Saltar a: navegación, buscar

Tréveris - Monumentos romanos, Catedral e Iglesia de Nuestra Señora de Tréveris

Tréveris - Monumentos romanos, Catedral e Iglesia de Nuestra Señora de Tréveris
UNESCO logo.png Welterbe.png
Nombre descrito en la Lista del Patrimonio de la Humanidad.
CatedralTreveris.JPG
La Catedral de Tréveris
Coordenadas49°45′07.0″N 6°37′34.8″E
PaísBandera de Alemania Alemania
TipoCultural
RegiónEuropa
Año de inscripción1986 (X sesión)
Tréveris - Monumentos romanos, Catedral e Iglesia de Nuestra Señora de Tréveris, se encuentran a orillas del río Mosela, en una ciudad de Renania-Palatinado, Alemania, y está a 9 km de Luxemburgo, 35 Km de Francia y 50 Km de Bélgica. En 1986, conjuntamente con un grupo de reliquias de la arquitectura romana, principalmente su Catedral e Iglesia, fue declarada por la UNESCO, Patrimonio de la Humanidad.

Historia

Fue una colonia romana desde el siglo I y luego un gran centro comercial a partir del siglo siguiente. Se convirtió en una de las capitales de la Tetrarquía a finales del siglo III, cuando fue conocida como la «segunda Roma». El emperador Augusto fundó "Augusta Treverorum" (Tréveris) en el año 16 antes de Cristo. Tréveris fue hasta el siglo V, la capital del Imperio Romano de Occidente. A ello se debe la presencia de construcciones monumentales conservadas hasta hoy, como el anfiteatro, con una capacidad para 30.000 personas, y las extensas termas, la Puerta Norte de la muralla romana de la ciudad, la actual Porta Nigra, y la inmensa nave de la basílica, que fue convertida en residencia real cuando los francos conquistaron la ciudad.

Termas romanas.
Tras la retirada de los romanos, la ciudad fue durante siglos uno de los centros eclesiásticos y laicos más significativos de Europa. Los arzobispos de Tréveris eran a la vez príncipes electores, que elegían al emperador del Sacro Imperio Romano Germánico y tenían un voto importante en las dietas a la hora de tomar decisiones políticas. El poder y la influencia se pueden apreciar aún hoy en las fastuosas edificaciones religiosas romanas y góticas, así como en los palacios de la época del renacimiento, el barroco y el rococó. Pero al finalizar la magnificencia de los príncipes tras las guerras causadas por la revolución francesa, no quedó mucho de la gloria pasada: Tréveris se convirtió en la cabecera de un distrito en el extremo más remoto de la provincia renana, muy distante del centro del poder prusiano en Berlín.

En 1818 tuvo lugar otro acontecimiento de un gran significado histórico: el nacimiento Carlos Marx, quien después de concluir el bachillerato abandonó la ciudad, en el año 1835.

Catedral de San Pedro de Tréveris

Catedral católica bajo la advocación de San Pedro de la ciudad de Tréveris, en Renania-Palatinado (Alemania). Es la sede del arzobispo católico de Tréveris.

Según historiadores, es la iglesia más antigua de Alemania, incorporando la actual, los restos de una antigua iglesia del siglo IV. La edificación se caracteriza por el centro de la capilla principal que está construido con ladrillos romanos. Sus dimensiones (112,5 por 41 m), la sitúan como la estructura eclesiástica más grande de la ciudad. Tiene forma de basílica con triple nave, dos coros, transepto y siete torres.

Historia

Su estructura se alza sobre los cimientos de edificios romanos de Augusta Treverorum. En 310-329, el obispo Agricio hizo construir una primera basílica; el obispo Maximino de Tréveris (329-346) dirigió la construcción del mayor conjunto de estructuras eclesiásticas de Occidente fuera de Roma: sobre un plano de planta baja, cuatro veces mayor que la superficie de la actual catedral, se construyeron nada menos que cuatro basílicas, un baptisterio y edificaciones anexas. En el año 340, comienza la construcción del edificio cuadrangular que conforma con sus paredes forman la actual catedral.

Con la invasión de los francos a inicios del siglo V, la estructura erigida en el siglo IV quedó en destruida. Es entonces que el obispo Nicetio (526-561) ordena a un grupo de arquitectos italianos la reconstrucción del edificio cuadrangular y parte de la iglesia septentrional. Después de esto, en el año 882, los normandos destruyen nuevamente el edificio, y el obispo Egberto (977-993), reconstruye la catedral, haciendo recubrir las dos columnas septentrionales del crucero del transepto por pilares cruciformes.

En el mandato del arzobispo Poppo von Badenberg, la iglesia episcopal, las criptas y la fachada oeste se renuevan, manteniéndose el frente occidental en cinco secciones simétricas con las características de la arquitectura románica. El coro del extremo occidental, con su semicilindro absidal expresado en la fachada exterior, se erigió en 1196. Este coro y su cripta son acogidos dentro del muro este del edificio cuadrangular. La catedral está dotada de un conjunto de bóvedas. El interior es de tres naves románicas con bóveda gótica.

Entre 1235 y 1270, se construyó la iglesia de Nuestra Señora sobre el emplazamiento de la antigua basílica meridional que es arrasada. El claustro data también de este período. El arzobispo Balduino (1307-1354) hizo elevar las dos torres este de la catedral.

Cuando termina la guerra de los Treinta Años, entre los años 1664 y 1668, el arzobispo Caspar von der Leyen restauró el interior del coro occidental en estilo barroco. Entre 1687 y 1699 Johann Hugo von Orsbeck hizo construir el frente de la capilla de la Santa Túnica, preciosa reliquia de la catedral. Entre 1702 y 1708, se añadió al coro una habitación consagrada previamente para albergar la reliquia.

En 1944-1945, la II Guerra Mundial cobró su cuota de destrucción a la catedral, realizándose una restauración capital en los años 1960 y 1974.

La Iglesia de Nuestra Señora de Tréveris

Junto a la Catedral de Tréveris, fue construida entre 1235 y 1260, y se plantea que es uno los primeros ejemplos de arquitectura gótica alemana. Su planta está basada en la cruz griega, y la torre encima de la cúpula acentúa la intersección de las naves. La portada oeste está ricamente decorada con ornamentos entallados y símbolos iconográficos. En su interior se conservan ricos tesoros, como frescos del siglo XV pintados en doce de sus columnas, que simbolizan a los apóstoles.

El lugar también alberga algunas tumbas importantes, como lo del noble local, Karl von Metternich (1636), que se encuentra en la parte nordeste de la capilla.

Otros monumentos del conjunto considerados Patrimonio de la Humanidad

Porta Nigra
  • El anfiteatro
  • La basílica de Constantino
  • Barbarathermen
  • El puente romano de Tréveris
  • Las termas imperiales
  • La columna de Igel
  • Porta Nigra

Fuentes