Saltar a: navegación, buscar

Álava

Para otros usos de este término, véase Álava (desambiguación).
Álava
Información sobre la plantilla
<span/>
Bandera de Álava (España)
Bandera

Escudo de Álava (España)
Escudo

Error al crear miniatura: Falta archivo
CapitalVitoria-Gasteiz
EntidadProvincia
 • PaísBandera de España España
Avenida Juan de Garay.jpg
Avenida Juan de Garay en Vitoria-Gasteiz.
Álava.Es una de las provincias españolas pertenecientes a la Comunidad Autónoma Vasca, esta situada en la parte noroccidental del país y colinda hacia el sur con la provincia La Rioja, con las provincias de Navarra, Burgos,Cantabria y a sus espaldas Vizcaya y Guipúzcoa.

Historia

Álava medieval

En Álava se encuentran numerosas villas que conservan las murallas de épocas medievales marcadas por los enfrentamientos entre reinos y las pugnas entre nobles, además de palacios, iglesias y otras construcciones.

Primeras referencias al topónimo Álava

Las primeras referencias al topónimo Álava aparecen en la Crónica de Alfonso III, escrita a fines del siglo IX. Dichos textos cronísticos mencionan Álava al hablar de las campañas que Alfonso I de Asturias realizaba en el siglo VIII. Sin embargo, es probable que tal referencia identifique las tierras de la Llanada, al norte y este de Vitoria, a las que se irán sumando la tierra de Ayala, Treviño, la Rioja Alavesa y la zona al este del río Bayas.

Su nombre en euskera, en opinión del fallecido lingüista alavés Henrike Knörr procede del euskera Alaba, derivado de lau, 'llanura', más el artículo, tal y como recoge la propia web de la Diputación Foral. La etimología que lo relaciona con el romance Alaba, que viene a su vez del término latino alba (blanca) no tiene ningún apoyo en el mundo científico. En euskera también ha sido denominada como Araba-herria o Alaba-herria (forma utilizada por Axular).

Tierra de caminos y fronteras

Durante la alta y plena Edad Media, el territorio notará la influencia de las fuerzas políticas que van surgiendo en las regiones limítrofes, como son el reino astur, Navarra y Castilla.

El territorio alavés se libra de las repoblaciones encomendadas por Alfonso I en amplias zonas de influencia del reino astur. No se libra, en cambio, de numerosos ataques lanzados por los musulmanes que rápidamente se habían extendido por la península hasta llegar al norte. Protegida por fuertes castillos y torres señoriales, las tierras alavesas permanecen siempre controladas por condes locales, vinculados al reino astur. Desde principios del siglo X, estas tierras quedan definitivamente en la retaguardia de la frontera cristiano-musulmana, mientras se convierten en paso obligado de peregrinos jacobeos.

Entre Castilla y Navarra

A partir del siglo X son evidentes las influencias de Castilla y Navarra. La alternancia de condes con diferente orientación monárquica, hace que la balanza de la soberanía sobre el territorio alavés recaiga sobre uno u otro reino. Bajo el gobierno de Sancho VI de Navarra y con el fin de asegurar su defensa, se fundan una serie de villas entre las que destacan Laguardia, Vitoria, Antoñana, Bernedo y La Puebla de Arganzón.

Alfonso VIII de Castilla reacciona ante la presencia Navarra. Entre 1199 y 1200 y tras negociar con los nobles alaveses, descontentos con la política de los reyes navarros, se apodera de prácticamente toda la tierra alavesa, y supone la incorporación definitiva (salvo un breve paréntesis) de Álava a Castilla, a excepción del territorio dominado por la Cofradía de Arriaga.

Geografía

Su orografía, diversidad paisajística y climática otorgan a Álava un carácter único y singular. Localizada geográficamente en el sudoeste del País Vasco, a espaldas de Vizcaya y Guipúzcoa, es de los tres territorios que integran la Comunidad Autónoma Vasca la más grande en superficie (3.037 km2) y la menos poblada (301.848 habitantes).

Relieve

Tres sucesiones de cadenas montañosas cruzan Álava de este a oeste. Las situadas más al norte establecen los límites entre Álava y los valles atlánticos de Guipúzcoa y Vizcaya, con valles verdes entre montes de pinos y hayas, caseríos y ganado vacuno. Entre estas sierras del norte y una segunda línea de montañas que recorre la zona media del territorio se extiende una amplia llanura, conocida como la Llanada alavesa, tierra de transición hacia las llanuras meridionales. Más al sur, la sierra de Cantabria es el último obstáculo natural antes de adentrarse en las vegas de la Rioja Alavesa, tierra de viñedos que se extiende hasta el valle del Ebro, cuyo paisaje se confunde con el de la meseta castellana.

Clima

La variedad orográfica y biológica va unidad a una diversidad climática. Así, si en la franja norte de Álava el tiempo es húmedo y suave, con abundantes lluvias (clima oceánico), en el interior son comunes los inviernos fríos y las fuertes heladas. En las tierras del sur, por el contrario, es de tipo continental, seco y de temperaturas más extremas. La Llanada Alavesa queda también en lo climático como una tierra de transición, con inviernos fríos.

Reservas naturales

Entre los atractivos naturales de Álava están los embalses de Ullibarri y Urrunaga. Creados para abastecer de agua a Vitoria-Gasteiz y Bilbao, estos lagos artificiales, constituyen el mayor humedal vasco y un espacio de ocio único. La gran calidad paisajística está representada por enclaves naturales como Valderejo, Entzia o Izki, las lagunas de Laguardia, las Salinas de Añana con sus blancas terrazas escalonas y los tres parques naturales que comparte con los otros dos territorios: Gorbeia, Urkiola y Aizkorri. A la lista añadimos también el Valle de Aramaio con sus magníficos caseríos dispersos entre montañas, conocido como la ‘Suiza vasca’ o Zuia como más próximo a Vitoria-Gasteiz y al amparo del macizo Gorbeia, impresionante espacio natural, montañero y rural.

Desarrollo económico

Sector primario:

  • Alava es el principal productor de patata de siembra de España. Otros cultivos alternativos son la remolacha azucarera y los cereales. También cuenta con un sector hortícola importante, de guisante verde, judía verde,bróculi, zanahoria, coliflor, lechuga iceberg, escarola y cogollos de Tudela, entre otros.
  • Por otra parte, Alava dispone de 117.836 hectáreas dedicadas a pastos y cultivos. Y respecto a la ganadería, el censo alavés es de casi 30.000 vacas, 6.000 cerdas madres y 95.000 ovejas y cabras.
  • Junto a la producción de carne de vacuno, porcino y equino, el medio rural alavés destaca por la elaboración de sus quesos con la denominación de origen “Idiazabal”, la miel con su label de calidad, el txakolí de Amurrio las trufas cultivadas en la Montaña Alavesa y Valles Alaveses mediante el proceso de micorrización.
  • El vino elaborado en la comarca de Rioja Alavesa alcanza una producción de casi 70 millones de litros al año. La exportación anual de estos vinos de Rioja Alavesa alcanza los 11 millones de litros y son demandados especialmente por los países del norte de Europa.

Sector secundario:

  • La aportación de la industria alavesa a su PIB, es actualmente del 43%, parejo al índice de las regiones del centro de la UE.
  • Entre las producciones más importantes destacan la tornilleria, las armas,los productos químicos, el azúcar, las industrias gráficas, las bicicletas, la cartuchería, la agroalimentación, los neumáticos, la maquina herramienta, la maquinaria y la industria de automoción.
  • Muchos de estos sectores industriales han experimentado recientemente un profundo proceso de reconversión. Se han debido poner en marcha modernas factorías dotadas de tecnologías avanzadas y de plantillas adecuadamente preparadas para responder a las exigencias de los mercados globalizados.

Exportación:

  • Álava es una economía especialmente abierta al exterior. En 2000 se ha convertido en la provincia española con un mayor ratio de exportaciones por habitante, con un valor de 2,12 millones de pesetas. En términos absolutos se situó en octavo lugar. Estas cifras confirman la importancia que los mercados exteriores tienen en el desarrollo económico del Territorio Histórico.

Además, la tasa de cobertura que relaciona el volumen de exportaciones respecto a las importaciones se situó en un valor de 165,8%, con lo que se demuestra la competitividad de la empresa alavesa.

Desarrollo social

Arte y cultura

Álava cuenta con un rico y variado patrimonio cultural. Gracias a su ubicación en un histórico cruce de caminos, encontramos desde yacimientos prehistóricos hasta manifestaciones de vanguardia, pasando por villas medievales y otras huellas de la historia.

Red de Museos

La red de museos de Álava atesora y muestra el arte, la historia y las tradiciones del territorio. En Vitoria-Gasteiz, dos museos de arte se complementan ofreciendo colecciones de épocas diferentes. Por un lado, el Museo de Bellas Artes ofrece una magnífica colección de pintura y escultura, en especial de la pintura costumbrista de los últimos siglos. En las salas del Palacio Augustí donde se ubica, encontramos obras de Zuluaga, Amárica, Díaz de Olano, Maeztu y Salvador Aspiazu, entre otros artistas.

Por otro lado, ARTIUM Centro-Museo de Arte Contemporáneo. Más que un museo, es un centro vivo de arte que celebra numerosos eventos culturales, ofrece espacios de creación y organiza talleres divulgativos para todos los públicos. Posee una colección con piezas de renombrados artistas del siglo XX como Miró, Picasso, Chillida, Oteiza, Saura, Tapies, Barceló y Cristina Iglesias, etc. Cuenta también con la obra de artistas alaveses de diferentes generaciones y una amplia programación de exposiciones temporales.

Sin salir de la capital, el Museo de Armería muestra la evolución cronológica de armas y arreos empleados en la lucha. La exposición comienza por las armas y utensilios prehistóricos hasta armaduras y uniformes contemporáneos, pasando por armas orientales y árabes, junto con algunas de África central.

En pleno casco medieval, la torre de Doña Otxanda aloja el Museo de Ciencias Naturales con valiosas colecciones botánicas, zoológicas y geológicas. También es singular el marco del Museo Fournier de Naipes (uno de los mejores del mundo), ya que ocupa el Palacio de Bendaña. Comparte biblioteca y salón de actos con un destacado vecino: el Museo de Arqueología. Junto al museo de naipes, un nuevo edificio en forma de cobre del arquitecto Patxi Mangado, muestra la colección de restos hallados en los yacimientos alaveses. Una síntesis de la historia de Álava desde sus orígenes en el Paleolítico hasta la fundación de las villas medievales.

Ya fuera del casco medieval, junto al parque de la Florida, la Catedral Nueva Mª Inmaculada alberga obras del patrimonio religioso alavés en el Museo Diocesano de Arte Sacro. Nos permite observar elementos funerarios, mobiliario religioso, elementos arquitectónicos, esculturas tallas, pintura, piezas de orfebrería, etc.

En Vitoria-Gasteiz además, numerosas esculturas y estatuas de escultores como Oteiza, Ibarrola, Chillida, Casto Solano, Nestor Basterrechea, etc. sorprenden a los peatones en plena calle.

Legado histórico

El pasado medieval está muy presente en los cascos de Vitoria-Gasteiz, Laguardia, Artxiniega, Labranza y Salvatierra. Sus casas torre, sus palacios, los templos góticos y los restos de las murallas que las rodearon nos hablan de la importancia defensiva que tuvieron estas villas.

Parte del legado histórico está sujeto a importantes procesos de restauración. Máximo ejemplo y reconocido internacionalmente con diferentes galardones es el que afecta a la Catedral de Santa María en la capital gasteiztarra. El tempo se levanta en lo alto de la colina donde nació la ciudad en 1181 y ha sido testigo privilegiado de la historia de la ciudad. El programa de visitas guiadas “Abierto por obras” ofrece la posibilidad única de contemplar las entrañas y trabajos de restauración.

También sujeto a un proceso de recuperación, el Valle Salado de Salinas de Añana, la villa más antigua de Álava. Sus manantiales salinos aparecen ya documentados en el año 822, poco antes de la ocupación árabe en la zona. Pero es en la Edad Media cuando la producción y el comercio de la sal hacen de la villa una de las ciudades más prósperas del norte de la península.

Las eras, que parecen balcones blancos, son plataformas sostenidas por pilares de madera y muros de piedra y ordenadas en grupos. Hoy en día, alrededor de 150 eras se explotan artesanalmente y están declaradas Monumento Histórico.

El Poblado de La Hoya y el Oppidum de Iruña-Veleia son los dos principales yacimientos arqueológicos de la provincia. El primero, situado cerca de Laguardia, está abierto a las visitas y cuenta con un museo que ilustra el ambiente de lo que fue entre 1.200 a.C. y 250 a.C. un poblado de ordenadas callejuelas y animada vida diaria.

El segundo yacimiento, también abierto al público, permite conocer la ciudad romana de Iruña a través de los restos de sus murallas, sus residencias con mosaicos y sus calles. Se sitúa cerca de Vitoria-Gasteiz y se accede por el puente romano con trece ojos de Trespuentes.

Festivales

Especialmente en la capital se puede disfrutar de una oferta cultura variada, de calidad y con citas consolidadas a nivel internacional. Es el caso del Festival de Jazz de Vitoria-Gasteiz, celebrado cada mes de julio. Los grandes conciertos conviven con las “Jam Sessions” que ofrecen los bares de la ciudad. El festival es el único de la península integrado en el club de los certámenes de mayor calidad de Europa y USA.

Otra de las citas culturales más veteranas de la ciudad es el Festival Internacional de Teatro. La cita es entre septiembre y noviembre y su programa incluye montajes para adultos, teatro familiar, los estrenos más relevantes y una significativa muestra de los últimos trabajos de la escena nacional e internacional.

Los niños también tienen una cita durante la última semana de junio y la primera de julio: el Festival Internacional de Juegos. Las calles de la capital se llenan de juguetes tradicionales, de juegos del mundo, videoconsolas o juegos deportivos durante el festival de juegos más grande del mundo, según la Asociación Internacional por el Derecho al Juego. Nueve días en los que gentes de todas las edades se lo pasan bien y aprenden valores positivos.

En 2001 nació el Azkena Rock Festival y ya se ha convertido en un referente del rock a nivel nacional e internacional. La apuesta personal de sus organizadores, un público ajeno al vaivén de las modas, y un cartel donde cada año figuran algunas de las bandas que han escrito la historia reciente del rock son las claves de su éxito.

Las melodías de épocas pasadas también tienen su festival: la Semana de Música Antigua de Vitoria-Gasteiz. Durante estas jornadas de septiembre la iglesia de San Pedro acoge músicas medievales, barrocas o renacentistas acompañadas por voces magistrales en un templo con excelente acústica.

También en septiembre, durante la primera semana concretamente, la provincia se llena de cantos gracias al Festival Coral Internacional de Álava. La agrupaciones corales participantes ofrecen numerosos conciertos en diversas localidades del territorio foral.

La fotografía y el periodismo se dan la mano en “Periscopio”, una cita cultural cada vez más arraigada en la capital alavesa. Nos propone una mirada al mundo a través de las fotografías de reporteros gráficos de numerosas nacionalidades. Desde octubre hasta diciembre las imágenes llenan salas de exposiciones y salen a las calles de Vitoria-Gasteiz.

Fuentes