Saltar a: navegación, buscar

Justo Sánchez

(Redirigido desde «Justo Sánchez Peralta»)
Justo Sánchez Peralta
Información sobre la plantilla
Justo Sánchez.jpg
Coronel
NombreJusto Sánchez Peralta
LealtadEjército Libertador Bandera de Cuba
Participó enGuerra de los Diez Años
Guerra Necesaria

Nacimiento9 de agosto de 1844
Ayagán, Villa Clara Bandera de Cuba Cuba
Fallecimiento21 de mayo de 1924
Majagua, Ciego de Ávila, Bandera de Cuba
Causa de la muerteEnfermedad

Justo Sánchez Peralta. Figura destacada en las guerras por la independencia de Cuba. Participó en imnumerables combates, llegando a obtener el grado de Coronel del Ejército Libertador cubano.

Síntesis biográfica

Nacimiento

Nació en Ayagán, provincia de Villa Clara, el 9 de agosto de 1844. Fueron sus padres José Sánchez y Rita Peralta, personas bien acomodadas de aquellos lugares.

Trayectoria revolucionaria

Guerra de los Diez Años

Iniciada la guerra el 10 de octubre de 1868, Justo Sánchez y treinta compañeros más se alzaron en armas en Las Villas, el 7 de febrero de 1869, incorporándose a las fuerzas del General Roloff, subiendo a poco con la invasión a Oriente, habiendo sido herido con anterioridad en el combate de “Potrerillo”.

Además tomó parte en los combates de “La Ceiba” y “La Loma de la Cruz” a las órdenes de Guillermo Lorda, pasando posteriormente a la jurisdicción de Remedios bajo la jefatura del General Salomé Hernández, formando parte de la caballería mambisa mandada por el Teniente Coronel Jacinto Beitel, con el cual tomó parte en las acciones de “Taguayabón” y “Monte Oscuro” Toma de “Buena Vista”, en el año 1870.

Cruzó la trocha hacia Oriente llegando hasta la jurisdicción de Manzanillo tomando parte en diversos combates a las órdenes de “Pancho” Jiménez, el bravo jefe espirituano, hombre de confianza del General Máximo Gómez y teniendo como superior al Mayor Ignacio Agramonte, peleando en “El Jobo”, “Las Orejas” y “Caobillas” y en “Jimaguayú”, donde hubo de morir el más grande hombre del 68: el citado General Ignacio Agramonte Loinaz.

A las órdenes, después del brigadier José Gonzáles Torres en “Mejacasabe”, en la toma de “Santa cruz del Sur” y en el famoso combate de “Las Guásimas” en el que nuevamente resultó herido.

En enero de 1875, en unió del General Máximo Gómez y otros jefes, pasó la Trocha para Las Villas, asistiendo a los encuentros de “Los Rusos“, “Paso del Castaño”, toma el fuerte de “Río Grande”; del poblado El Jíbaro, participa así mismo en infinidades de combates, en territorios distintos hasta la terminación de la guerra.

Es digno de recordación el siguiente hecho: el 28 de agosto de 1869, antes de partir para Oriente, las tropas Españolas habían dado muerte al padre de Don Justo, así como a la madre, 3 hermanas, un tío y tres primos en unión de 16 pacíficos mas que vivían en los barrios de Paso Real, Tuinucú y Ayagán, dejando solo vivo a uno llamado Rafael María Rodríguez, para que hiciera el cuento. Dos meses después, el 17 de octubre, Justo Sánchez preparó una emboscada a las fuerzas que mandaba el teniente coronel Español Zurbano a quien se acusaba de aquellas muertes; en las inmediaciones del embarcadero de Sagua la Chica, logra sorprender al enemigo, dispersándole y matando 40 guardias civiles, escapa milagrosamente él antes dicho jefe Español.

El Coronel del Ejercito Libertador Justo Sánchez Peralta y su esposa Serafina González Echemendía, hermana de la patriota Emilia González Echemendía.

Terminada la Guerra del 68 el intrépido Coronel Justo Sánchez pasa a residir el Partido de Ciego de Ávila (en la zona del actual municipio de Majagua) y contrae matrimonio con Doña Serafina Gonzáles Hechemendía, hermana de la valiente mambisa Emilia. De esta relación coyungal tuvo 10 hijos: 7 varones y 3 hembras.

Guerra Necesaria

Lanzado nuevamente el grito de guerra en los campos de Cuba, el Coronel Sánchez acudió a cumplir con su deber acompañado de su esposa e hijos revelándose contra el poder de España el 22 de mayo de 1895 en la zona de Río Grande.

Fue nombrado jefe del Regimiento de Caballería Martí, tomando parte de los combates de “La Reforma”, “Río Grande” y “Pelaye”. Incorporándose a la invasión y asistiendo a las principales acciones bélicas que tuvieron lugar en las provincias de Santa Clara y Matanzas, entre estos: “Mal Tiempo”, “Coliseo” y el cruento de “Calimete”; luego regresa a Las Villas con el general Serafín Sánchez.

Tomo parte en los asaltos y toma de los pueblos de El Jíbaro y Arroyo Blanco y en los que en esta jurisdicción y Sancti Spíritus, tuvieron lugar hasta la terminación de la guerra del 95.

Luego de la frustración de nuestra independencia y la implantación de la republica neocolonial por el imperialismo yanqui Justo Sánchez adquirió la Finca Las delicias de Paso Viejo, en el barrio Majagua, donde se decidió a labrar la tierra en unión de su familia. Se incorpora en la vida política de los primeros años de la república en esta zona afiliándose al Partido Conservador. Fue muy respetado y querido por sus vecinos y los pobladores de Majagua.

Muerte

En 1924 enferma de afección renal y es trasladado a Sancti Spíritus, antes de morir pide que sea llevado a su hogar a la tierra donde había labrado y luchado. Allí fallece rodeado de sus familiares, amigos y compañeros de armas el 21 de mayo de 1924.

Su entierro constituyó una gran concentración del pueblo al hacer la despedida de duelo en Majagua. Sus restos fueron sepultados en el cementerio de Ciego de Ávila. Así concluía su vida una de las figuras destacadas en las gestas por la independencia de la Patria.

Fuente

  • Síntesis Histórica Majagua.