Saltar a: navegación, buscar

Estalactitas

Estalactitas
Información sobre la plantilla
Estalactita 2.jpg
Concepto:Formaciones minerales que se encuentran frecuentemente en cuevas

Estalactitas. Son concreciones calcáreas que han ido formando, poco a poco, las aguas de infiltración. Durante sus desplazamientos subterráneos, el agua disuelve el carbonato de calcio de las rocas sedimentarias y se filtra por las grietas de las bóvedas de las grutas. Al entrar en contacto con el aire y el gas carbónico, se forma un precipitado que se sedimenta y se solidifica, colgando por la bóveda de la gruta; estas son las estalactitas. Las estalactitas de mayor grosor (las más comunes), presentes en la mayoría de las cavidades, se forman cuando además del flujo a través del canal central, el agua circula por las paredes exteriores. Si el crecimiento es rápido las formas son alargadas, si es lento son más gruesas.

La voz estalactita procede de la palabra griega "stalaktós" ( de "stalasso' que significa gotear. Roca calcárea en forma de cono irregular y con la punta hacia abajo, que se forma en el techo de las cavernas por la filtración lenta de aguas con carbonato cálcico en disolución. El agua procedente de una fisura desemboca en un conducto aéreo. Alrededor de la gota precipita el carbonato de calcio, produciéndose poco a poco el crecimiento de una concreción cilíndrica hueca de poco espesor, por cuyo interior continua circulando el agua. Este tipo de crecimiento se denomina primario, mientras que el crecimiento secundario se produce por los laterales, lo que aumenta el grosor de la estalactita. En este estado se denomina frecuentemente "Macarrón". Puede alcanzar longitudes de 6 mts. y el diámetro varía entre 2 y 9 cm. y el grosor de la pared entre 0,1 y 0,5 mm, por lo tanto son muy frágiles.

Estalactitas excéntricas

Estalactitas

Son formaciones de una vistosidad increíble. Pueden ser antoditas o helictitas. Las antoditas se forman por flujo superficial, se producen en zonas con corrientes de aire y la consiguiente evaporación. Cuando son de aragonito, nos encontramos con antoditas muy frágiles y racimos muy fibrosos. Cuando son de calcita tienen aspecto de ramas y presentan mayor consistencia. Las helictitas necesitan un canal central que aporte agua para su crecimiento. Crecen en cualquier dirección y su formación concurren múltiples factores como giros de los ejes de cristalización, aparición de poros laterales (por haberse obstruido el conducto central), concentración de impurezas por evaporación del agua, corrientes de aire.

Mayores estalactitas del mundo

La quinta de la lista de estalactitas más grandes del mundo, con tan sólo 5 metros de altura, se encuentra en Gales, Gran Bretaña, en la cueva denominada OFD (Ogof Ffynnon Ddu). La formación es denominada el Tridente.

La cuarta se ubica en los Estados Unidos, en las cavernas del parque estatal Kartchner. La estalactita en cuestión es una preciosidad. Son 6′4 metros pero con sólo 6 milímetros de anchura. Esta cueva es visitable por los turistas y, a pesar de ello, está muy bien conservada.

La tercera de la lista ostenta el récord del mundo según el Libro Guinness. Con 6′60 metros esta estalactita irlandesa ha hecho historia, no sólo por su longitud, sino también por su frágil base: 30 centímetros cuadrados de sección transversal. Se encuentra en la cueva de Dooli.

La segunda estalactita, que era considerada hasta hace poco la mayor está en la caverna Jeita en el Líbano. Localizada en la “Sala Blanca” de la cueva cuenta con 8′2 metros de longitud.

La primera, con 15 metros de longitud, según informaciones que se tienen de ella, indican que se trata de una cueva inexplorada (o más bien en proceso de exploración) en la región de Polis Chrysochous en Chipre.

Proceso de formación

La formación de las estalactitas obedece al ataque realizado por el dióxido de carbono que se encuentra disuelto en el agua de lluvia sobre la roca caliza, constituida ésta casi en su totalidad por carbonato cálcico. Como producto de esta reacción química aparece el bicarbonato cálcico, sustancia muy soluble en el agua. Cuando en el techo de una cueva afloran gotas de esta agua, se produce la reacción inversa: escapa el dióxido de carbono y precipita el carbonato cálcico, que comienza a formar concreciones alrededor del punto de caída de la gota hacia el suelo. El crecimiento de éstas es muy lento, estimándose que para crecer 2,5 cm se precisan entre 4.000 y 5.000 años. La estalactita más larga de la que se tiene noticia se encuentra en la cueva de Poll an Ionana, en Irlanda, y mide 6,20 m.

Medición del calentamiento global

El cambio climático se puede medir gracias a las estalactitas y estalagmitas presentes en las cuevas de todo el mundo. Según investigadores de la Universidad de Almería, estas formaciones yesíferas son perfectas para saber las condiciones climatológicas de hace miles de años. Para no modificar el hábitat natural de las cuevas y mantener estos entornos naturales tan singulares, todas las muestras sobre las que han basado su estudio son de espeleotemas rotos. Los investigadores han tomado muestras de distintas cuevas de todo el mundo, desde las mejicanas Cuevas de Naica hasta la almeriense Cueva del Agua.

Cueva kárstica

Una cueva kárstica se forma cuando el agua disuelve toneladas de unas rocas llamadas rocas calizas y las arrastra poco a poco. Esto deja la roca llena de agujeros y galerías, que en muchos casos acaban abriéndose al aire libre. Toda estalactita y estalagmita empieza en una grieta de la roca del techo de estas cuevas kársticas. Allí donde el agua que se filtra a través de la roca hasta llegar a un hueco lleno de aire puede ir cayendo gota a gota. Allí es donde nacen las estalactitas. Cada gota que cae deja tras de si un poquito del carbonato cálcico que lleva disuelto.

Cueva de las estalactitas en la Reserva Avshalom

La cueva de las estalactitas de la reserva natural (también llamada cueva de Soreq), está dedicada a la memoria de Avshalom Shoham. De 82 metros de largo y 60 de ancho, la caverna se encuentra en la cara occidental de las colinas de Judea, en las afueras de la ciudad de Beit Shemesh. Fue descubierta accidentalmente por trabajadores de la mina próxima.

Aunque la cueva de Soreq es relativamente pequeña, la variedad de formaciones es mucho más amplia que en sus rivales. Algunas de las estalactitas tienen 300 años de edad, y los científicos las utilizan para estudiar los cambios climáticos que han tenido lugar en este área desde la época de su formación hasta el presente. Algunas estalactitas son incluso más viejas, aunque no pueden determinar con precisión su edad con los instrumentos disponibles actualmente.

Las estalactitas que cuelgan del techo de la caverna tienen hasta 4 m de largo y en ocasiones se encuentran con las estalagmitas que crecen desde el suelo. Las estalactitas varían de un diámetro de unos pocos milímetros hasta algunos metros. Algunas parecen objetos cotidianos (cajones, trapos, ramas y corales), y otras tienen formas nunca vistas antes. Bastantes estalactitas y estalagmitas están activas aún.

Cavernas de Carlsbad

Estalactitas en la Caverna de Carlsbad

En medio de las Montañas Guadalupe, al sureste de Nuevo México, se ubican las Cavernas de Carlsbad. Un lugar destinado para poder preservar todas las cavernas de la zona, tanto pequeñas como grandes. En sí, el parque cuenta con 83 cuevas incluyendo la mundialmente famosa Cueva Lechuguilla, conocida como la cueva caliza más profunda y la tercera en longitud de Estados Unidos. Gracias a su gran repercusión fue declarado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, además de que dos tercios del parque son declarados como zona salvaje.

El parque nacional de las Cavernas de Carlsbad (Carlsbad Caverns National Park) es un parque nacional de los Estados Unidos localizado en el sureste de Nuevo México, en las montañas Guadalupe, en la misma cordillera que el parque Nacional de las Montañas de Guadalupe.

La decoración de la caverna de Carlsbad con estalactitas y estalagmitas comenzó hace más de 500 mil años. Se fueron creando poco a poco, gota tras gota durante una época en la que el clima exterior era frío y húmedo. La creación de cada formación dependía de la filtración de agua a través de la roca caliza. Al caer cada gota, iba absorbiendo dióxido de carbono del aire y el suelo, creando una especie de lluvia ácida. Durante su filtración a través de la roca, la acidez iba disolviendo la caliza, absorbiendo la gota una pequeña cantidad de calcita.En aquellos lugares en que las gotas permanecían un período pegadas al techo, se iban formando estalactitas, mientras que en aquellos en que caían rápidamente al suelo se formaron estalagmitas. En algunas ocasiones se unieron las estalactitas y estalagmitas formando columnas.

Véase también

Enlaces externos

Fuentes