Saltar a: navegación, buscar

Murciélago Phyllops falcatus

Murciélago Phyllops falcatus
Información sobre la plantilla
MPhyllops.jpeg
Clasificación Científica
Nombre científicoPhyllops falcatus
Reino:Animalia
Filo:Chordata
Clase:Mammalia
Orden:Chiroptera
Familia:Phyllostomidae

Murciélago Phyllops falcatus. Esta especie de murciélago se encuentra viviente o en restos fósiles prácticamente en toda Cuba, y en la Isla de la Juventud.

Hábitat

Habita también en La Española. Esta especie ha sido interpretada científicamente por los especialistas, de forma diferente en uno u otro momento histórico, pero definitivamente, en la actualidad se considera con el nombre científico que encabeza el presente artículo.

Se refugian para su reposo diurno en el follaje de árboles de hojas anchas. Allí, en las áreas más umbrosas, los individuos de Phyllops falcatus penden de los gajos, en verdaderos racimos muy compactos. Nunca se le ha hallado en Cuevas.

Características generales

De tamaño mediano, su peso promedio está entre 16-23. El hocico es muy corto y ancho, con hojuela nasal prominente y puntiaguda. Las orejas se sitúan bien separadas, sobre la cabeza.

La hembra es mayor que el macho.

El pelo es denso y no muy corto, generalmente de color gris pardusco, pero llama la atención que en los hombros tiene un mechoncito de pelos blancos muy visible. Precisamente este lunar de pelo blanco lo distingue de Artibeus jamaicensis, otra especie de murciélago a la que se parece mucho externamente.

Existe muy poca información acerca de la reproducción de Phyllops falcatus.

Algo en su vuelo lo hace muy especial: constituye el único murciélago cubano cuyos individuos vuelan en pareja. Se persiguen unos a otros a la manera de las mariposas, pero también, se ha observado que son capaces de efectuar este vuelo en pareja, haciendo piruetas en perfecta simetría.

Distribución geografíca

Se encuentra en las Islas Caimán, Cuba, la República Dominicana y Haití.

Referencias

Juan Gundlach, en 1877, reportó que vió a individuos de Phyllops falcatus en viviendas. Y, William S. MacLeay, quien lo había colectado y descrito décadas antes, capturó en su propio dormitorio al ejemplar que le serviría como base para la descrición original de la especie.

Esta información permitió afirmar que Phyllops falcatus se acerca y penetra en las casas del territorio por donde desarrolla su actividad nocturna, sin embargo, téngase en cuenta que las observaciones citadas corresponden al siglo XIX donde la mayoría de las viviendas eran prácticamente rurales en correspondencia con el nivel del desarrollo urbanístico.

En la actualidad se sabe que esta especie, es inobservable en las ciudades, todo lo contrario del Artibeus jamaicensis al que le bastan los árboles de un parque para refugiarse.

Fuente

  • Silva Taboada, Gilberto. - 1979. Los Murciélagos de Cuba. Editorial Academia. La Habana , Cuba.