Saltar a: navegación, buscar

Warcraft III: The Frozen Throne

Warcraft III: The Frozen Throne
Información sobre la plantilla
Warcraft3 The Frozen Throne.jpg
Caja del videojuego
Desarrollador(es):Blizzard Entertainment
Diseñador(es):Rob Pardo
Serie:WoW
Anterior:Warcraft II
Plataforma(s):Microsoft Windows, Mac OS, Mac OS X y GNU/Linux (mediante Wine)
Lanzamiento:1 de julio de 2003
Género(s):Estrategia en Tiempo Real
Clasificación:Clasificación 12 de PEGI

Warcraft III: The Frozen Throne. Es un videojuego de estrategia en tiempo real y expansión de Warcraft III: Reign of Chaos desarrollado Blizzard Entertainment. La instalación de Warcraft III: Reign of Chaos es necesaria para poder jugar esta expansión.

Sinopsis

Blizzard ha decidido continuar la historia de la campaña original justo donde acabó, con la derrota de la legión demoníaca. A través de 26 misiones manejaremos a elfos nocturnos, humanos, no muertos y orcos. En este caso, las tres primeras campañas se centran mayoritariamente en los nuevos personajes y sus habilidades, así como en mostrarnos las unidades que se han añadido a cada facción. La cuarta campaña nos pone en la piel de un Señor de las Bestias que se alía con los Orcos, y está enfocada de una manera muy similar a un action-RPG, donde podemos moldear las características del héroe al subir de nivel.

Nuevas unidades

En esta expansión cada raza tiene nuevas unidades. Exactamente una unidad aérea más, y otra terrestre, equilibrando aún más las razas.

Elfos de sangre

  • Deshacedor de hechizos: Unidad terrestre muy eficaz haciendo daño a lanzadores de conjuros enemigos. Pueden tomar los conjuros perjudiciales y lanzárselos al enemigo, así como tomar conjuros benéficos y lanzárselos a unidades aliadas. También pueden tomar el control de unidades invocadas.
  • Jinete de Dragonhawk: Jinete aéreo alto elfo, capaz de "sabotear" edificios enemigos que hace que no puedan atacar y capturar enemigos voladores en una red que causa daño a los enemigos atrapados.

Elfos nocturnos

  • Gigante de las montañas: Unidad gigante, similar a un golem, muy eficaz contra edificios e infantería ligera. Puede arrancar un árbol del suelo para utilizarlo como garrote además de poder provocar a sus enemigos para que lo ataquen y así proteger a las unidades aliadas.
  • Dragón faérico: Unidad aérea, eficaz contra hechiceros enemigos pero muy débil, son necesarias todas las mejoras posibles para un buen uso de esta unidad.

Orcos

  • Espíritu caminante: Lanzador de conjuros, capaz de volverse etéreo y de revivir taurens caídos en combate. Es de gran ayuda en armadas de Taurenes.
  • Jinete de murciélago troll: Unidad voladora, eficaz contra unidades aéreas (mejora en Bestiario, esta es un ataque suicida) y edificios.

Muertos

  • Estatua de obsidiana: Regenera la vida o el maná de las unidades amigas (dependiendo del conjuro que le ordenemos).
  • Destructor: Unidad voladora que debe devorar maná para mantener el suyo, eliminando el maná del enemigo. Es la metamorfosis de la estatua de obsidiana.

Nuevos Héroes

Cada raza posee un héroe nuevo, que al igual que en Warcraft III: Reign of Chaos, tendrán un papel importante dentro de la historia. También ofrece la posibilidad de usar 8 héroes neutrales, lo que aumenta la diversión en combate notablemente. Kael'thas - El nuevo héroe humano es un poderoso mago elfo de sangre. Tiene la habilidad de hacer invisible a cualquier unidad y dejarla fuera de combate, Llamarada, provoca bastante daño y destruye árboles; robar mana y por último el Fénix. Anub' Arak - El héroe muerto viviente es un enorme escarabajo muerto de poder colosal. Vuelo devastador, especial para primera línea de ataque (aturde y hace mucho daño), escarabajos carroñeros, el caparazón que proporciona bastante daño a las unidades enemigas cercanas, enjambre de langostas, provoca daño y regenera puntos de impacto.

Rokhan - El héroe orco es un chamán troll de muy alto rango con magia de apoyo. Onda de curación, alcanza un rango de 5 o más unidades heridas, transformación, convierte a una unidad enemiga en cualquier animal y lo deja fuera de combate, totem de serpiente, con 3 o más provoca bastante daño, Espritus vudú, igual que el poder de Anub'Arak pero este invoca espíritus que causan gran daño a las unidades enemiga y recupera puntos de impacto. Maiev Shadowsong - El héroe elfo nocturno es la guardiana, encargada de vigilar las prisiones. Teletransportación le permite escapar a mitad de un combate y confundir al enemigo, golpe de las sombras hace daño gradual y ralentiza al enemigo, abanico de cuchillas ataca a varios enemigo a la vez y por último avatar de venganza invoca a una unidad que usará cadáveres para crear unidades con armadura invulnerable.

Jugabilidad Online

Battle.net

En esta versión se añade la posibilidad de agrupar jugadores en lo que se denomina clanes, que son grupos de 10 a 100 jugadores con un jefe. Estos se organizan en equipos concertados clasificándose en diferentes modalidades.

Campañas

La historia es la continuación directa de Warcraft III: Reign of Chaos. El juego se centra en Illidan, un elfo nocturno, desterrado por haber reclamado para si el poder de la Calavera de Gul'dan y convertirse en algo más que un elfo nocturno y un demonio; y en Arthas, un humano que, tras traicionar a todos sus seres queridos, se une a las fuerzas de los muertos vivientes.

Illidan es buscado para ser de nuevo encarcelado por una de las guardianas de su antigua prisión, Maiev Shadowsong, descubriendo el maléfico plan que tiene Illidan en mente: Illidan busca el Ojo de Sargeras, que Maiev cree será usado para algún plan siniestro del último, pero que en realidad éste posee tal poder como para destruir el Trono de Hielo y todo lo existente, donde se encuentra el Rey Lich; esta misión no lo hace por gusto sino por deber, ya que Kil'Jaeden (uno de los Grandes Señores Demonio) pactó ese trato con él y a cambio le brindaría lo que su corazón tanto deseaba, pero su hermano Malfurion Stormrage lo detiene (en su antecesor, se llama 'Furion' Stormrage en vez de 'Malfurion').

Narra también las batallas de Kael'Thas Sunstrider, un elfo de sangre, que, gracias a Lady Vashj y sus nagas (serpientes marinas de gran tamaño) comandados por Illidan, escapan de la prisión en la que los humanos, liderados por un racista y engreído caballero, Lord Garithos, los tienen encerrados por "confraternizar con los inmundos naga". Al poco tiempo de escapar, Kael´Thas ofrece lealtad a Illidan creyendo que es capaz de curar la sed de magia que tiene su gente. Finalmente cuenta como los naga y los Elfos de sangre junto con Illidan conquistan las "Tierras Devastadas" de Draenor, donde derrotan a Magtheridon y se alían con los draenianos. Después de ello, marchan hacia Northrend para destruir el Trono de Hielo, donde está el Rey Lich.

También explica qué fue del Azote de los muertos vivientes después de la derrota definitiva de la Legión de Fuego: una vez sin líder, los Señores del Terror o Nathrezim (una raza de demonios) se percatan de que han pasado demasiado tiempo cuidando de Lordaeron y que no tienen noticias de la Legión. Pero entonces aparece Arthas reclamando Lordaeron como suyo a la fuerza, cosa que no agrada nada a los Nathrezim y hace que planeen un golpe de Estado contra Arthas. Con la ayuda de Sylvanas Windrunner, la que anteriormente fue jefa de los guardabosques de Quel'Thalas, ahora transformada en muerto viviente, intentarán derrocar a Arthas, pero, en vista de su fracaso, lo que hará Sylvanas será aliarse con Varimanthras y reclamar las Tierras Plagadas de Lordaeron para ellos.

Mientras tanto, Arthas vuelve a Northrend, llamado por el Rey Lich, quien está perdiendo poder ya que vienen a destruir su trono, donde se encuentra con Anub'arak, antiguo Rey de Azjol-Nerub, y servidor del Rey Lich. Arthas y Anub'arak van por el reino de Azjol-Nerub hacia 'Corona de Hielo'. Allí, luchan con las fuerzas de Illidan (elfos de sangre y nagas). Al final Arthas e Illidan luchan donde Illidan llevaba la ventaja en la batalla pero descuida la guardia. Arthas, entonces, aprovecha su descuido para vencerlo y matarlo.

Luego de asesinar a Illidan, Arthas sube al monte 'Corona de Hielo', donde se encuentra con el Rey Lich. No se sabe muy bien si Illidan moría, o si simplemente estaba gravemente herido, pero vivo.

En el instante que Arthas está frente al Rey Lich, es dominado por un impulso de furia, haciendo que con su espada destruya el témpano donde está el último, dejando caer el casco del Rey Lich. Arthas se lo coloca y se sienta en su trono, haciendo completa la posesión del Rey Lich sobre Arthas. El Rey Lich entonces le susurra a Arthas: «"Ahora somos, uno solo."»

En esta expansión los orcos protagonizan una campaña de bonificación, como un extra. Esta trata del proceso de fundación la nueva patria orca, Durotar (en honor al padre de Thrall) en las tierras de Kalimdor, al sur del bosque de Ashenvale. Se desarrolla unos meses después de la batalla del monte Hyjal, en la que cual la Legión de Fuego y su comandante Archimonde habían sido derrotados y aniquilados. Aquí, tomamos el control de un nuevo héroe, Rexxar, un híbrido de Ogro y Orco que se denomina "Señor de las Bestias".

Una vez encontrándonos con Thrall, nos encomiendan un sinnúmero de misiones para ayudar con la fundación de la ciudad y nos acompaña otro héroe nuevo, el cazador de sombras Troll Rokhan. Esta campaña no se divide en misiones, sino en actos, cada uno de ellos bastante largo. El primero, incluido originalmente con la expansión, termina cuando se descubre que los humanos, con los que los Orcos mantenían la paz, han comenzado a atacar asentamientos orcos.

El segundo acto, que salió después, continúa con la lucha de los Orcos por descubrir quienes son los humanos que los están atacando, pues Thrall se resiste a pensar en una traición de Jaina Proudmoore. Finalmente, en el tercer acto se ha descubierto que no han sido las fuerzas de Jaina las atacantes, sino las del padre de ésta, un terco almirante quien no da crédito a que su hija se haya aliado con sus enemigos ancestrales.

Es así como el padre de Jaina y sus fuerzas toman el control del asentamiento humano de Kalimdor y se enfrentan en una lucha final contra Jaina, Thrall, Rexxar y compañía. Con el Almirante Proudmoore muerto, la paz retorna a Kalimdor.

Véase también

Enlaces externos

Fuentes