Marcaje de animales

Marcaje de animales
Información sobre la plantilla
Aletas de delfines.jpg
Concepto:Sistema de clasificación de las aletas en base a sus marcas naturales en el borde posterior. Las letras A, B y C (y sus combinaciones) denotan las áreas de las aletas donde se encuentran las marcas cuya cantidad representa el número siguiente

Marcaje de animales. El marcaje de los individuos de una determinada población animal para realizar estudios científicos ha sido a través del tiempo de mucha utilidad, con ello es posible conocer importantes aspectos acerca de la ecología, la biología y el comportamiento de las especies, por mencionar algunos ejemplos.

La identificación de los individuos de una población, aporta importante información mediante la cual puede conocerse la dinámica poblacional y la organización social a mediano y largo plazo, al conocer el investigador, con certeza, quién es quién dentro de la población. A partir de esto la ciencia ha logrado dominar aspectos asociados al movimiento de los animales, la permanencia en determinados lugares y se llega a estimar el tamaño de la población silvestre.

Tipos de marcaje

Existen diversas técnicas de marcaje y diversos tipos de marcas artificiales según la técnica seleccionada y lo que se pretende estudiar. En algunos estudios las marcas son bandas o anillos fabricados con distintas fibras y elementos, este es el caso de las usadas para las aves. También están las grapas para peces, reptiles y mamíferos, las pinturas especiales para los estudios de reptiles e insectos. Sin embargo, es posible además identificar a los individuos mediante sus marcas naturales como pueden ser patrones de coloración o cicatrices. Este método tiene la ventaja de no requerir de la captura para la implantación de las marcas, eliminando posibles efectos adversos en los individuos.

En el medio acuático

Si del medio acuático se trata, en los estudios de cetáceos (Ballenas, Delfines y Marsopas) se usa con gran tendencia sus marcas naturales lo que permite con gran paciencia y dedicación diferenciarlos entre sí. Entre las marcas naturales de los Cetáceos, están los patrones de coloración del dorso de sus cuerpos y las comunes muescas de las aletas dorsal o caudal.

La idea no es reciente, se conoce que a finales del siglo XIX y principios del XX algunas orcas fueron identificadas por pescadores y balleneros en la Bahía de Twofold, Australia debido a marcas que presentaban en la aleta dorsal o cerca de esta. De igual forma Caldwell, uno de los primeros investigadores de cetaceos, identificó una tonina que tenía mutilada la aleta dorsal he hizo inferencias acerca de sus movimientos más de 20 años después.

En la década de los años 70 del siglo pasado, comenzó entonces el uso de la fotografía por parte de los investigadores, para definir e identificar las marcas naturales de los individuos en su medio natural. De esta manera comenzó a integrarse valiosa información acerca del delfín jorobado del Pacífico, la tonina, el Delfín tornillo y la Orca de otras regiones del planeta, por citar algunos ejemplos. Desde entonces, la técnica de la fotografía, conocida como “fotoidentificación” constituye una valiosa herramienta para el estudio de los mamíferos marinos.

Fotoidentificación

Fotografiar organismos en su medio natural no es fácil y menos aún si se trata del mar, para lo cual es imprescindible, abordar embarcaciones y tener la precisión de fotografiar a los cetáceos en el momento en que se establece contacto visual con el grupo de organismos de la especie investigada.Los organismos se encuentran en constante movimiento y la embarcación se desplaza y se bambolea por el oleaje y el viento. Su patrón, además, debe manejarla con gran destreza, para mantener a los “especialistas- fotógrafos” lo más cerca posible de los animales, sin que ello implique riesgos para la embarcación, los investigadores y el grupo de animales observados.

Aleta de delfin
El primer eslabón de la técnica de fotoidentificación, es trabajar con fotos de excelente calidad para identificar los individuos y evitar confusiones a la hora de interpretar los resultados. Los investigadores tienen siempre en cuenta, durante el proceso de análisis que, las marcas naturales pueden cambiar y también aparecer otras nuevas. En otros casos, no son muy distintivas o incluso pueden ser muy similares a la de otros individuos, con ello aumenta el riesgo del error. No obstante amigo lector, puede estar seguro que, son fascinantes los resultados obtenidos y si del medio marino se habla, estos han contribuido, sin duda alguna, al mejor conocimiento de las poblaciones naturales a mediano y largo plazo.

Fotoidentificación en Cuba

Delfines en las costas cubanas
En Cuba se usó esta técnica por primera vez en el año 2000 para el estudio de toninas (Tursiops truncatus) en las aguas adyacentes a Cayo Coco (Archipiélago Sabana-Camagüey) en el norte de la isla. Se obtuvo como resultado de la investigación, entre otros, un catálogo fotográfico de 60 animales identificados por sus aletas dorsales, base de datos atesorada en el Acuario Nacional de Cuba. A partir del año 2002 comenzó un estudio similar al norte de la provincia de Matanzas, en aguas de la Península de Hicacos y la bahía de Cárdenas, donde se conocía la existencia de toninas por los valiosos reportes de los hombres de mar y de pobladores de las zonas costeras, monitoreo que aún se realiza.

Al principio se utilizaron cámaras Nikon FM-2, con motor y objetivo de 70 - 300 mm y películas diapositivas de 400 ISO, se complementaba el trabajo con una cámara digital Nikon D100, posteriormente la introducción de la tecnología de digitalización favoreció los resultados. La toma de fotografía se realiza por dos o tres personas, en dependencia del tamaño del grupo y las dificultades que se presentan. Las fotografías se depuran y solo se conservan las mejores imágenes que propiciaban la óptima observación de las marcas. En el procesamiento de las fotos en dependencia del número y ubicación de las marcas se establece un código a partir de la división imaginaria de la aleta dorsal en tres partes. Si alguna de las marcas aparece precisamente en las líneas divisorias concebidas en las aletas se caracterizan exhaustivamente los segmentos limítrofes para su efectiva ubicación. Las imágenes de las aletas coincidentes en número y ubicación de marcas, se superponen mediante capas semitransparentes, gracias a la tecnología automatizada y se les aplicaban transformaciones (translaciones, escalados y rotaciones) para lograr superposiciones exactas “sin distorsionarlas” para corroborar las identidades de los individuos .


Aletas de delfines filtradas por computadora
Las imágenes bien filtradas, transformadas y clasificadas, se incorporan al catálogo de identificación de delfines (toninas). El Acuario Nacional de Cuba cuenta en la actualidad con un catálogo de fotografías de toninas de las aguas cubanas de 250 fotos. Las fotos correspondientes a los animales que se observan en la costa norte de Matanzas han permitido la aplicación de diferentes modelos matemáticos para establecer el primer estimado de tamaño poblacional del Tursiops truncatus y saber entre otros aspectos valiosos, si los individuos son o no residentes en esta área, al menos estacionalmente. Los resultados han tenido gran valor para las investigaciones en materia de Mamíferos marinos, en este caso toninas o delfines, pero aún deben transitar por un largo camino. Por ello las investigaciones continúan como parte de los proyectos de la institución y del indiscutible quehacer y la consagración de los especialistas adentrados en el apasionante mundo de los delfines.

Fuente

Marcas naturales para conocer mejor a los delfines cubanos. MSC. Nirka López Acuario Nacional de Cuba. Artículo publicado en: Revista Mar y Pesca # 377 julio, 2009 p: 28-30 [1]