Saltar a: navegación, buscar

Museo de Ciencias Naturales

Museo de Ciencias Naturales Otrora Palacio de Guash
Información sobre la plantilla
234.jpg
Información geográfica
PaísBandera de Cuba Cuba
CiudadPinar del Río
Información general
ConstrucciónConstrucción del recinto en la segunda década del siglo XX y posteriormente fue donado a las autoridades después de 1959.

Museo de Ciencias Naturales Otrora Palacio de Guash. En sus ocho salas los visitantes pueden apreciar exponentes singulares de la fauna del territorio pinareño, así como de otras latitudes, con especial énfasis en las llamadas trigonias, consideradas los fósiles más antiguos del archipiélago cubano. Asimismo, destacan entre la muestra los restos fósiles del plesiosaurio, enorme animal marino que tuvo su hábitat en las aguas que hace millones de años cubrían el área que ocupa en nuestros días Pinar del Río.

Localizado desde hace poco mas de 20 años en el otrora Palacio de Guash, debe su nombre al doctor Francisco Guash Ferrer, quien asumió la construcción del recinto en la segunda década del siglo XX y posteriormente fue donado a las autoridades después de 1959.

Las peculiaridades de su construcción están en la diversidad de estilos, pues se conjugan armoniosamente el friso jónico, el pórtico hindú, el capital dórico y la ojiva árabe, todo lo cual le otorga un valor arquitectónico monumental.

Historia

En los templos se guardaban objetos de culto u ofrendas, que, de vez en cuando, se exhibían al público. Lo mismo ocurría con los objetos valiosos y obras de arte que coleccionaban algunas personas de la aristocracia en Grecia y en Roma; los tenían expuestos en sus casas, en sus jardines y los enseñaban con gran orgullo a los amigos y visitantes.

Es en el Renacimiento cuando se da el nombre de "museo" tal y como lo entendemos hoy a los edificios expresamente dedicados a tales exposiciones. Por otra parte están las galerías de arte, donde se muestran pinturas y esculturas. Su nombre deriva de las galerías de los palacios y castillos, que eran los espaciosos vestíbulos de forma alargada, con muchas ventanas o abiertos y sostenidos por columnas o pilares, destinados a los momentos de descanso y a la exhibición de objetos de adorno, muchas veces obras de arte.

Origen de los museos

En su origen, un museo era un templo de musas, un lugar sagrado que ellas frecuentaban, y no hay que olvidar que las musas eran las diosas de la memoria. Más tarde, en la época de la dinastía Ptolemaica, Ptolomeo Filadelfo mandó construir en Alejandría un edificio al que llamó Museo (otras fuentes aseguran que su fundador fue Ptolomeo I Sóter, padre del anterior). Estaba dedicado al desarrollo de todas las ciencias y servía además para las tertulias de los literatos y sabios que vivían allí, bajo el patrocinio del Estado. En aquel museo se fue formando poco a poco una importante biblioteca.

Los escritores latinos señalan la existencia de un significado adicional de "museo". Todo parece indicar que así llamaban en la antigüedad romana a unas grutas con unas características especiales, y que, situadas dentro de las villas, sus propietarios las utilizaban para retirarse a meditar.

Época contemporánea

Luego de la Primera Guerra Mundial (1918) surgió la Oficina Internacional de Museos, la cuál estructuró los criterios museográficos cuyos programas y soluciones técnicas están aún vigentes. En 1945 surge el Consejo Internacional de Museos (ICOM, por sus siglas en inglés) y en 1948 aparece la publicación periódica Museum, mediante la cual se difunden hasta las actividades de los museos en el mundo.

Día Internacional de los Museos

Se celebra cada 18 de mayo, desde 1977, según la resolución 5, tomada en la XII Asamblea General del Consejo Internacional de Museos, en Moscú. Todos los años, el Consejo Consultivo elige un lema para la festividad, alrededor del cual se realizan todas las actividades. El Día Internacional del Museo supone un motivo para propiciar las iniciativas que promuevan las instituciones, destinadas al público. Es, además, el momento para dirigir la atención de los gobiernos y de las entidades de las que dependen los museos hacia las funciones y necesidades de estos. Esta celebración favorece el diálogo entre los profesionales y las distintas disciplinas o especialidades.

Medidas de seguridad

Los museos actuales cuentan con varias medidas de seguridad para proteger sus obras:

  • Circuito cerrado de televisión: cámaras de seguridad que graban constantemente las salas del museo.
  • Vitrinas: protegen cuadros y esculturas.
  • Infrarrojos pasivos: captan fuentes de emisión de calor, por ejemplo, el cuerpo humano.
  • Detectores volumétricos: registran desde la presencia de intrusos hasta los cambios de temperatura.
  • Cortinas de rayos láser: haces de luz constante que protegen lo exhibido.
  • Campos magnéticos: detectan cuando algo los atraviesa.
  • Detectores de peso: protegen detectando las variaciones del peso de lo que hay sobre ellos, activando la alarma.

Fuente