundaria básica Santiago Rodríguez donde paso a ocupar la cátedra de música por méritos académicos y docentes. Tomo parte de la campaña de alfabetización y en 1963 paso a ocupar por una necesidad de la docencia, la plaza de profesora de inglés continuando con las actividades culturales en dicha escuela, ocupando, además por elección de sus compañeros la secretaria de organización y finanzas de la sección sindical, Delfín Sen, de su centro de trabajo, durante 11 años consecutivos y la responsabilidad de la emulación de dicha escuela. Para resolver problemas docentes trabajo las vacaciones del curso 65,66 en el concentrado de décimo grado en la escuela secundaria básica Carlos Hidalgo del municipio de Pinar del Río y en el curso 66,67 en la secundaria básica nocturna Tomas Orlando Díaz. En ambas impartió clases de Inglés.

Paso cursos de inglés bajo la orientación del ISE nacional, obteniendo certificados que la condujeron a la actualización de un nuevo titulo expedido en el año 1976 como profesora de secundaria básica en esa especialidad. (Titulo de ingles) Gestionó la jubilación por haber sobrepasado la edad requerida pero continua trabajando contratada en la SOC José Martí, con los dos niveles de historia y comenzó a impartir en estas escuelas fundamentos de los conocimientos políticos por no haber profesor apto para esta plaza. En el curso 77,78 obtuvo el titulo de profesora de SOC área de humanidades especialidad de Historia, matriculándose en el pedagógico superior en esta especialidad, graduándose en el curso 81,82. En el curso 77,78 obtuvo el certificado de la escuela superior teórica, de Filosofía Marxista Leninista y en el curso 79,80, el de Economía Política.

Fue fundadora de la FMC, en este organismo presento ponencias que algunas de ellas llegaron a nivel nacional. (Los dos trabajos, concurso de historia, Primero de enero, Centenario de baragua) En el CDR estuvo en el frente ideológico mientras no tuvo que trabajar de noche. Perteneció a la comisión de Historia Municipal durante algunos años.

Una vida consagrada a la creación, que se presenta con un extraordinario despliegue de documentos y revelan no solo la dimensión artística, sino la humanidad, además del magisterio, de una de las figuras más importantes de la cultura de San Luis. 94 años que proyectan la personalidad desbordante y compleja de un músico que ha sido maestra por antonomasia de la música en general. Además de contribuir a un mayor acercamiento a su persona, acercar al publico pautas muy diversas de la vida y obra de Gertrudis Caridad Mora, que lamentablemente sufre la paradoja de ser tan universalmente conocida por su desempeño musical en el municipio, como profundamente desconocida en muchas otras vertientes de su vida. La fama de Caridad no es fruto de la casualidad, ni de la inspiración de un día, es producto del constante trabajo y de la dedicación de toda una vida a la música y al magisterio.

El reconocimiento a su genio, a su individualidad, a su singularidad ha sido constante. Hoy la perspectiva que poseemos nos permite ver a Caridad con toda claridad , no solo como hija legitima de su momento histórico, sino además como una artista absolutamente consciente y particularmente interesada por el devenir de la música en su municipio y por el por venir. Hoy vemos que, si su personalidad artística no fue precisamente la de un revolucionario, si su temperamento no era especialmente proclive a la audacia y la ruptura, esto no le impidió en modo alguno ser rabiosamente personal, puesto que la originalidad no proviene del atrevimiento… tantas veces postizo, tantas veces mimético o auto impuesto, sino de la autenticidad y de la fidelidad a uno mismo.

Y es que todo artista es, aun a pesar suyo, hijo de su tiempo y, si su arte nace de la sinceridad y de la veracidad, esta forzosamente destinado a ser original, puesto que el yo de cada cual es irreductible e irreemplazable a originalidad es un don que se nos da de gratis precisamente cuando no se busca. Como dijera Joaquín Rodrigo...mi vaso es pequeño, pero bebo en mi vaso. Hoy la figura de Gertrudis Caridad día a día agigantada, nos muestra que su vaso no era, ni mucho menos, tan pequeño.

Los magisterios

A Caridad le comenzaron a llamar maestra muy pronto y eso, que le producía una satisfacción nunca ocultada, le convirtió con el tiempo en la maestra Caridad. La profesora por antonomasia de la música en San Luis. Y ella le gustaba ese tratamiento por que recogía, además de su faceta creativa, su bien forjada reputación como maestra y también su labor critica , formando un todo que la distinguía entre los demás como una figura de relieve.

Las caras de la melancolía

Todos los que conocieron a la maestra de cerca, supieron también de sus episodios de abatimiento, confusa, asolada, ensimismada, ausente. Hundida en una tristeza llena de matices, iba de la apatía, al arrebato de inspiración romántica y del ensueño pacifico. Otros resultaban ser tiempos complejos pero de gran fertilidad creativa.

Distinciones alcanzadas

Medalla individual Nacional conmemorativa del primer centenario de la bandera de Cuba, cédula de otorgamiento en el libro registro tomo 2, folio 233 serie x numero 66. Medalla de plata conservatorio de música, Carlos Alfredo Peyrellade (1956) Medalla de la alfabetización Orden nacional Frank País (medalla) Medalla de oro Distinción por la Educación Cubana Medalla de la FMC Medalla de oro 40 años de Victorias FAR (1956,1996)

Fuentes

  • Autobiografía de Gertrudis Caridad Mora.
  • Datos del Expediente Laboral.
  • Multimedia San Luis con todo y para todos .