Saltar a: navegación, buscar

Edgardo Ribeiro

Edgardo Ribeiro
Información  sobre la plantilla
Ribeiro Edgardo 2.jpg
Datos personales
Nacimiento13 de octubre de 1921
Artigas, Bandera de Uruguay Uruguay
Fallecimiento22 de febrero de 2006
Maldonado, Bandera de Uruguay Uruguay
NacionalidadUruguauyo
OcupaciónPintor
HijosAlicia Ribeiro
Datos artísticos
MovimientoContructivismo
EducaciónTaller Torres García
PremiosGran Premio "Amigos del Arte"
Premios
 
  • Premio.
  • Premio.
Edgardo Ribeiro Mendiondo. Maestro de la plástica uruguaya.

Síntesis biográfica

Nació en 1921 en la Estancia "El Catalán", en el Departamento de Artigas, Uruguay.

En su infancia

Cuando tenía ocho o nueve años una tía le había enviado una postal desde la isla de Mallorca y desde ese momento quedó encariñado de su paisaje y pensó que algún día viviría en ese ambiente cuya luz y colorido precisaran con sus pinceles Santiago Rusinol y Pedro Blanes Viale.

Estudios

A los trece años de edad ya buscaba expresiones plásticas en el campo artiguense. Un día estaba modelando en barro mientras pescaba con su hermano Alceu a orillas del arroyo que surcaba la estancia paterna, cuando llegó hasta allí el Intendente Municipal de Artigas. Quedó sorprendido de sus aptitudes naturales y le prometió una beca para perfeccionar su vocación en Montevideo.

Pasó un tiempo y luego de una exposición de jóvenes plásticos artiguenses, donde las obras de los hermanos Ribeiro concitaron la mayor atención, se concretó el ofrecimiento al ser becados con $ 24,00 mensuales cada uno, para estudiar pintura en la Escuela de Bellas Artes.

Cuando llegó, la matrícula estaba cerrada. Se dirigió entonces al taller del maestro Joaquín Torres García, que lo aceptó como alumno y le dio clases gratuitas. Igualmente a su hermano Alceu. Un año después ambos presentaban obras en el Salón Nacional. Edgardo Ribeiro pronto asimiló las enseñanzas de Torres García, pero las interpretó con independencia.

Enriquece sus conocimientos técnico-artísticos en Europa (1953- 1954), en Perú y Bolivia (1958) y en 1964 obtiene una de las becas de la Vl Bienal, que le permite la estada en el Viejo Mundo durante el periodo 1964-1965.

Vocación docente

En su indeclinable vocación docente es profesor de dibujo en la Enseñanza Secundaria, en 1945. Funda el Taller de Artes Plásticas en Minas en 1946, donde trabaja por el lapso de seis años.

En 1954 se crea otro taller en Rocha, que dirige durante dos años hasta que forma una profesora que lo sustituya; es profesor de dibujo y pintura de la Escuela Nacional de Bellas Artes (1955-1959) y dirige el Taller de Artes Plásticas en San José (1956-1966).

Además imparte enseñanza en su propio taller de Montevideo. En el interior su tarea fue totalmente desinteresada, sin percibir remuneración, "para cumplir con esa sagrada obligación que se ha impuesto, con ese compromiso moral de ayudar a los jóvenes plásticos", como lo ha señalado María Luisa Torrens.

Un destacado grupo de plásticos se ha formado en dichos talleres, entre ellos, Casimiro Notta y Wilson Amaral, en su estada en Minas; Martha Nieves Barbé y Eduardo Saldain, en Rocha; Hugo Nantes, en San José; Osvaldo Leites, Carlos Tonelli y Nelson Leites, en su taller de Montevideo.

Jubilado

Jubilado como docente Ribeiro parte nuevamente para Europa en 1973, en itinerario anhelado desde niño. En Mallorca regresa a la docencia en un taller que dirige con su hermano Alceu y tiene un refugio en La Cabañeta, situado en la montaña, donde se aísla y pinta. Once años estuvo Edgardo Ribeiro en Palma de Mallorca, trabajando como promedio ocho horas diarias y tratando de encaminar con humildad a sus alumnos. En Mallorca los tonos apagados de su paleta, motivados por la sorprendente claridad de aquella isla, adquieren una más feliz belleza cromática.

El escritor minuano Santiago Dossetti, que visita Palma de Mallorca en 1979, dijo del artista artiguense:

"No sorprende a los nativos verlo tendido en estribaciones de la montaña, bajo las nubes, grabador y "cassette" a mano, dejándose ir en el oleaje sonoro o en los silencios de la sexta de Beethoven o en la joven y luminosa alegría de La Primavera, de Vivaldi. Así, viaja, sobre nada y se sumerge, en las vibraciones de la luz. Desafía las alturas acrobáticas o se apacigua en los valles mansos. Va del vértigo al éxtasis".

Ribeiro - el artista peregrino - está radicado nuevamente en Montevideo, desde 1985. Ha visitado Minas, brindado una conferencia sobre plástica en sus pagos artiguenses, publicado un libro: "El negro Jacinto y la isla", exhibido nuevamente sus pinturas en la Galería Moretti. Sin humildad, pero también sin altanería, ha dicho que ha conseguido lo que buscaba, tras la incógnita estética universal.

Exposiciones

En 1975 expone en Galería Rovira, en Barcelona, luego en Galería Xaloc, de Palma de Mallorca y en Sóller. De regreso momentáneo a Montevideo expone en 1977 y 1980 en Galería Moretti temas de calles de Toledo, paisajes de Castilla, Roma, París, Amsterdam, Toscana, Florencia.

Algunas de sus obras están representadas en el Museo de Arte Contemporáneo de Madrid, España; Nacional de México; de Arte Moderno de la ciudad de Moscú, Rusia ; Nacional de Bellas Artes y Municipal "Juan Manuel Blanes", de Montevideo.

Muerte

Muere en Maldonado a los 84 años de edad el 22 de febrero de 2006.

Su obra

En 1946 realiza un mural para la estación Ancap de Punta del Este, diez años después da forma plástica a un mural estival en el despacho de la Liga de Fomento del balneario esteño; en 1949, a un fresco en el Liceo Departamental de Lavalleja (Minas); en 1957 a un mural en mosaico en el Panteón de la Sociedad Española de Montevideo y en 1967 en Buenos Aires, a "Paisaje Constructivo", mural en cerámica de 27 metros de largo por 2.60 m. de alto. Integra el conjunto de exponentes de la Asociación de Arte Constructivo hasta el año 1947.

En el interior expone individualmente en diecinueve muestras y en Montevideo, en Amigos del Arte, en 1943, 1944, 1946, 1954 y 1955; en Galería Montevideo, en 1957, 1961 y 1963 y en la Galería Moretti, en 1941 y desde 1966 a 1970 inclusive. En 1966 expone las telas que realizara durante su estada en Europa, en los Salones de la Comisión Nacional de Bellas Artes.

Premios

En 1940, mención especial en el Salón de Bellas Artes; en 1942, el tercer premio de pintura en el Salón Nacional; en 1943 "Amigos del Arte" le otorga el Gran Premio de Pintura, en un certamen al que concurren artistas nacionales de relevancia; en 1951 obtiene Gran Premio de Pintura en el IV Salón de Artes Plásticas del Interior; en 1952, premio al Retrato en el Salón Nacional; ese mismo año realiza una exposición individual en "Amigos del Arte"; en 1954, le es adjudicado, en el XVIII Salón Nacional, el 1º Premio, Medalla de Oro, por su lápiz "Retrato de L.R.A." y en 1955, obtiene el Gran Premio de Pintura en el XIX Salón Nacional de Artes Plásticas por su óleo "Retrato de Alicia", su hija, a la que pintó posando con una gallinita, que era entonces su compañera inseparable.

Fuentes