Saltar a: navegación, buscar

Metro de Moscú

Metro de Moscú
Información sobre la plantilla

El Metro de Moscú (en ruso: Московский метрополитен) también conocido como el palacio subterráneo, fue inaugurado en 1935, es el primero del mundo por densidad de pasajeros, transporta alrededor de 3.341.500.000 personas al año y cerca de 9,2 millones de personas lo utilizan al día.[2] Tiene 182 estaciones y una longitud de tendido subterráneo de 298 kilómetros (tercero en el mundo después de Londres y Nueva York) con 12 líneas.

En la línea nº 5, con forma de anillo que se cruza con todas las otras, la megafonía indica a los viajeros el sentido en que viaja el tren utilizando voces masculinas cuando avanzan en el sentido de las agujas del reloj, y voces femeninas cuando va en sentido anti-horario. En las líneas radiales, se utilizan voces masculinas cuando los trenes se acercan al centro de la ciudad, y voces femeninas cuando se alejan.

Historia

Por primera vez la idea de construir un metro en Moscú surgió en 1902. Pero la duma de la ciudad rechazó el proyecto de la construcción como muy imperfecto. Por segunda vez se habló de la creación del metro en Moscú en 1912. Según el proyecto estaba previsto construir 3 líneas. Pero a causa de la Primera Guerra Mundial este proyecto no fue realizado. Se empezó a construir el metro solamente después de la Revolución de 1917, bajo el Poder Soviético. La decisión de la construcción del metro fue tomada en uno de los plenos del Partido Comunista en 1931. Fue creada una organización especial llamada "Metrostroy" que en agosto de 1931 comenzó las obras que se terminaron en octubre de 1934. Las diez primeras estaciones fueron inauguradas el 15 de mayo de 1935. La construcción del Metro continua y no se interrumpió ni siquiera durante la Gran Guerra Patria de 1941-1945. Hoy en día el metro de la capital cuenta con 165 estaciones y 11 líneas cuya extensión es de un poco mas de 260 km. La estructura del metropolitano refleja la tradicional estructura radial-circular de la ciudad. El metro es el medio de transporte mas cómodo y mas rápido. Enlaza el centro de la ciudad con todos sus distritos, incluidas las nuevas zonas de intensa construcción. El metro transporta diariamente más de 13 millones (datos de 1999) de pasajeros. La velocidad máxima de sus trenes es de 90 km/h. La longitud de todas las escaleras automáticas es de más de 40 km. La mayoría de las estaciones se encuentran en gran profundidad de 60 y más metros. El promedio es de 50 metros, pero hay también sectores de vías que no son tan profundas y algunas que salen a la superficie. En el metro se mantiene la temperatura en verano no más de 25 grados y en invierno no menos de 15 grados sobre cero (por el sistema de ventilación). Las estaciones del metro son muy diferentes. La mayoría tienen su propio aspecto y su propia decoración arquitectónica y artísti ca. Para la construcción y la ornamentación de la sala subterránea del metro se utilizaron distintos materiales valiosos. Durante la visita del metro verá las más bonitas

Estaciones del metro moscovita

Novoslabódskaya

Esta estación fue construida por los arquitectos Dushkin y Strelkov en los años 1949-1954. Por primera vez en la práctica de la construcción del metro para engalanar fueron utilizadas vidrieras polícromas. En total son 32. Fueron hechas por los bocetos del pintor Korin en Riga y luego transportadas a Moscú.

Kíyevskaya

Fue construida por los arquitectos Katonin y Golubev en 1954, en honor del 300 aniversario de la reunificación de Rusia con Ucrania, por eso la decoración de la estación está dedicada a la amistad de los dos pueblos fraternos. Las columnas están engalanadas con 18 paneles mosaicos que representan las escenas de las vida del pueblo ucraniano y de su amistad con el pueblo ruso así como los episodios de la lucha común de los pueblos durante la Gran Guerra Patria de 1941-1945. El nombre de la estación viene de la estación de ferrocarril de Kiev junto a la cual está situada.

Belorrúskaya

Esta estación es una obra de dos notables representantes de la cultura soviética: arquitecto Shusev y el pintor Korin. Las bóvedas de la estación descansan sobre 72 columnas. La vistosa decoración de la sala refleja la lucha del pueblo ruso por la libertad y la independencia de la Patria. El techo de esta estación está engalanada con 9 arañas gigantescas y con 8 grandes paneles mosaicos que están dedicados a los defensores de la tierra rusa. Alejandro Nevsky, Minin, Pozharsky, Dmitry Donskoy y otros. La estación cuenta con 15 escaleras automáticas. Se considera que es una de las más grandes e importantes estaciones ya que se halla en la plaza de tres estaciones de ferrocarril: la de Yaroslavl, Kazan y de Leningrado.

Parque de Cultura

Se encuentra cerca del parque de cultura y descanso Gorki. Por eso su decorado representa la juventud soviética descansando. En los medallones de las columnas de la estación se pueden ver las imágenes de los jóvenes jugando al fútbol, ajedrez, esquiando, bailando, etc. En la pared del extremo de la sala central se ve el retrato escultórico del famoso escritor soviético Máximo Gorki.

Arbátskaya

Las razones de la construcción sección profunda de la estación Arbátskaya radica en el inicio de la Guerra Fría. Son profundas y están ideadas para esconder gente en el caso de una guerra nuclear. Después de la finalización de la línea en 1953.

Arquitectura

Durante los años 60 la arquitectura de las estaciones varió seriamente y algunas estaciones como VDNKh y Alekséyevskaya se inauguraron con mayor simplicidad que los planes originales.

Los colores en la tabla corresponden a los colores de las líneas en los mapas.

El sistema

El Metro de Moscú tiene un ancho de vía de 1520 mm, igual que los ferrocarriles rusos y un tercer riel de 825 V CC para el suministro eléctrico.

La distancia media entre estaciones es de 1800 m, siendo la menor de 502 m entre las estaciones Delovoy Tsentr y Mezhdunaródnaya y la mayor de 6627 m entre las estaciones Krylátskoye y Strógino. Las largas distancias entre estaciones permite que la velocidad comercial promedio sea de 41,7 km/h.

Desde el comienzo de la construcción del metro de Moscú las plataformas de las estaciones se han hecho con un largo mínimo de 155 m con el fin de dar cabida a los trenes de ocho coches. Las únicas excepciones son algunas de las estaciones de la línea Filióvskaya (Delovoy Tsentr, Mezhdunaródnaya, Studéncheskaya, Kutúzovskaya, Filí, Bagratiónovskaya, Filiovski Park y Pionérskaya) que sólo admiten trenes de seis coches.

Los trenes de las líneas 2, 6, 7, 9 y 10 constan de ocho coches, los de las líneas 1, 3, 8 de siete coches y los de las líneas 4, 5 y 11 de seis coches. Todos los vehículos (tanto la serie E como la serie 81) tiene 19,6 m de largo y cuatro puertas en ambos lados.

Los trenes del metro de Moscú son idénticos a los utilizados en las redes de metro de otras ciudades de la antigua Unión Soviética, como ([[San Petersburgo], Novosibirsk, Minsk, Kiev, Járkov, etc) y como en las redes de metro de ciudades de antiguos países del bloque soviético, como Budapest, Sofía y Varsovia.

Línea L1 es llamada "metro ligero". Fue diseñada con normas diferentes al resto del sistema y sus plataformas tiene solo 96 m de largo. Emplea los nuevos trenes Rúsich que constan de tres coches articulados, aunque admite trenes de cuatro coches. El material rodante de las líneas Filióvskaya y Arbatsko-Pokróvskaya ha sido sustituido por trenes Rúsich de cuatro coches y cinco coches.

El metro de Moscú tiene 177 estaciones de las cuales 72 son subterráneas a gran profundidad y 87 subterráneas a poca profundidad. Existen además 10 estaciones a nivel del suelo y 4 estaciones elevadas. La estación Vorobiovy Gory se encuentra en un puente. Además hay dos estaciones cerradas.

También hay cuatro estaciones preparadas para futuros servicios: Volokolámskaya en la línea Tagansko-Krasnoprésnenskaya, Delovoy Tsentr en las líneas Kalíninskaya y Sokólnicheskaya y Park Pobedy en la línea Sokólnicheskaya.

Cómo viajar en el Metro de Moscú

El Metro es la manera más fácil y fiable para moverse por Moscú. Una línea circular enlaza con todas las líneas radiales que dan servicio a todos los distritos de la ciudad. De esta manera, se puede llegar a cualquier punto de la ciudad con un máximo de dos transbordos. En el plano de la red, cada línea tiene su nombre, número y color para identificarla mejor. La línea circular enlaza además con las principales estaciones de tren.

Antes de acceder a los andenes tiene que comprar una tarjeta magnética en la taquilla de la estación. Tiene que introducirla en el torniquete de acceso en dirección de la flecha. Los viajes restantes quedarán impresos en el dorso del billete (dos cifras a la derecha). La máquina le devolverá su billete por la parte superior. Recójala y espere hasta que la luz verde le indique que puede pasar. Puede viajar tanto tiempo como quiera con los transbordos necesarios sin pagar de nuevo. Si piensa viajar a menudo durante varias semanas puede ahorrar tiempo y dinero comprando un billete mensual.

Para llegar bien a su destino hay planos de la red en todos los coches del tren. Las estaciones se anuncian además acusticamente. Las puertas se abren y se cierran automáticamente.

En cada estación hay una sección de primeros auxilios y de policía. Para recibir información puede dirigirse a cualquier empleado del Metro, los reconocerá por sus uniformes azules y sus gorras rojas.

En el Metro hay teléfonos internacionales que funcionan con tarjetas que puede comprar en la taquilla. Los teléfonos en la calle funcionan también con tarjetas.

El Metro empieza a circular a las 6 de la mañana, las puertas se abren a las 5.40. A la 1 de medianoche se cierran los accesos, los últimos trenes salen a la 1.

El Monocarril trabaja de las 7 a las 23.

Fuentes