Saltar a: navegación, buscar

Necropsia

Necropsia
Información sobre la plantilla
Necropsia.jpg
Concepto:Examen de un cadáver, generalmente para investigar las causas de su muerte a través del estudio de sus órganos y tejidos

Necropsia. Proviene de las voces griegas "necros" (cadáver) y "opsis" (cortar)que significa cortar un cadáver. Es el procedimiento técnico y científico de disección anatómica sistemática de un animal después de su muerte para elucidar la causa de la misma. Es igual a un examen posmortem (en humanos se le llama autopsia).

Constitución

La necropsia está constituida por una serie de pasos a seguir a fin de acercarse con la mayor certeza posible a la o las razones por las cuales un organismo ha fallecido. Esta causa puede ser patológica, por razones ambientales, por tóxicos, por exceso de estrés, etcétera. Para su análisis crítico se debe conocer los datos previos de los organismos, ya sea edad, sexo, calidad y cantidad de alimento que recibieron, contenedores donde se estabularon, etcétera.

Técnica de Necropsia

Condiciones generales

Requiere del conocimiento general y especial de la patología de órganos y sistemas. Demanda también el conocimiento de la normalidad de los órganos y la identificación de los cambios post mortem que eventualmente se produzcan. El hecho de contar con un protocolo de necropsia permitirá al veterinario realizar una necropsia sistemática, completa y rápida.Se deberá siempre tener en cuenta que se puede manipular material de riesgo para la salud propia o de quienes nos rodeen; la posibilidad de adquirir una zoonosis no deberá nunca ser desestimada. En un 80% de los casos se llega a un diagnóstico certero cuando se envía un animal vivo con síntomas, o recientemente muerto, mientras que dicho porcentaje es mucho menor cuando solamente las muestras son llevadas al laboratorio. Tratar de minimizar los procesos de autólisis manteniendo el cadáver en lugares sombreados durante épocas de calor.

Antes de comenzar una necropsia considerar los siguientes aspectos:

  1. Contar con la vestimenta apropiada.
  2. Disponer del instrumental adecuado: cuchillos, costótomo, serrucho, hacha, chaira, piedra de afilar, materiales y recipientes para la recolección de muestras (bisturí, pinzas, tijeras, etc).
  3. Usar cuchillos bien filosos.
  4. Proceder ordenadamente examinando los diferentes órganos y tejidos sistemáticamente.
  5. Efectuar cortes netos y con seguridad evitando accidentes personales.
  6. No destruir los tejidos con cortes inadecuados sin previa y detenida observación de los mismos.
  7. No lavar los tejidos u órganos antes de observarlos.
  8. No descartar órganos o tejidos antes de haber realizado una completa revisación de los mismos.

Antecedentes del caso

  • No comenzar una necropsia hasta tanto no se hayan estudiado detenidamente los antecedentes del establecimiento de donde proviene el caso, la anamnesis del problema y la historia clínica.
  • Identificar el material y anotar todos los datos del animal tales como: especie, raza, sexo, edad, estado general y peso aproximado.
  • Registrar el nombre y dirección del veterinario, propietario y establecimiento.

Examen del animal vivo y su sacrificio

En muchas oportunidades habrá que sacrificar animales para el estudio post mortem. En estos casos tomar la temperatura corporal y realizar un cuidadoso examen clínico antes del sacrificio. Puede ser aprovechado para tomar muestras de sangre, materia fecal, etc.

Preparación del equipo

Usar overall, delantal de plástico, botas y guantes de goma semigruesos siempre que sea posible. Disponer del instrumental adecuado. Afilar los cuchillos.Se necesitan como mínimo:

2 cuchillos 1 piedra de afilar y chaira 1 costótomo 1 hacha corta 1 tijera Mayo 2 fórceps 1 tijera de necropsia 1 sierra

  • Adicionalmente se necesitarán bisturíes, tijeras finas, alicates y una maza. Se deberá disponer también de portaobjetos para frotis, jeringas, agujas, hisopos. Frascos con formol neutro al 10% o glicerina. Recipientes esterilizados o con glicerina al 50% para envío de materiales al laboratorio de microbiología. Frasco con alcohol para esterilizar el instrumental para el muestreo microbiológico. Fósforos. Cinta para medir pH. Hilo y bolsas de plástico, material para identificar muestras.
  • Disponer de elementos para higiene posterior: desinfectantes, cepillos, jabón, toallas, etc.
  • Recordar que una necropsia es una actividad fundamental para establecer el diagnóstico de un problema sanitario, pero debe ser necesariamente complementado con los antecedentes del caso.

Examen exterior del cadáver

Revisar detenidamente el exterior del animal. Determinar el estado de desarrollo y nutrición. Observar especialmente las aberturas naturales: ano, nariz, boca, genitales externos; los ojos, las extremidades. Palpar las articulaciones, masas musculares y ganglios superficiales. Revisar por lesiones de piel y ectoparásitos.

Apertura de cadáveres y examen de los órganos "in situ"Incisiones primarias

  • Poner el animal sobre su lado izquierdo, cabeza hacia la derecha del operador y extremidades hacia el operador.
  • Levantar las extremidades anteriores y realizar un corte a lo largo de la axila. Cortar hacia atrás hasta la mitad del pecho y hacia adelante hasta el cuello. Cortar los músculos sub-escapulares y desarticular la extremidad anterior totalmente hacia arriba y atrás. Revisar los ganglios linfáticos pre-escapulares.
  • Realizar una incisión en la línea media hacia atrás hasta el periné haciéndolo arriba del pene o de la ubre. Cuerear hacia arriba hasta la línea dorsal sobre las cavidades abdominales y toráxica. La extremidad posterior es desarticulada cortando el acetábulo, los ligamentos y músculos adyacentes.
  • En el cuello ampliar la incisión hacia arriba, siguiendo la gotera yugular hacia la mandíbula y la quijada. Cuerear hacia arriba y observar estructuras expuestas, glándulas salivares y ganglios linfáticos.

Incisiones secundarias

  • Cortar cuidadosamente a través de la pared abdominal desde la última costilla y a lo largo de los procesos lumbares transversos hasta la pelvis incidiendo el área inguinal. Examinar los órganos abdominales in situ, notar esencialmente la relación entre ellos y observar cualquier anormalidad en la superficie peritoneal o contenido de la cavidad. El omento que cubre los intestinos deberá ser cortado y sacado afuera de las cavidades.
  • Cortar los cartílagos costales cerca y a lo largo de la parte de arriba del esternón, cortar las costillas con el costótomo a lo largo de las extremidades dorsales de las mismas. Examinar los órganos toráxicos in situ.

Observación de los órganos

  • Sacar conjuntamente la lengua, tráquea, esófago, pulmones y corazón con el saco cardíaco intacto. Para ello se deberán hacer incisiones profundas a ambos lados de la lengua, desde la región sub-mandibular, luego cortar el paladar blando, desarticular los huesos hioides y disecar la tráquea a lo largo, despegar los pulmones y el corazón y cortar las estructuras cerca del diafragma, sacando el conjunto afuera para su posterior examen.
  • Examinar la lengua, cortar a través del paladar blanco y revisar la faringe. Abrir el esófago en todo su largo. Abrir la tráquea y examinar a lo largo. Revisar tiroides y ganglios linfáticos. Palpar los pulmones, abrir la bifurcación bronquial y continuar cortando a lo largo de los bronquios menores.
  • Revisar si hay parásitos pulmonares. Cortar y examinar los pulmones en varias áreas. revisar estructuras mediastinales. Abrir el saco pericárdico y observar anormalidades. Abrir el corazón. Cortar a lo largo del ventrículo izquierdo. Abrir ventrículo derecho. Examinar las válvulas y grandes vasos cuidadosamente.

Remoción y examen de las vísceras abdominales

  • Remover y examinar ambas glándulas suprarrenales y riñones. El riñón es cortado a lo largo y en el medio del órgano haciendo presión arriba con la palma de la mano y realizando un corte neto a través. La cápsula renal es extraída con fórceps y se observa la superficie exterior del riñón.
  • El páncreas es disecado del duodeno y examinado. Si la vesícula biliar está distendida, deberá revisarse previa extracción del páncreas, si el conducto biliar está libre u obstruido.
  • En el perro, gato y cerdo, el intestino delgado deberá ser examinado a continuación cortando el intestino longitudinalmente, liberar estructuras todo a lo largo. En los rumiantes, el duodeno es ligado y cortado, el resto del intestino delgado y grueso es disecado afuera cortando las raíces mesentéricas. Para evitar contaminación de guantes y equipo, el examen del aparato digestivo deberá hacerse al final cuando todos los demás órganos hayan sido examinados.
  • El hígado es a continuación sacado y examinado. Abrir la vesícula biliar y los conductos biliares con tijeras. Examinar los ganglios linfáticos del hígado.Separar el abomaso, cortarlo a lo largo y examinarlo. Vaciar el contenido en un recipiente para conteo de parásitos adultos, verificar estado de la mucosa. El resto del aparato digestivo deberá ser examinado en su totalidad mediante un corte longitudinal y metódico del mismo. En rumiantes, cortes longitudinales parciales pueden ser suficientes. Revisar los ganglios linfáticos, mesentéricos y adyacentes.
  • Sacar el pre-estómago y el bazo. Abrir el retículo sobre su cara anterior y continuar la incisión sobre la pared dorsal del rumen. Cortar el canal esofágico y abrir el librillo.

Examen del cadáver eviscerado

  • Examinar el cuello y las áreas de la faringe. Cortar y examinar los ganglios linfáticos, y las glándulas salivares.
  • Examinar los labios, las mejillas y el paladar. Examinar el interior de la cavidad nasal, si fuera necesario, hacer cortes transversales de la región nasal. Los senos podrían ser abiertos si es necesario.
  • Examen detallado de los ojos, oídos y cerebro podrían ser hechos en este momento.
  • En el tórax vacío, revisar la superficie costal, las vértebras, esternón pleura, etc. Examinar la médula ósea en las costillas rompiendo alguna de ellas por la mitad. Examinar el diafragma.
  • Examinar la vejiga, extraer orina, observar color y consistencia. Revisar la mucosa.
  • Examinar las vesículas seminales, próstata, los testículos, el prepucio y el pene en el macho.
  • Abrir la aorta abdominal y ramas mayores examinando la superficie de la íntima. Cuerear.
  • Desarticular y examinar las articulaciones y superficies articulares. Las masas musculares también deberán ser palpadas y examinadas mediante cortes transversales y longitudinales.

Exámenes especiales

Separación de la cabeza desarticulando la articulación alanto-occipital

Usando sierra o hacha incidir los huesos de la cabeza y levantar el calvario. Cortar la duramadre para visualizar el cerebro. Despegar el cerebro de su cavidad y cortar la médula a la altura del atlas. Extraer el cerebro cuidadosamente cortando los nervios craneales y también los lóbulos olfatorios. Examinar el cerebro en conjunto y para ser accionado deberá suspenderse en varias veces su volumen en una solución de formol al 10% durante varios días. El cerebro fijado en formol puede entonces ser cortado transversalmente en rodajas de 1 cm de espesor y examinar sus superficies. Si se desea examinar otras partes de la médula espinal, se deberán cortar y sacar los arcos dorsales de las vértebras y cortando los nervios espinales, remover la médula espinal en partes o en toda su extensión.

Ojos y estructuras orbitales

Usando bisturí o tijeras curvas, cortar alrededor del margen orbital, ayudándose con un fórceps, extraer de las órbitas todas las estructuras blandas y cortar en el fondo el nervio óptico. Examinar los párpados, músculos oculares y glándulas lagrimales. Fijar el globo ocular en formol o fijador de Zenker y una vez fijado cortarlo verticalmente y revisar las estructuras internas.

Oído externo, medio e interno

Examinar y cortar los pabellones del oído, observar parásitos. Exponer y examinar el canal auditivo externo y los tímpanos. Con un fórceps para hueso y un cincel exponer las estructuras del oído medio e interno. El espécimen debe ser descalcificado y disecado muy cuidadosamente para realizar un examen más detallado.

Sistema genital del macho

Abrir el escroto y sacar los testículos y cordones espermáticos, disecando hasta el cuello de la vejiga. Cortar alrededor de la abertura pélvica. Extraer el recto y estructuras urogenitales ubicadas en la pelvis. Disecar y examinar cada una de las partes.

Sistema genital de la hembra

Extraer el recto con la vulva, vagina, cuello y cuernos del útero, disecar y examinar cada una de las partes. Extraer y examinar los ovarios. Si el animal está preñado revisar el feto y estructuras placentarias.

Preparación del informe y envío de muestras al laboratorio

El informe de necropsia debe incluir:

  • Número de protocolo
  • Número de necropsia
  • Especie, edad, sexo e identificación del animal.
  • Nombre del dueño.
  • Nombre del veterinario.
  • Nombre del patólogo.
  • Fecha.
  • Estado de conservación, nutrición y horas transcurridas de muerto.
  • Diagnóstico presuntivo de muerte.
  • Resumen de la historia clínica y datos previos de laboratorio si los hubiera.
  • Los hallazgos del examen anatomopatológico deben ser descriptos objetivamente para cada órgano y tejido examinado.
  • Descripción de las cosas exactamente como se ven.
  • Indicación de medidas, color, consistencia, peso, ubicación etc.
  • Se debe evitar indicar términos diagnósticos tales como: "enteritis catarral" o "neumonía fibrinosa", como sola descripción de la lesión observada.

Criterios para el examen anatomopatológico

Se debe tener en cuenta:

  • Tamaño (indicar la medida exacta o aproximada) o hacer asociaciones.
  • Forma
  • Peso (indicar peso exacto o aproximado)
  • Posición y relaciones con otras regiones, órganos o tejidos.
  • Consistencia a la palpación.
  • Color y distribución.
  • Aspectos de la superficie al corte.
  • Contenido: naturaleza y volumen
  • Olor.

Las muestras para histopatología deben ser cortadas con un mínimo de manipuleo y distorsión con equipo bien afilado y sobre una tabla preparada para ese fin. El espesor no debe ser mayor de 10 ó 15 mm. Sumergir las muestras en un volumen diez veces mayor de solución de formol al 10%. En cada muestra, y cada vez que sea posible, incluir en el borde el mismo tejido con apariencia normal. Los parásitos internos deben ser colocados en pequeñas cantidades de agua o solución salina para su estudio inmediato. Los artrópodos se colocarán en frascos vacíos con tapa hermética. Las muestras de órganos o tejidos para bacteriología (cultivo) deben ser recogidas de la forma más limpia y cuidadosamente posible. Deben tener un tamaño lo suficientemente grande para poder flamear alrededor y extraer la muestra para cultivo del interior de la misma. Usar recipientes esterilizados.

Una vez terminada la necropsia, deberá disponerse la eliminación de la res y sus partes: incineración, enterrado, etc. para evitar contaminación. Deberá extremarse el cuidado en el caso de enfermedades infecto-contagiosas, tales como carbunco, rabia, brucelosis, etc. El instrumental deberá ser lavado, enjuagado y desinfectado convenientemente y guardado en orden para las próximas necropsias. En cada caso se hará una evaluación de los hallazgos anatomopatológicos y una correlación de las lesiones con síntomas observados. En algunos casos se podrá llegar al diagnóstico final después del examen anatomopatológico. En otros casos será necesario esperar por los resultados de los análisis de laboratorio para dar un diagnóstico final. El informe al veterinario clínico, aunque sea parcial, debe ser dado dentro de las 48 horas de realizada la necropsia, de lo contrario pierde sentido.

Fuentes