Batalla de Juan Mulato (4 de febrero de 1878)

(Redirigido desde «Batalla de Juan Mulato»)
Batalla de Juan Mulato
Información sobre la plantilla
Fecha:4 de febrero de 1878
Lugar:San Luis, Santiago de Cuba, Bandera de Cuba Cuba
Ejecutores o responsables del hecho:
Ejército Libertador


Batalla de Juan Mulato. Hecho trascendental de la historia de Cuba donde el mayor general Antonio Maceo, al mando de tan solo 38 hombres, se enfrenta a una columna española del Batallón de Cazadores de Madrid de unos 300 efectivos, provocándole al enemigo un número considerable de bajas y logrando la victoria.

Breve reseña

El 1 de febrero de 1878 después de una victoriosa batalla ganada a los españoles Antonio Maceo acampa en la llanada de Juan Mulato, San Luis, no lejos de los campamentos españoles de Perseverancia y San Pedro, con el objetivo de atacar la primera columna española que cruzara por la zona.

Después de tres días de espera, carentes de alimentos, este dispone en la noche del día 3 que el teniente Ramón González partiera en la madrugada del día 4 rumbo a Pueblo Nuevo con los asistentes y el grueso de la tropa con el fin de conseguir alimentos.

En el campamento quedan poco más de 30 hombres, entre ellos jefes, oficiales y ayudantes del general, armados con rifles, revólveres y machetes. Como a las 4 horas se siente fuego de fusilería en una de las avanzadas que entabla combate con una columna española.

Inicio de la batalla

En horas de la mañana del 4 de febrero de 1878, fuerzas del Ejército Libertador, bajo el mando del Mayor General Antonio Maceo, son atacadas en el campamento ubicado en la llanada de Juan Mulato, en San Luis, por una columna de unos 300 efectivos del Batallón de Cazadores de Madrid, bajo el mando del Teniente Coronel Ramón Cabezas.

En el lugar solo se encontraban 38 mambises, pues el jefe cubano había dispuesto que un buen número de hombres saliera esa mañana en busca de alimentos a la zona de Pueblo Nuevo, a unos 10 kilómetros.

El enemigo ataca la avanzada cubana y la hace retroceder hasta el campamento pero ya los insurrectos estaban preparados y a pesar de la correlación de casi 10:1 a favor de los españoles, resisten la acometida y los intentos de rodear su posición.

Varias veces los libertadores cargan, obligando al enemigo a concentrarse en una elevación cercana en horas del mediodía, con lo cual se produce un alto en el combate.

Maceo acepta la tregua esperando que en ese intervalo regresen las fuerzas que con el Comandante Ramón González habían ido en busca de alimentos pero al ver que no lo hacían decide reanudar la acción a las 15:00 horas, atacando la altura donde se encontraba el adversario. En esa acometida cae gravemente herido el Teniente Coronel Teodoro Laffitte, quien muere poco después.

Estocada final

Los españoles resisten los ataques y a las 17:00 horas de haber comenzado la batalla intentan emprender la retirada, abandonando muertos y heridos, cuando un nuevo ataque cubano los dispersa completamente. El campo queda lleno de cadáveres, entre ellos un oficial.

Las bajas enemigas son 260 muertos y 27 prisioneros, los cuales posteriormente son puestos en libertad. El jefe español muere en duelo personal con el Capitán Valentín Consuegra, de la escolta de Antonio Maceo.

En manos de los libertadores quedan la bandera del batallón, su archivo, bagajes, acémilas, armas y municiones en abundancia; sus bajas, además del Teniente Coronel Laffite, son dos heridos graves y uno leve.

Al atardecer llega al campamento el comandante González con el grueso de la tropa, pero ya se había obtenido la victoria con solo 38 hombres y en menos de 8 horas.

Fuentes