Dibujo Técnico

De EcuRed
Dibujo Técnico
Información sobre la plantilla
Concepto:Es una representación gráfica de un objeto real, de una idea o diseño propuesto para su construcción posterior.
Dibujo Técnico. El dibujo es el lenguaje del que proyecta, con él se hace entender universalmente, ya con representaciones puramente geométricas destinadas a personas competentes, ya con perspectivas para los profanos.

Contenido

Historia

Desde la prehistoria los primeros hombres utilizaron el dibujo como una forma de Comunicación, por medio de figuras de tamaño reducido, ubicados en (abrigos) rocosos, covachas y el interior de cuevas. Desde estos tiempos, muy remotos se ha usado un lenguaje universal, un lenguaje gráfico, que permitió a los más antiguos comunicar sus ideas y pensamientos entre sí.

Estos dibujos constituyen las formas más primitivas de escritura, que luego se convirtió en símbolos usados en la escritura actual. El hombre desarrolló la representación gráfica en dos direcciones distintas, atendiendo a su propósito: Artística y Técnico.

Desde el comienzo de los tiempos, los artistas utilizaron dibujos para expresar ideas estéticas, filosóficas o abstractas. En los tiempos antiguos, prácticamente todo el mundo era iletrado.

No existía la imprenta, y por tanto, no había periódicos ni libros. Los libros se escribían a mano, en papiro o en pergamino al observar esculturas, cuadros o dibujos en lugares públicos. Los cuadros eran la fuente principal de información. El artista no era simplemente esto, era un maestro o un filósofo, un medio de expresión y de comunicación.

La otra directiva que guió al dibujo en su desarrollo fue la historia la Técnica. Desde los comienzos de la historia registrada, el hombre se valió de dibujos para representar el diseño de los objetos por fabricar o construir.

No queda rastro alguno de estos primeros dibujos, pero se sabe en forma definitiva que el hombre los usó, porque no podría haber diseñado y construido lo que hizo sin usar dibujos relativamente precisos.

Clasificación

Se puede clasificar en general y por ramas.

General

Este puede ser artístico o técnico.

Dibujo técnico

La utilización del dibujo técnico es importante en todas las ramas de la ingeniería, en la industria, también en arquitectura y la geología.

Debe indicar los materiales utilizados y las propiedades de las superficies. Su propósito fundamental es transmitir la forma y dimensiones exactas de un objeto. Un dibujo en perspectiva ordinario no aporta información acerca de detalles ocultos del objeto y no suele ajustarse en su proporción real.

El dibujo técnico convencional utiliza dos o más proyecciones para representar un objeto. Estas proyecciones son diferentes vistas del objeto desde varios puntos que, si bien no son completas por separado, entre todas representan cada dimensión y detalle del objeto.

Vistas o proyecciones

La vista o proyección principal de un dibujo técnico es la vista frontal o alzado, que suele representar el lado del objeto de mayores dimensiones, debajo del alzado se dibuja la vista desde arriba o planta.

Si estas proyecciones no definen completamente el objeto, se pueden añadir más; una vista lateral derecha o izquierda; vista auxiliares desde puntos especifico para mostrar detalles del objeto que de otra manera no quedarían expuestos; y secciones o cortes del dibujo de su interior.

Clasificación

Creatividad en dibujo técnico

Se entiende por Creatividad en Dibujo Técnico a la capacidad para diseñar la representación de la solución gráfica imaginada de la composición y disposición geométrica proyectable de las partes y del todo en cuanto a forma, extensión, dimensiones y posiciones relativas de los objetos, artículos, equipos, obras, edificaciones, instalaciones, procesos y sistemas, entre otros.

Niveles

El nivel superior de asimilación, crear, es factible de alcanzar si en la función de dicha creación se hacen actuar de conjunto e interrelacionadamente los otros niveles, tales como la familiarización, la reproducción y la producción. Es decir, familiarizar, reproducir y producir para crear.

En el Dibujo Técnico, crear significa dar solución gráfica a problemas de diseño geométrico en los que se requiere del empleo de todo un conjunto predeterminado de técnicas manipulativas, procedimientos y métodos geométricos constructivos y de trazado, y todo ello dentro del marco de las exigencias de precisión, representación, normalizativas y presentación de la solución de dicho problema.

El diseño es un acto creador en sí mismo y en este caso esta creatividad se refiere a la combinación geométrica o al diseño geométrico como la base de todo dibujo técnico, de ahí que el dibujo técnico sea la herramienta fundamental que posibilita la materialización gráfica de dicha creatividad, pudiendo esta enmarcarse en lo que se ha dado en llamar creatividad técnica. Luego entonces en dibujo técnico se resolverá un problema de diseño geométrico, si se logra estar familiarizado fundamentalmente con todo lo referente a las características y propiedades de las formas y cuerpos geométricos elementales y cómo pueden ser interrelacionados, si pueden ser reproducidas, proyectadas estas formas y cuerpos geométricos, así como las técnicas, procedimientos y métodos de trazado y constructivos que posibilitan dibujarlas, y si se es capaz de retomar estos dos niveles de asimilación para ser producidas aquellas combinaciones elementales de dichas formas y cuerpos geométricos, las que a su vez darán lugar en su integración creadora a otras combinaciones de complejidades diversas, todo lo cual resultará en los dibujos que muestran las diferentes vistas planas y espaciales, y aquellos otros detalles e informaciones geométricas que los complementan.

En el esquema se muestra una interpretación de cómo a manera de proceso se interrelacionan entre si gradualmente los niveles elementales del conocimiento y a su vez cómo ellos inciden en la creación como nivel superior a alcanzar, por lo cual estos no se manifiestan de manera aislada en el aprendizaje y en el diseño de las soluciones a los problemas de dibujo que se orientaran sino directamente dependientes los unos de los otros.

En la antigüedad

El dibujo técnico más antiguo que se conoce, y que todavía existe, es la vista en planta del diseño de una fortaleza que hizo el ingeniero Caldeo Cudea, y que aparece grabado en una loseta de piedra. Es notable la semejanza que guarda este dibujo con los preparados por los arquitectos de nuestros días, a pesar de haber sido “dibujado” miles de años antes de que se inventara el Papel.

La primera prueba escrita de la aplicación del dibujo técnico tuvo lugar en el año 30 a.n.e., cuando el arquitecto romano Vitruvius escribió un tratado sobre Arquitectura en el que dice: El arquitecto debe ser diestro con el lápiz y tener conocimiento del dibujo, de manera que pueda preparar con facilidad y rapidez los dibujos que se requieran para mostrar la apariencia de la obra que se proponga construir.

Luego continúa discutiendo el uso de la regla y de los compases para las construcciones geométricas, para el trazado de la planta y la elevación de un edificio y para dibujar perspectivas. En los museos pueden verse ejemplares reales de los primeros instrumentos de dibujo.

Los compases eran de bronce y tenían aproximadamente el mismo tamaño que los de hoy día. El compás antiguo se parecía a los compases de puntas de la actualidad. Las plumillas se cortaban de tallos delgados.

La teoría de las proyecciones de objetos sobre planos imaginarios de proyección no se desarrolló sino hasta la primera mitad del Siglo XV, y su desarrollo se debe a los arquitectos italianos Albe Brunelleschi y otros.

Es del conocimiento general que Leonardo da Vinci usaba dibujos para transmitir a los demás sus ideas y diseños para construcciones mecánicas, existen hoy en día.

Sin embargo, no está muy claro, si Leonardo hizo alguna vez dibujos mecánicos en los que aparecieran las vistas ortográficas como las que se hacen en la actualidad, pero es muy probable que sí.

Las letras en el dibujo

Para la descripción completa de un plano se requiere: el lenguaje gráfico para mostrar la forma y disposición, y la escritura para indicar las medidas, métodos de trabajo, tipos de material y otra información. Así pues, el buen delineante, además de saber dibujar a la perfección, debe tener mucha soltura en la escritura a mano.

La clase de letra más usada corrientemente es la gótica comercial, a base de trazo simple. Las letras pueden ser mayúsculas o de caja alta y minúsculas o de caja baja, ambas a base de tipo inclinado o vertical.

En algunas empresas se emplea exclusivamente el tipo vertical; en otras el tipo inclinado. Y, finalmente, algunas veces emplean letras verticales para los títulos y letras inclinadas para dimensiones y notas, u otras combinaciones. El delineante que quiere ocupar una plaza en alguna empresa habrá de adaptarse a las costumbres de la misma.

El estudio y la práctica dan el dominio perfecto de la forma y dimensiones de cada letra. Períodos cortos de práctica, pero frecuentes, dan maestría en el rotulado. Finalmente hay que combinar las letras uniformemente para obtener palabras fáciles de leer. Rectas de guía.

Para conseguir letras uniformes, deben trazarse líneas de guía que delimitaran la altura de las letras. Estas líneas serán de trazo muy fino y a lápiz. La distancia entre líneas de letras se toma generalmente de media vez a vez y media la altura de las mayúsculas.

Se empieza señalando la altura de las mayúsculas en la primera línea, y a continuación se pone en el compás de puntas secas la distancia escogida entre bordes inferiores de letras, marcando de esta manera dichos bordes inferiores. Haciendo lo mismo con los bordes superiores, tendremos situadas las líneas de guía que necesitamos.

La práctica de escritura de las letras debe proceder lógicamente a la escritura de palabras y frases. Es conveniente poner atención especial a los números y fracciones, que constituyen parte esencial del acotado de un dibujo.

Rotulado a lápiz

El orden de los trazos y las dimensiones de las letras deben aprenderse practicando primeramente con el lápiz, antes de ensayar con tinta. La mina debe afilarse de forma que se obtenga una larga punta cónica.

La presión del lápiz sobre el papel debe ser lo más uniforme posible y es conveniente acostumbrarse a hacer rodar el lápiz entre los dedos cada tres o cuatro trazos, para conseguir una mayor uniformidad.

El lápiz debe sostenerse en la mano con la fuerza mínima necesaria para controlar los trazos. Rotulado a tinta. El término trazo simple significa que el grueso de los palos y ganchos de las letras es uniforme e igual al grueso del trazo de la pluma.

La pluma de rotular, por tanto, debe hacer trazos uniformes del grueso adecuado al tamaño de la letra, en toda direcciones. Mayúsculas verticales de trazos simple. Los trazos verticales se ejecutan de arriba a abajo y los horizontales de izquierda a derecha.

Las minúsculas verticales, tienen la altura de unos dos tercios de las mayúsculas.

Hay que tener siempre presentes en este tipo de escritura dos puntos: primero, conservar una inclinación uniforme en todas las letras y segundo, conseguir la forma correcta de las partes curvas de las letras redondeadas. Las minúsculas inclinadas. Se acostumbran a utilizar en las notas aclaratorias por dar rapidez en la escritura y claridad en la lectura.

Los números

Requieren, especial atención. Nótese que su forma difiere bastante, como las de las letras, de los usados en la escritura normal. Quebrados. Se hacen siempre con la línea de cociente horizontal. Los términos de la fracción tienen aproximadamente los dos tercios de la altura de los números enteros. Hay que dejar un pequeño espacio por encima y por debajo de la línea de quebrado.

Materiales y equipos utilizados en dibujo

Es de gran importancia para el dibujante desarrollar el dibujo, pues las ideas y diseños iniciales son hechos a mano antes de que se hagan dibujos precisos con instrumentos.

Los principales instrumentos en el dibujo son: mesa y máquinas de dibujo (tablero), regla T, escuadras de 30, 45, y 60, papel de dibujo, compás, regla escala, goma de borrar.

Métodos modernos de dibujo

La modernización del dibujo técnico radica en los años 1850 con la primera compañía manufacturera de instrumentos de dibujo en los EE.UU. En 1876 se inicia el procedimiento de copias heliográficas, descartando así las técnicas de dibujo en líneas finas mediante el uso de sombra o matices y el empleo de aguadas en acuarela.

Hasta aproximadamente el inicio del Siglo XX, los dibujos se hacían generalmente en lo que se llama proyección de primer ángulo en la cual la vista de la planta se colocaba bajo la vista frontal, la vista del costado izquierdo, se colocaba a la derecha de la vista frontal.

Para entonces EE.UU. la practica gradualmente. Se definió a favor de la actual proyección de tercer ángulo en la cual vistas o elevaciones quedan situada en lo que consideremos como posibles lógicas o naturales.

Técnicas de dibujo

Actualmente

En el país durante los últimos 15 años, y con más fuerza en los últimos 10 años, el dibujo auxiliado por ordenador ha ido desplazando al dibujo hecho sobre papel en una mesa de dibujo en la prepación de los planos para proyectos.

Las técnicas más modernas y actualizadas, relacionadas con el desarrollo de las computadoras, son el Autocad y el Mini CAD.

Es cuestión de poco tiempo para que todo delineante use algún programa de dibujo en una computadora para dibujar los planos. Ya casi todas las compañías de ingeniería y arquitectura usan en sus talleres de dibujo a las computadoras. La mesa de dibujo no desaparece, se reduce de tamaño, y es de donde salen (todavía) las ideas básicas para los proyectos.

Estas ideas luego se plasman en los planos que se elaboran con la computadora. Todo estudiante de ingeniería y arquitectura debe aprender a dominar esta herramienta (dibujo por ordenador) con la misma destreza con que maneja al cartabón y la regla T.

Fuentes

Bibliografía

  1. RODRÍGUEZ F. Tecnología Gráfica Superior. Editorial Pueblo y Educación. 2013