Expedición del Geo. B. Upton

Expedición del Geo. B. Upton

Al inicio en cualquier punto donde se reunían grupos de emigrados se acordaba la organización de expediciones, contra las que atentaba la inexperiencia. Es por eso que entre los años 1869 y 1871 salieron quince expediciones. Sin embargo durante los años 1872 y 1873 los envíos fueron escasos.

Desembarco de la expedición del Geo. B. Upton, por la bahía de Banes

Durante la Guerra de los Diez Años la emigración estuvo reunida en tres grupos fundamentales: el de Kingston, el de New York y el de Key West. La emigración de Kingston era pobre en su mayoría y sus esfuerzos, aunque eficaces, fueron escasos. La de New York fue la que realizó la mayor parte de los sacrificios, llevando a cabo las expediciones, hasta que la discordia vino a disminuir el buen deseo; en ella se formó la Junta Revolucionaria de Cuba y Puerto Rico. La de Key West compuesta casi totalmente por tabaqueros, quienes producían con su trabajo personal sumas considerables.

Las contradicciones que se manifestaban en el campo mambí se hicieron sentir también entre los emigrados y las discrepancias entre estos inutilizaba los esfuerzos de unos y otros. No obstante, el entusiasmo no había decaído, siempre que se organizaba una expedición numerosos patriotas daban su disposición para embarcarse hacia Cuba.

Durante 10 años de guerra se organizaron 58 expediciones, de las cuales desembarcaron 40 y 18 fracasaron. Realmente el mambisado recibió muy poca ayuda del exterior, pues hubo años que no recibieron nada, además no siempre se hicieron coincidir los desembarcos por las zonas en que se estaban efectuando las acciones más importantes. En la emigración se desconocían las características de las zonas de desembarco y no siempre pudieron contar con prácticos que los orientaran.

El vapor Geo. B. Upton, trajo varias expediciones a Cuba, entre ellas la que será objeto de este análisis. El 3 de junio de 1870 partió el buque de Colón, Panamá y el día 9 desembarcó por las cercanías de Samá. El jefe del movimiento fue Francisco Javier Cisneros y el de tierra el Coronel Mariano Loño, el contingente expedicionario lo engrosaban aproximadamente 35 hombres.


Resultados de la expedición

El destino de esta expedición fue trágico, los prácticos de tierra no pudieron hacer contacto con las fuerzas insurrectas e informados los españoles del desembarco, sorprenden a los expedicionarios que se encontraban agotados por el trabajo de esconder el cargamento. Tras un fiero combate donde son muertos la mayoría de los expedicionarios y capturados otros, el Coronel Loño, solo y perdido, trató de hacer contacto con los cubanos, pero sorprendido en el camino de la La Cuaba a Holguín, defendiéndose valientemente del enemigo, cae a finales del mes de Julio del 1870 quien al frente de 35 expedicionarios del “Upton” fueron atacados por fuerzas españolas

En carta fechada en Louisville el 10 de julio de ese año, Francisco Javier Cisneros le decía a su hermano Hilario: "Si Loño ha muerto lo debe a no haber tenido con él un buen practico de la Isla, porque observa cuantos días han transcurrido desde la llegada y la noticia debe ser cierta". Lamentablemente durante la Guerra de los Diez Años la emigración no estaba lo suficientemente organizada, ni contó con una estructura que favoreciera el éxito de los desembarcos y esta expedición junto a otras 17 fracasaron, lo que significó grandes perdidas no solo de recursos y vituallas, sino también perdidas humanas.

Fuentes

  • M. Sc. Yurisay Pérez Nakao. Historiadora de Banes.

Enlaces