Saltar a: navegación, buscar

Ateneo de La Habana

Ateneo de La Habana
Información sobre la plantilla
Institución con sede en Bandera de Cuba Cuba
Fundación:4 de noviembre de 1902
Disolución:1972
Tipo de unidad:Cultural
Director/a :Antonio González Lanuza
País:Bandera de Cuba Cuba
Dirección:La Habana

Ateneo de La Habana. Institución cultural cubana. Su objeto fundamental fue propiciar la difusión de la cultura a través de conferencias, conciertos, veladas, concursos históricos, literarios y pedagógicos, exposiciones y cualquier otra manifestación similar.

Historia de los Ateneos en el mundo

La creación del primer Ateneo de que se tiene conocimiento en el mundo se asocia al emperador romano Calígula (12-41 d.n.e.), quien promovió su creación en los años 30 ó 37. Mucho después, en el 135, Adriano (76-138 d.n.e.) creó uno en Roma, en el cual se hacían lecturas y se realizaban ejercicios oratorios.
En la Edad Media se llamó así a ciertas universidades, y siglos después el nombre lo adoptaron asociaciones literarias y científicas de Francia, sustituidas posteriormente por liceos y museos. Otras naciones europeas tuvieron igualmente su Ateneo.

Ateneos en Cuba

En Cuba hubo varios Ateneos, con estructuras y fines similares a los de las academias, aunque estas últimas tenían mayor jerarquía y representaban oficialmente lo que se daba en llamar entonces “la alta cultura”. La labor ateneísta y liceísta, por ejemplo, ocupaba un peldaño por debajo del que alcanzaban las academias.
El primero de Cuba fue el Ateneo de Matanzas, inaugurado en el barrio de Pueblo Nuevo, en las postrimerías de 1874.
El segundo de su tipo en Cuba fue el Ateneo de La Habana que fue inaugurado el 4 de noviembre de 1902.
El Ateneo de Santiago de Cuba se inauguró el 6 de septiembre de 1914.
El Ateneo de Cienfuegos se inauguró en 1922 .

Ateneo de La Habana

El «Ateneo de La Habana» se creó en la sala de la casa del patriota independentista y colaborador de José Martí, el espirituano Néstor Leonelo Carbonell Figueroa, en Amistad 81 entre San José y Barcelona. Uno de sus hijos, José Manuel Carbonell Rivero fue el iniciador y genuino fundador. Luego de haber concebido la idea, este invitó a un selecto grupo de sus más íntimos compañeros de letras a reunirse en casa de su padre.

La institución comenzó sus labores el 16 de mayo de 1902, en el Centro de Veteranos, situado en el Paseo del Prado. Para el cargo de presidente de la Directiva General fue elegido el jurista Pedro González-Llorente Ponce, quien renunció el 30 de junio de 1902.

Muy pronto, durante una década, la entidad se fusionó con el Círculo Profesional, bajo el nombre de Ateneo y Círculo de La Habana. La unión fue acordada el 16 de agosto de 1902. El primer presidente de la organización ya cohesionada fue el abogado y escritor José Antonio González Lanuza junto a Enrique José Varona como vicepresidente.

Tuvo además como presidentes a Ricardo Dolz y Arango, Rafael Fernández de Castro, Juan Santos Fernández, Evelio Rodríguez Lendián, José María Chacón y Calvo.

La velada inaugural se hizo el 4 de noviembre de 1902, en el teatro Tacón. El objetivo de la institución fue propiciar la difusión de la cultura por diversos medios, identificándose como sociedad científica, literaria y artística.

En febrero de 1972 dejó de funcionar la institución.

Contenido de trabajo

En sus salones se abordaron, en la primera década del siglo XX, asuntos de gran trascendencia para el país, como el sufragio. Más tarde, se impartieron cursos sobre valores de la filosofía, sobre la crisis de la libertad, y los poetas de aquellos tiempos expusieron su visión de los bardos de generaciones anteriores.

El Ateneo de La Habana fue terreno neutral para el planteamiento de diversas ideas sobre la cultura, la filosofía, las artes y las ciencias. Mantuvo las secciones de Ciencias Puras y Tecnología, Literatura, Artes Plásticas, Música, Historia, Ciencias Sociales, Declamación y Teatro.

Difundió la cultura a través de conferencias, conciertos, veladas, concursos históricos, literarios y pedagógicos, exposiciones y cualquier otra manifestación similar. Publicó ciclos de conferencias tales como «Los maestros de la cultura cubana», «Figuras cubanas de investigación científica», «Los poetas de Arpas amigas», y otros.

Bibliografía

  • Los antiguos presidentes del Ateneo de La Habana. Acto de conferencias celebrado en el Ateneo de La Habana del 15 de octubre al 12 de noviembre de 1951. La Habana, Imp. P. Fernández, 1953 (Publicaciones del Ateneo de La Habana, 7).
  • «Ateneo de La Habana», en Anuario Cultural de Cuba, 1943. La Habana, Úcar, García, 1944, p. 362-365.
  • Martínez Bello, Antonio. «Instituciones de cultura privadas», en Libro de Cuba. La Habana, Publicaciones Unidas, 1954, p. 669-670.