Harald Blåtand

Revisión del 07:19 22 ago 2019 de Carlos idict (discusión | contribuciones) (Texto reemplazado: «<div align="justify">» por «»)
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Harald Blåtand
Información sobre la plantilla
Rey de Dinamarca y de Noruega, conocido por unificar las tribus noruegas, suecas y danesas.
Reinado Durante la segunda mitad del siglo X.


Harald Blåtand. Fue Rey de Dinamarca y de Noruega, durante la segunda mitad del siglo X, y que fue muy querido y respetado por los intentos de unificación y mejora de las comunicaciones que promulgó entre los países nórdicos.

Significado de la palabra Blåtand

Harald no era el prototipo de hombre nórdico, la gente le llamaba ‘Blåtand’, ‘Blå’ por su piel morena y pelo oscuro, y ‘tand’ que significa gran hombre. Al traducirlo al inglés, ‘Blåtand’ se interpretó como Bluetooth (diente azul), que suena de forma muy similar. Aunque también cuentan que ese nombre se le atribuyó por haber padecido la eritroblastosis fetal, enfermedad que habría hecho que alguno de sus dientes tuviera un color azulado.

Historia

El padre de Harald Blåtand, también Harald Gormsson unificó el poder a base de derrotar a caudillos locales, Gorm era pagano y además anticristiano, pero su mujer era cristiana, aunque no consiguió influir en su marido, que continuó destruyendo iglesias y asesinando sacerdotes. En el año 934, Enrique I de Alemania, con el pretexto de defender la fe, invadió Dinamarca y derrotó a Gorm, que aceptó la implantación de la fe católica aunque no se bautizó nunca. Sucedió entonces que Canuto, el hijo mayor de Gorm, murió en combate en Irlanda y su padre, al saberlo, murió de tristeza dejando vía libre para que Harald se convirtiera en rey al suceder a su padre. Este hecho fue el primer caso conocido de un rey escandinavo que traspasaba el poder a su hijo, ya que anteriormente a la muerte de un rey, otros grandes hombres luchaban entre sí por el poder. Su nombre fue pronto conocido en toda Escandinavia y se convirtió en un importante personaje del norte de Europa. Su reinado se desarrolló aproximadamente entre los años 940-990 d.c. hasta su muerte,

y rey de Noruega a partir de 970.En el año 941, Otón I le obligó a firmar la paz después de vencerlo en una batalla. Harald tuvo que reconocer al Emperador como su señor, al que debía respeto y tributos. Asimismo tenía que, de una vez por todas, ayudar a la evangelización y prohibir las antiguas creencias. Así que Harald permitió la expansión de la fe cristiana, favoreciendo a la Iglesia con beneficios y donaciones, y dotó al reino con leyes justas, llenas de moralidad y civismo, inspiradas en la cultura y ley romanas, paradigma de la modernidad y lo civilizado del momento.

En el año 965, Harald Blåtand consintió en bautizarse y profesar públicamente la fe cristiana, según narra Widukind, por un milagro que se realizó en su presencia: Un obispo llamado Poppo declaró ante el rey que el Único Dios era Padre, Hijo y Espíritu Santo y que los ídolos eran demonios y no dioses. El pueblo presente contestó que si Cristo era un dios, sus dioses también lo eran y siempre lo habían demostrado con signos y prodigios. Entonces Harald le preguntó a Poppo si podía probar que el Dios cristiano podía hacer un milagro evidente. Poppo respondió que sí y al día siguiente se le llamó a la fragua, le dieron un trozo de hierro candente que llevó ante el rey sin quemarse. Harald decidió que Cristo debía ser adorado como Dios, los ídolos y creencias debían ser desterrados inmediatamente, y todo el pueblo prestar atención a la catequesis de la Iglesia y creer lo que esta enseñaba. Lo cierto es que Harald Blåtand ya sea por obligación germana o por propia convicción propició la conversión de Dinamarca y Noruega al Cristianismo y propulsó la unificación y mejora de las comunicaciones de los países nórdicos. Ello llevó a que X siglos más tarde, la compañía Ericsson en honor a este personaje pusiese el nombre de Bluetooth a la actual tecnología de comunicaciones inalámbrica.

Curiosidades

Once siglos después, la compañía Ericsson puso el nombre de Bluetooth a una nueva tecnología en memoria de Harald, que unificó Dinamarca y Noruega. El gran hito de Harald fue la conversión al cristianismo de esos países nórdicos. En el inicio del año 2000, el ‘Bluetooth Special Interest Group (SIG)’, formado por importantes empresas como Nokia, Ericsson, 3Com, Lucent Technologies, Microsoft, Motorola, Toshiba, IBM e Intel, lanzó un logotipo que une las runas hagall y berkana "HB", las iniciales del rey Harald Bluetooth

Muerte

Harald Blåtand murió en torno al año 986, presumiblemente a manos de su hijo Svend Barba Ahorquillada, que conquistaría Inglaterra en el año 1013. Se encuentra enterrado en la catedral de Roskilde.

Fuentes