Saltar a: navegación, buscar

Rafael de León y Arias de Saavedra

Rafael de León
Información  sobre la plantilla
Rafael leon.jpeg
Nombre completoRafael de León y Arias de Saavedra
Nacimiento6 de febrero de 1908
Defunción9 de diciembre 1982
Madrid
OcupaciónImpresor, editor, promotor de publicaciones literarias y escritor
CónyugeMaria Victoria Atencia
DescendenciaRafael, Victoria, Álvaro y Eugenia

Rafael de León y Arias de Saavedra nació el 6 de febrero de 1908, en la calle San Pedro Mártir, en Sevilla, en el seno de una aristocrática familia de terratenientes andaluces. Fue un poeta español de la Generación del 27 y autor de letras para copla, faceta esta última en la que se hizo famoso por haber formando parte del trío Quintero, León y Quiroga. Fue el letrista de algunas de las más célebres canciones populares españolas del siglo XX, como Tatuaje, Ojos verdes, A ciegas, A la lima y al limón ¡Ay pena, penita, pena!, María de la O, Con divisa verde y oro.

Síntesis biográfica

Rafael León nació en Sevilla, hijo de los condes de Gómara, realizó sus estudios en colegios privados religiosos en Málaga y Sevilla, y más tarde la carrera de Derecho en la Universidad de Granada.

Allí conoció a Federico García Lorca, con quién entabló una buena amistad. En 1932 se traslada a Madrid bajo la influencia del compositor Manuel Quiroga, que junto con el autor teatral Antonio Quintero, llegaría a formar el prolífico trío Quintero, León y Quiroga, con el que registraron más de cinco mil canciones durante casi tres décadas.

De su obra destacan sus libros de poesías, Pena y alegría del amor (1941), Jardín de papel (1943) y Amor de cuando en cuando (1943) y en colaboración con Antonio Quintero, las poesías Profecía, Romance de la serrana loca y miles de letras de canciones. Junto al argentino Salvador Valverde es autor del conocidísimo cuplé "Bajo los puentes del Sena" escrito para ser estrenado por la cupletista Raquel Meyer.

A partir de los años sesenta el estilo de la copla y de la canción andaluza que tan bien había representado el “trío” cae en el olvido y vienen unos años oscuros para la obra de canciones y poesías de Rafael de León, que murió en el más cruel de los olvidos. De ningún poeta español del siglo XX, han sido tan recitadas sus poesías y tan cantadas las letras de sus canciones, pero incomprensiblemente sigue siendo el gran ausente al hacer recuentos dentro del ámbito de la cultura popular española de posguerra.

Rafael de León falleció en Madrid y fue enterrado en el Cementerio de la Almudena

Fuentes