Saltar a: navegación, buscar

Ígor Sikorski

Igor Sikorsky
Información sobre la plantilla
Igor-Sikorsky.jpg
Ingeniero aeronáutico ruso
NombreIgor Ivanovich Sikorsky
Nacimiento25 de mayo de 1889
Kiev, Bandera de Ucrania Ucrania
Fallecimiento26 de octubre de 1972
Easton, Connecticut, Bandera de los Estados Unidos de América Estados Unidos
OcupaciónIngeniero aeronáutico
PremiosMedalla Daniel Guggenheim en 1951, Premio Nacional de Defensa en 1971

Igor Sikorsky. Fue un ingeniero aeronáutico, pionero de la aviación que diseñó el primer avión de cuatro motores y el primer helicóptero fabricado en cadena.

Biografía

Igor Ivanovich Sikorsky o Sikorski; Kiev, 1889 - Eaton, 1972. Ingeniero aeronáutico ruso nacionalizado estadounidense que desarrolló con éxito el helicóptero.

Infancia y juventud

Hijo de un una pareja de físicos, desde su infancia mostró predilección por la aviación, en particular por los ingenios de Leonardo da Vinci, cuyos esquemas le impelieron a construir, con doce años de edad, un pequeño helicóptero impulsado por una goma elástica retorcida. En 1903 ingresó en la Academia Naval de San Petersburgo, que abandonó en 1906 debido a su interés en la ingeniería.

Tras un breve período en París, ingresó en el Instituto Politécnico de Kiev, y aunque cursó con éxito el primer año quedó convencido de que los problemas que él aspiraba a solucionar requerían soluciones prácticas bastante alejadas de las abstractas asignaturas que se cursaban. Realizó un breve periplo por Europa, trabando contacto con los pioneros aeronáuticos de entonces, realizó un curso en París.

En 1909 Sikorsky adquiere un motor Anzani de 25 cv (18,6 kilovatios) y vuelve a Kiev para comenzar a construir un avión de “ala rotatoria”. El experimento falló, debido a falta del empuje necesario del motor y poco conocimiento específico en aerodinámica del vuelo vertical se presentaron problemas de estabilidad, vibraciones, potencia y control tales que no pudieron ser resueltos en la época.

Se volcó entonces en la construcción de aeroplanos convencionales. El primero con el que remontó el vuelo fue el S-2, y con el S-5, dotado de un motor de 40 HP, logró la licencia número 64 de la Sociendad Internacional de Pilotos. Los prototipos se sucedieron con rapidez: de entre ellos destaca el S-6, denominado Le Grand, el primer cuatrimotor del mundo en levantar el vuelo el 2 de agosto de 1913 y cuya cabina cerrada, con capacidad para ocho personas y que constituye una de sus principales innovaciones, suscitó fuertes críticas.

Nacionalizado Estadounidense

Al estallar la revolución soviética emigró a los Estados Unidos, consiguiendo establecerse como lector y posteriormente como maestro en una escuela de Long Island, empleo que abandonó al fundar, con ayuda de varios ex-oficiales del ejército imperial la Sikorsky Aero Engeneering Corporation. En 1928 logró la nacionalidad estadounidense, mientras que en su factoría comenzó a producir hidroaviones S-38 para la United Aircraft Corporation.

Estos hidroaviones cayeron en desuso a finales de la década, de forma que Sikorsky pudo por fín dedicarse a la construcción del helicóptero. El 13 de mayo de 1940 Sikorsky, que siempre realizaba personalmente las primeras pruebas de vuelo de cada prototipo, remontó el vuelo con el VS-300, permaneció suspendido en el aire en varios puntos distintos durante quince minutos y volvió a posarse en el lugar indicado.

En enero de 1943, Sikorsky fundó su propia compañía, Sikorsky Aero Engineering Company. El ejército estadounidense aprueba el proyecto de Sikorsky y encargó la producción en serie del R-4 y posteriormente durante la guerra le encargan la construcción de otros dos aparatos más grandes. En 1945 la firma de Sikorsky produjo más de 400 helicópteros, situándose en forma estable y dominante a la vanguardia de la nueva tecnología. Al final de la Segunda Guerra Mundial pareció evidente que el helicóptero tenía un futuro brillante por delante, y hubo quien, como Sikorsky, predijo que en el futuro los helicópteros se difundirían enormemente. Durante muchos años la compañía Sikorsky fue considerada como líder indiscutible en la industria aeronáutica de Estados Unidos y mundial, específicamente en construcción de helicópteros.

Sikorsky fue el primero en introducir turbo motores en helicópteros, los helicópteros anfibios con tren retráctil y "grúas voladoras". En año 1967, el S-61 de Sikorsky sobrevuela y cruza el océano Atlántico. Tres años más tarde 1970, el S-65 cruza el océano Pacífico (ambos vuelos fueron realizados con reabastecimiento de combustible en el aire).

Orgulloso de su invento, que pretendía haber construido como una herramienta poderosa para la industria y el transporte y, sobre todo, como un medio eficaz en labores de rescate de personas allí donde el acceso es prácticamente imposible por otros medios, se congratulaba hacia el fín de su carrera de que el helicóptero había salvado más de 50.000 vidas.

Se retiró de la práctica de la ingeniería en 1957, aunque continuó siendo asesor en temas de aviación hasta su fallecimiento.

Su muerte

Sikorsky permanecía activo en su compañía hasta su muerte en octubre de 1972

Premios

Recibió múltiples premios y honores, entre los que destacan la medalla Daniel Guggenheim en 1951, y el Premio Nacional de Defensa en 1971, así como diversos doctorados honoris causa por las escuelas de ingeniería aeronáutica de su país.

Véase también

Fuentes