Saltar a: navegación, buscar

Silvio Berlusconi

Silvio Berlusconi
Información sobre la plantilla
Silvio -B.jpg
Escudo de la República Italiana
Presidente del Concilio de Ministros de Italia
8 de mayo de 2008 - 11 de noviembre de 2011
PresidenteGiorgio Napolitano
PredecesorRomano Prodi
SucesorMario Monti
11 de junio de 2001 - 17 de mayo de 2006
PresidenteCarlo Azeglio Ciampi
PredecesorGiuliano Amato
SucesorRomano Prodi
27 de abril de 1994 - 17 de enero de 1995
PresidenteOscar Luigi Scalfaro
PredecesorCarlo Azeglio Ciampi
SucesorLamberto Dini
Datos Personales
Nacimiento29 de septiembre de 1936
Milán, Bandera de Italia Italia
OcupaciónEmpresario, político y ex-abogado
Conocido porIl Cavalieri
Partido políticoPartido Poblo de la Libertá (Pueblo de la Libertad)
Creencias religiosasCatólica
Silvio Berlusconi. Es un magnate de los medios de comunicación y político italiano, que ocupara durante tres ocasiones la presidencia del Concilio (Consejo) de Ministros de Italia, cargo equivalente a primer ministro. Su último mandato, transcurrido entre mayo de 2008 y noviembre de 2011, fue el más polémico de todos pues estuvo marcado por fuertes escándalos sexuales y el hecho de que Italia fuera golpeada enormemente por la crisis económica. Situaciones que lo llevaron a renunciar el 11 de noviembre de 2011, tras fuertes presiones dentro de su partido y a nivel nacional e internacional[1].

Como empresario, fundó la megacompañía Mediaset, dueña de la mayoría de los medios de comunicación en todo el país, además de consolidar la mayor fortuna de toda Italia y una de las más grandes de Europa Mediterránea.

Síntesis biográfica

Nació en la ciudad norteña de Milán, el 29 de septiembre de 1936, originario de una familia de clase media, de donde fue el mayor de tres hijos. Después de completar su educación secundaria en un colegio salesiano, estudió Derecho y Leyes en la Universidad de Milán, de donde se graduó con una tesis sobre los aspectos jurídicos de la publicidad en 1961.

Trayectoria laboral

Empresario de éxito

Tras vincularse varios años al sector inmobiliario y a la inversión de riesgo, en 1974 fundó el canal televisivo local "Telemilano" y más adelante en 1978 lanzó "Canale 5", de ámbito nacional. Berlusconi fue el primero en desarrollar una red de canales televisivos privados dedicados a temas nacionales, poniéndo de esa forma fin al monopolio de la Rai (compañía estatal de televisión), que habia controlado la televisión durante varios años. En 1983-84 adquirió "Italia 1" y "Rete 4", lo que dio vida al duopolio televisivo Rai-Fininvest, autorizado por una ley de 1990. En 1985 creó "La Cinq", la primera cadena privada gratuita de Francia, que quebró por falta de audiencia, y adquirió acciones de "Chain", y "Cinéma 5", otros canales franceses. En 1990, se fundó en España, Telecinco y el grupo Mediaset de Berlusconi adquirió la cadena por 276 millones de euros en 2002.

Mediaset, su obra maestra, posee el control de la publicidad, y ha comprado recientemente la Endemol, empresa que vende "formatos" de programas, que luego se adaptan al gusto de cada país. Durante su gobierno cambió la ley que lo obligaba a dar las frecuencias de su canal Rete 4 al nuevo canal EUROPA.

Su imperio se extiende también al terreno de la prensa escrita, ya que en 1976 compró participaciones de "Il Giornale". Al final de su carrera como empresario mediático, en 1990, obtuvo la presidencia del grupo Mondadori, fue editor del periódico "La Repubblica" y de los semanarios "L'Espresso", "Epoca", y "Panorama" en aquel momento. Más tarde, adquirió la cadena de tiendas de vídeo Blockbuster, portales de acceso a Internet y una participación en Olivetti. Así, el grupo Mondadori, el cual controla actualmente un tercio del sector editorial en Italia.

Tras su éxito como empresario,la revista Forbes en 2009, lo nombró la persona más adinerada de Italia, con una fortuna de 6.500 millones de dólares y la 70ª persona más rica del mundo[2].

Trayectoria política

Tras una inicial vinculación al Partido Socialista de Bettino Craxi, el desarrollo del proceso de "Tangentopoli" o "Manos Limpias" por el que se comenzó a combatir la corrupción institucional generalizada en Italia, construyó el movimiento Forza Italia con el que obtuvo el poder en las elecciones de 1994 (en coalición con otros partidos), perdiéndolo en 1995 por el abandono de la coalición por parte de la Lega Nord de Umberto Bossi. Ha sido acusado en repetidas ocasiones de conexiones con la Mafia, y algunos de sus colaboradores más cercanos, como Cesare Previti, han sido condenados en firme por corrupción de la Justicia.

Berlusconi volvió a ser Primer Ministro italiano, desde mayo del 2001 hasta el mes de mayo de 2006 (con dos gobiernos seguidos). En 2006 ganó las elecciones la coalición de centro-izquierda. Tras una agria polémica post-electoral, el 2 de mayo del 2006 dimitió de su cargo y fue relevado por Romano Prodi.

Mientras gobernó, controlaba indirectamente los tres canales de la RAI, y directamente los tres canales de Mediaset (es decir, el 100% de la televisión terrestre y el 90% del total). Uno de sus primeros actos de gobierno fue despedir a periodistas y comediantes incómodos como Biagi, Santoro y Luttazzi. Se suele criticar a los periodistas que, no sólo no se rebelaron contra ello, sino que parecieron dar su asentimiento al descabello. En efecto, no hay sino mirar los periódicos del día después del "Edicto de Sofia". Por otro lado es un miedo si no justificable, sí comprensible, ya que se trataba de sus trabajadores, por cuanto una gran parte de la prensa escrita es también de su propiedad.7 En España controla (indirectamente) el 50,13% de Telecinco.

El 18 de noviembre de 2007 anuncia la disolución de su histórico partido Forza Italia y el nacimiento del "Popolo della Libertà" (unión de varios partidos) con el que, en coalición con la Lega Nord y el Movimento per l'Autonomia, ganó nuevamente las elecciones, frente a Walter Veltroni (ex alcalde de Roma) líder del Partido Democrático (que estaba en coalición con la Italia de los Valores), llevando a la coalición a una clara victoria ya que obtiene mayoría relativa en el país y, por efecto de la ley electoral, absoluta en ambas cámaras. En la Cámara de Diputados la coalición de Silvio Berlusconi obtuvo un 46,8% de los sufragios frente al 37,5% de la coalición de Veltroni y al 5,62% del UDC.8 Por su parte, en el Senado de la República la diferencia fue igual de amplia: un 47,32% frente a un 38,01% de la coalición de centro izquierda y a un 5,70% del UDC, único partido no coaligado que obtuvo escaños. Debido a las indicaciones de los partidos, el presidente Napolitano eligió a Berlusconi como Presidente del Consejo de Ministros de Italia, cargo que cubrió por tercera vez.

Berlusconi junto al mandatario panameño Ricardo Martinelli durante una visita de estado a Panamá

La polémica ha marcado notablemente sus gobiernos. El revuelo levantado por la ley Alfano es un notable ejemplo. Esta ley estableció que los cuatro mayores dirigentes del Estado, el presidente de la República, el primer ministro y los presidentes de la Cámara de Diputados y el Senado, no pueden ser juzgados por ningún delito no relacionado con su cargo mientras permanezcan en el gobierno.[3] Asimismo, ha sido acusado en varias ocasiones de mantener tratos con la mafia calabresa (Ndràngheta).[4]

Para el escritor Paul Ginsborg, autor del libro Silvio Berlusconi; televisión, poder y patrimonio, la combinación de populismo antidemocrático y poder mediático de Berlusconi le convierte en una gran amenaza para la democracia. En el libro, que es una biografía que incluye sus primeras andanzas como empresario y playboy hasta la creación de su imperio empresarial Mediaset y el posterior ascenso a la presidencia del Consejo de Ministros de Italia, analiza las relaciones de carácter comercial, los intereses económicos y los procesos judiciales del presidente de Italia pero sin dejar de exponer la caracterización de la sociedad italiana que ha aupado y permitido el triunfo de una figura como la de Berlusconi.[5][6][7]

El día 12 de noviembre del 2011, Silvio Berlusconi presenta su dimisión al ser aprobada la Ley de Presupuestos de 2012 que incluía las reformas económicas exigidas por la Unión Europea. El primer ministro ya había adelantado que renunciaría tras ser aprobado este texto. Mientras tanto, asume provisionalmente la jefatura de Gobierno el senador vitalicio Mario Monti, quien fue nombrado de improviso por Giorgio Napolitano para institucionalizar su figura, blindarla y proyectarla hacia la jefatura del Gobierno.[8]

Caso Ruby

La joven marroquí Karima El Mahroug, conocida como Ruby llega a una audiencia en el proceso abierto contra Silvio Berlusconi, en Milán, Italia.

El denominado Caso Ruby fue uno de los factores de peso para que Berlusconi se alejase del poder durante un tiempo esperando que las cosas se calmaran. Este problema ocurrió en mayo de 2010 cuando el entonces primer ministro Silvio Berlusconi ejerció poder para que pusieran en libertad a la supuesta sobrina del mandatario egipcio Hosni Mubarak, dicha sobrina se hacia conocer por el apodo de Ruby y fue identificada por la policía de Milán como una prostituta lo que despertó la indignación de la población por el abuso de poder de Berlusconi, siendo utilizado el hecho por sus opositores para atacar su gobierno. Ruby era el seudonimo de la prostituta marroquí Karima El Mahroug quien siendo menor de edad participo en fiestas privadas de tipo sexual en la mansión del político y empresario italiano.

Aunque Berlusconi libró librase de sanciones no pudo escapar de la justicia y el 24 de junio de 2013 tres jueces del Tribunal de Milán lo condenaron a siete años de cárcel por prostitución de menores y abuso de poder, además de inhabilitarlo por siempre para el ejercicio de un cargo público. Esta sentencia fue dictada [9][10].

Referencias

Fuentes