Saltar a: navegación, buscar

Vladimir Demikhov

Vladimir P. Demikhov
Información sobre la plantilla
Vladimir P. Demikhov.jpg
Eminente científico ruso.
Nacimiento18 de julio de 1916
Moscú Bandera de Rusia Rusia
Fallecimiento22 de noviembre de 1998
Bandera de Rusia Rusia
NacionalidadRuso
OcupaciónCientífico

Vladimir P. Demikhov. Eminente científico ruso, entre los pioneros de la cirugía de alta especialidad, dedicó toda su vida profesional al desarrollo de procedimientos quirúrgicos toráxicos. Su trabajo experimental contempló principalmente la creación de un sistema de corazón artificial, el uso de grapas para anastomosis vasculares, la cirugía de revascularización coronaria y los trasplantes cardiopulmonares.

Síntesis biográfica

Nació en Moscú en el seno de una humilde familia rusa el 18 de julio de 1916 en concordancia con el establecimiento de un nuevo estado y sistema político.

En 1920 su padre falleció en uno de los creados campos de trabajo, y su madre tuvo que hacerse cargo de la familia, integrada por tres hijos. A pesar de lo difícil que representaba el mundo laboral para una mujer viuda en el nuevo universo político soviético, la Sra. Demikhov se preocupó por ofrecer a sus hijos la mejor educación posible.

Estudios

En 1934, al término de la escuela secundaria e inspirado por los trabajos del famoso Premio Nobel Ivan Pavlov, ingresó al departamento de biología de la Universidad de Moscú.

En 1936 la muerte de Pavlov dejó un abismo en la medicina y fisiología rusas, que por si mismas se encontraban devaluadas como consecuencia del estado de terror generado por Stalin.

En 1937, como estudiante en el departamento de biología y apenas a los 21 años de edad, ya había desarrollado un prototipo de corazón mecánico que, al implantarlo en un animal de experimentación, funcionó durante cinco y media horas, logrando mantener los parámetros hemodinámicos del perro.

El joven estudiante de medicina, espoleado por las palabras de Pávlov, decidió consagrar su vida a destripar animales para volverlos a componer, obteniendo un conocimiento que acabó desembocando en el primer trasplante de corazón a un ser humano, en 1967. Su artífice, el cirujano surafricano Christian Barnard, declaró en 1997 que "si existe un padre de los trasplantes de corazón y pulmón, ese título lo ostenta, sin duda, Demikhov".

En 1940 se graduó, otorgándole una posición titular en el Departamento de Fisiología Humana de la Universidad de Moscú, previamente dirigido por el fallecido Pavlov.

Trayectoria científica

Realizó cientos de experimentos utilizando todas las variantes quirúrgicas lógicas, entre las que podemos mencionar: trasplante de corazón-pulmón en bloque ortotópico, trasplante de corazón-pulmón (unilateral) heterotópico, trasplante de pulmón unilateral, tras-plante cardiaco ortotópico y heterotópico; con sobre vida que promediaron, en el 30% de los casos, una semana, y que en escasos animales sobrepasaron los 30 días.

En otra línea de investigación, realizó anastomosis aorto-coronarias y vasculares utilizando engrapadoras mecánicas que incluso llegaron a fabricarse en serie, convirtiéndose en el mismo momento en la “Biblia” de los trasplantes torácicos y de los inicios de la asistencia circulatoria.

A pesar de tan titánica labor, las condiciones políticas y económicas de la entonces Unión Soviética durante la Guerra Fría, destinaron al científico a la soledad] del laboratorio, con presupuesto reducido y escaso interés oficial en su línea de investigación, donde se recluyó hasta su muerte, prácticamente en el olvido y abandono.

Casi cincuenta años después, y desde una perspectiva quirúrgica objetiva, nos asombramos al analizar en detalle todo ese trabajo experimental y la creatividad de un hombre que “se adelanto a su tiempo”.

Probablemente, la dimensión de su trabajo no fue entendida, en especial la exitosa realización de varios trasplantes de hígado, riñón y sobre todo, el trasplante de cabeza y la combinación quirúrgica de dos animales con una misma circulación; sin embargo, consideramos que sus aportaciones lo ubican como uno de los grandes hombres de la cirugía de todos los tiempos, digno de reconocimiento, recuerdo y estudio.

Muerte

Falleció el 22 de noviembre de 1998, olvidado y abandonado.

Fuentes