Star Trek

Star Trek o Viaje a las estrellas
Información   sobre la plantilla
StarTrek Logo 2007.JPG
Serie de ciencia ficción
Características Generales:
Creador de la historieta:Gene Roddenberry
Género:Ciencia ficción
Fecha de inicio:1966
Versión para televisión:
Episodios:733

Star Trek o Viaje a las estrellas. es una franquicia de series de televisión y películas de ciencia ficción. El universo de ficción de Star Trek creado por Gene Roddenberry está compuesto por cinco series de televisión con actores reales, incluyendo Star Trek: la serie original de 1966, más una serie de animación con personajes dibujados en 2D, además de once películas. La franquicia también se extiende a más de una docena de videojuegos, varios juegos de rol, cientos de novelas y relatos de ficción escritos por fans, algunos de los cuales han sido producidos en video, así como también una atracción temática en Las Vegas. Comenzando con la serie original, y continuando posteriormente con las películas y demás series, la franquicia ha creado un fenómeno de culto y generado varias referencias en la cultura popular.

Marco ficticio

El universo de ficción de la producción está protagonizado por la historia de la Federación de Planetas Unidos, y los años previos a su fundación en la Tierra, abarcando desde el año 2063, cuando ocurre el primer contacto entre los humanos y una raza extraterrestre, los vulcanos, hasta el año 2379, cuando la Federación pasa por momentos gloriosos pero a la vez muy difíciles al presentarse la posibilidad de tener que enfrentarse a las dos mayores superpotencias de la galaxia: el Dominio y el Colectivo Borg.

En esta Federación, la situación de la Tierra es bastante particular, ya que desde el Primer contacto en 2063, su desarrollo no ha conocido barreras, llegando a ser un planeta paradisíaco, donde los humanos viven en constante progreso; así mismo, desde el año 2161, la Tierra es la capital de la Federación, teniendo como sede de gobierno a la ciudad de París (Francia) y del Comando y de la Academia de la Flota Estelar en San Francisco, en la actual California y habiendo llevado su enorme desarrollo como civilización hasta los confines del espacio conocido, que suma casi la cuarta parte de la Vía Láctea.

Star Trek ha demostrado ser bastante realista en la mayoría de las facetas de la vida real del ser humano, como militar (pues la Flota Estelar es una institución castrense), como ciudadano, como político, como bienhechor, como malhechor, como religioso, como conservador, como liberal, etc.; así como tiene la virtud de mostrar a los personajes extraterrestres como seres similares a nosotros, con ciertas ventajas y desventajas respecto de los humanos, superando en este aspecto a la gran mayoría de las producciones del género, que más bien se han enfocado en los extraterrestres como amenazas para la Tierra y la humanidad, siendo presentados muchas veces como monstruos. A decir de Jonathan Frakes uno de los principales actores de la segunda serie (Star Trek: la nueva generación) y de varias películas como el comandante William Riker, Viaje a las estrellas representa «la realización más grande de la Humanidad en el marco de una historia épica del futuro.

Tecnología

NCC-1701 A o "Enterprise", la nave de los protagonistas de la serie

En los diversos capítulos de la serie podemos ver que usualmente se han empleado dispositivos o medios tecnológicos innovadores para la época. Más tarde varios de ellos se han convertido en realidad, incluso de manera masiva. Un ejemplo de ello son las pantallas táctiles, inventadas en 1971, los tableros de datos similares a las actuales Palms o Tablet PC, así mismo la transferencia de datos de una computadora a otra sin cables, qué empezó a usarse en realidad 4 años después del estreno de la serie, e incluso los intercomunicadores con sistema manos libres (como el que usa la teniente Uhura). El intercomunicador que usan los personajes para comunicarse con la nave Enterprise es el modelo de los actuales teléfonos móviles.

Muchos de los aparatos utilizados en la serie original como las puertas automáticas, el escáner del Dr. McCoy; que permite un diagnóstico del interior del cuerpo sin necesidad de abrirlo, premonitorio de la Tomografía Axial Computarizada (TAC), la computadora personal, la computadora que obedece a comandos de voz, las sofisticadas herramientas del señor Scott, entre otros, son similares a soluciones tecnológicas posteriormente desarrolladas. Cabe destacar en este sentido el uso en la serie original de «cintas de memoria» de aspecto y tamaño idéntico a los disquetes de 3'5 que aparecieron en 1983, o en un capítulo, el uso de CDs donde se podían ver episodios de diferentes épocas de la historia. Otro dispositivo innovador para la época fueron las nanosondas en el uso medicinal, tecnología con la que hoy en día se experimenta de distintas maneras, y la antimateria como combustible (para más información véase: Antimateria).

Largometrajes

A finales de febrero de 2006 se anunció una nueva película dirigida y producida por J.J. Abrams, director de Misión Imposible III, guionista de Armageddon y creador de las series de televisión Fringe, Felicity, Alias y Lost. La película muestra los primeros años de la Federación, de Kirk y Spock en la academia de la Flota Estelar, y la creación de la primera de las naves Enterprise. Aunque existió otro proyecto similar llamado provisionalmente Star Trek: The Beginning (Star Trek: El Comienzo), fue cancelado poco tiempo antes. El film dirigido por Abrams fue precedido en el tiempo por la publicación del cómic Star Trek: Countdown (de cuatro partes), donde se enlaza la línea argumental de The Next Generation (mediante la aparición de Jean-Luc Picard, Data e incluso Worf) con el futuro de un anciano Spock que ejerce como embajador de la Federación en Rómulo, y el paso de estrella a supernova del astro central del sistema Hobus, donde Rómulo está situado.

En dicho cómic, el embajador Spock decide ayudar al minero romulano Nero y su tripulación a encontrar y obtener una solución que evite la formación de un agujero negro en el lugar de la estrella de Hobus, aunque no lo consiguen a tiempo y Rómulo (con la familia de Nero) es absorbido por la Supernova. En ese lugar posteriormente se produce una singularidad que permite viajar en el tiempo tanto a Nero como a Spock (por separado), lo que origina la línea temporal alternativa que sirve para relanzar los personajes de la serie original. Debido a estos hechos, la línea argumental de Star Trek XI no debe ser considerada como una precuela (aunque ejerza la misma función comercialmente) sino como la siguiente entrega cinematográfica de la serie.

Fuentes