Saltar a: navegación, buscar

Francis Picabia

Francis Picabia
Información sobre la plantilla
Francis picabia.jpg
Pintor francés
NombreFrancis-Marie Martínez Picabia
Nacimiento22 de enero de 1879
París, Francia, Bandera de Francia
Fallecimiento30 de noviembre de 1953
París, Francia, Bandera de Francia
OcupaciónPintor
PadresFrancisco Vicente Martínez Picabia y Marie Cécile Davanne
Obras destacadasEl apuro (1914); Procesión de la pintura galante (1917); entre otras.

Francis-Marie Martínez Picabia. Pintor francés de origen hispanocubano y conocido en la historia de las artes plásticas como Francis Picabia. Su pintura es muy variada, con constantes cambios de temática y estilo, aunque dentro, casi siempre, del mundo de lo imaginario y lo simbólico. Las ideas que pregonó desde sus publicaciones contribuyeron a la difusión de las vanguardias.

Síntesis biográfica

Nació en París el 22 de enero de 1879, pero de origen cubano. Hijo único de un cubano nacido español, Francisco Vicente Martínez Picabia, y la francesa Marie Cécile Davanne, un matrimonio de la aristocracia española y de la burguesía francesa.

Estudió en la Escuela de Bellas Artes y en la Escuela de Artes Decorativas. Recibió una fuerte influencia impresionista y fauve, en especial de la obra de Camille Pissarro y Alfred Sisley.

Trayectoria artística

Comenzó su carrera artística en el ámbito del impresionismo y el fauvismo, con obras signadas por una simplicidad que le proporcionaron gran éxito comercial. Sin embargo, su temperamento inquieto lo condujo a buscar caminos más comprometidos, por lo que entró en la órbita del cubismo con obras caracterizadas por la incorporación de elementos simbólicos y de títulos y frases sin ninguna relación con el tema.

Trabajó en casi todos los estilos contemporáneos (impresionismo, cubismo, fauvismo, orfismo, dadaísmo, surrealismo y el arte abstracto. Hizo también pinturas figurativas, dibujos y collages.

De 1909 a 1911 estuvo vinculado al cubismo y fue miembro del Grupo de Puteaux, donde conoció a los hermanos Duchamp (Marcel, Jacques y Raymond).

En 1913 viajó a Estados Unidos, donde entró en contacto con el fotógrafo Alfred Stieglitz y el grupo Dadá americano. En Barcelona, publicó el primer número de su revista dadaísta "291" (1916) contando con colaboradores como Guillaume Apollinaire, Tristan Tzara, Man Ray y Jean Arp. Tras pasar una etapa en la Costa Azul con fuerte presencia surrealista en su obra, regresa a París y crea junto a André Breton la revista "391". La revista se publicó entre 1917 y 1924, en Barcelona, Nueva York, Zurich y París, y en ella colaboraron, entre otros, Marcel Duchamp, Tristan Tzara, Man Ray y Jean Cocteau. Junto a la revista Dadá, fue la más importante de este movimiento.

Poco después de 1917, Picabia viajó a París, donde entró de lleno en el círculo dadaísta conducido por Tristan Tzara, participando en las manifestaciones y otros escándalos del grupo. Sus contactos con Marcel Duchamp en Nueva York, donde estuvo en varias ocasiones durante la década de 1910, y con el grupo dadaísta de Zurich, lo llevaron a decantarse por el dadaísmo como tendencia artística preferida. A este período corresponde su estilo más característico, llamado maquinista por centrarse en la representación de máquinas, que en ocasiones son símbolos de los seres humanos y que hacen referencia al mito del maquinismo, del desarrollo industrial a ultranza.

Muerte

Murió el 30 de noviembre de 1953, en París, Francia, a los 74 años de edad y dejando una obra marcada por la impronta dadaísta, cubista y surrealista.

Sobre su obra

Las obras anteriores a 1922 podrían calificarse como mecanomorfas, que mucho deben al dinamismo futurista. El apuro, Museo Thyssen-Bornemisza, Madrid, pertenece a un conjunto de obras realizadas por el artista en 1914, que podrían definirse como transposiciones abstractas de experiencias íntimas.

Hacia 1924 parece regresar a la figuración, sobre todo a partir de la fundación del grupo surrealista. En las obras de este periodo parece burlarse del “onirismo surreal”, pintando figuras desmaterializadas.

Más adelante iniciará un diálogo con la tradición artística. Su interés por la literatura y el lenguaje fue particularmente evidente en sus últimos trabajos.

En 1922 organizó una exposición que reunió cuarenta y seis obras de Picabia, con un catálogo editado por André Breton y en 1930 se celebró la primera de las grandes retrospectivas sobre Picabia en la galería francesa Rosenberg, donde se mostró la obra realizada por el pintor entre los años 1900 y 1930.

Fuentes