Saltar a: navegación, buscar

Virgilio Jiménez Casa del Valle

Virgilio Jiménez Casa del Valle
Información sobre la plantilla
Virgilio Jiménez ( Boxeo).JPG
Gloria del Deporte Cubano en Boxeo
Datos personales
Apodo“El yunque Jiménez”
Fecha de nacimiento2 de junio de 1948
Lugar de nacimientoGüines, Mayabeque, Bandera de Cuba Cuba
Nacionalidadcubana
Residenciacubana
Carrera
DeporteBoxeo
Medallero
Oro Jamaica 1962 y 5 de Oro y 1 de Plata La Habana 1960,1961,1962,1963,1964.

Virgilio Jiménez Casa del Valle, tambien conocido como “El yunque Jiménez”. Boxeador güinero, de reconocida pegada. Participó en los IX Juegos Centroamericanos y del Caribe que se celebraron en Kingston, Jamaica, desde el 11 de agosto de 1962.

Orígenes

Los vecinos del barrio “Trujillo” en Güines vieron crecer a este joven que siendo solo un adolescente trabajaba de sol a sol para ganar el sustento familiar.

En una ocasión regresando del trabajo del campo, se acerca a un gimnasio de Boxeo que existía en la localidad. En este lugar los jóvenes entraban para dar los primeros pasos en el pugilismo de donde después eran vendidos a los mejores postores. En esa oportunidad, Pablo Benítez, el entrenador, le insiste a Virgilio a que se pusiera los guantes con un tal Gilberto, de mucha experiencia en el boxeo.

Al escuchar la propuesta expresó “usted está loco, yo jamás he peleado con nadie”. Pero los intereses de la época no creían en técnicas ni en voluntad, sólo en golpear bien duro y sacar el mayor provecho.

Este primer encuentro con el Boxeo no fue muy ventajoso para el joven, resulto la primera experiencia amarga. Pero después de los primeros golpes se olvida el triste destino, y sólo se piensa en llegar a ser el mejor para que lo pasen al profesionalismo, como único medio de ganar unos pesos para el sustento familiar.

Primeras peleas

En enero de 1954, cumplido tres meses de entrenamiento en el gimnasio, Virgilio se encontraba listo para pelear. El debut se produjo el día 8 de enero en San Nicolás de Bari frente a Abelardo Silva, a quien derrotó por formidable nocaut. De ahí en adelante celebra cuatro combates más, con idénticos resultados.

La pegada dura que poseía, con la izquierda, dio motivo para que el entrenador lo bautizara con el sobrenombre de “El yunque Jiménez”.

Llegada del triunfo revolucionario

El triunfo revolucionario el 1 de enero de 1959 salvó a Virgilio de las garras del profesionalismo y de la miseria.
El Yunque Jiménez.JPG

“El Yunque” no tuvo que chapear más, ni golpear por ganar míseros pesos o centavos. Aprendió a leer y escribir, Consiguió trabajo y facilidades para practicar el deporte de los puños.

Por el gran ascenso en el pugilismo, ya en 1960 se encontraba entrenando en la arena Trejo de la capital. Se preparaba junto a otros boxeadores aficionados para ganar un puesto en la selección nacional que viajaría a un tope amistoso en la RDA. Donde logra hacer el equipo.

Se cumplía así un viejo sueño: representar dignamente a la patria en el deporte amateur en tierras extranjeras.

En la RDA Virgilio ganó tres combates por la vía rápida, pero más que los resultados obtenidos le entusiasmó la acogida recibida en tierra amiga.

Una gran meta

Los IX Juegos Centroamericanos y del Caribe que tenían por sede a Kingston, Jamaica, a partir del 11 de agosto de 1962 se convirtió en su próximo objetivo.

Cada uno de los preseleccionados tuvo que entrenar muy fuerte para integrar el equipo, y lograr el objetivo:

  • Vicente Núñez en 51 Kg
  • Roberto “Chocolatico” Pérez en los 54
  • Osvaldo “Sansón” Riverí en 57
  • Moisés vive en 60
  • Félix “Panterita” Betancourt en 63,5
  • Virgilio “Yunque” Jiménez en los 67
  • Leonardo Alcolea en 71
  • Gregorio Aldama en 75
  • Raúl Díaz en 81 Kg.

A los juegos la delegación cubana lleva la consigna “En Jamaica también venceremos”. Se inician las agresiones y amenazas contra los deportistas cubanos, los que responden con energía golpe por golpe a los contrarrevolucionarios. Evadieron todas las provocaciones, los intentos de sobornos y persuasiones de abandonar la delegación. Tuvieron que soportar las vejaciones de un público incorrecto, que no sólo faltaba el respeto a las compañeras, sino que se atrevían en muchos casos a ofenderlos directamente en la calle y en las propias instalaciones. Pero siempre recibieron respuesta merecida por parte de la delegación”

Los atletas cubanos se crecieron en la difícil situación y supieron salir airosos en varios deportes, y entre ellos el boxeo, en donde se acaparó un total de ocho medallas: cuatro de oro, dos de plata y dos de bronce, para conquistar la supremacía centroamericana.

Las medallas de oro las obtuvieron Virgilio Jiménez, Félix Betancourt, Osvaldo Riverí y Leonardo Alcolea…

Para Virgilio la medalla de oro en el pecho, la bandera izándose al compás de himno, le engrandaba el corazón por el deber cumplido con el pueblo.

Quehacer deportivo

En el historial deportivo, Virgilio Jiménez celebró 165 combates y perdió solamente 14.

El último combate fue en 1965 frente a Andrés Molina, quien lo derrotó por nocaut.

De esa forma se acercaba el retiro oficial del “Yunque Jiménez” que pasaba a un nuevo desempeño, la de enseñar a las jóvenes generaciones el maravilloso arte de los puños.

Principales resultados

Distinciones recibidas

  • Mártires de Barbados 1978

Fuentes

  • Maribel Durruty, INDER, atención a Glorias deportivas
  • Tomado del semanario deportivo LPV. Año XIX – No. 992- 23 de Junio de 1981. “Año del XX aniversario de Girón”