Saltar a: navegación, buscar

Calcioedetato sódico

Calcioedetato sódico
Información sobre la plantilla
Calcioedetato.jpeg
Presentación farmacéuticaAmpolleta 200 mg/mL
Vía de administraciónVia intravenosa o intramuscular
Grupo TerapéuticoAntídotos
Calcioedetato sódico (EDTA). Medicamento que reduce las concentraciones sanguíneas y los depósitos de almacenamiento de plomo. Está saturado de calcio, pero puede administrarse en grandes cantidades por vía intravenosa sin causar cambios significativos en las concentraciones totales de calcio del cuerpo o en el suero.

Indicaciones

Tratamiento de la intoxicación aguda y crónica por plomo y en la encefalopatía por plomo. Como agente de diagnóstico para identificar pacientes que requieren un ciclo completo del tratamiento quelante.

Contraindicaciones

Pacientes con función renal alterada, anuria u oliguria severa, ya que es nefrotóxico y puede producir necrosis tubular renal.

Precauciones

  • Embarazo: categoría de riesgo: B, no se han realizado estudios adecuados acerca de su seguridad; la relación riesgo-beneficio debe considerarse durante la primera parte del embarazo o en mujeres de edad fértil.
  • Lactancia: se desconoce si se excreta en la leche materna y no existen reportes suficientes.
  • Niños: por su mayor seguridad y eficacia, se recomienda la administración intramuscular en niños en los cuales la encefalopatía por plomo es mas común que en los adultos. El tratamiento preferido para los niños con encefalopatías es la terapia combinada con edetato de calcio y sodio y dimercaprol.
  • Insuficiencia renal: se reduce la filtración glomerular del quelato y retrasa la excreción, incrementando riesgo de nefrotoxicidad. Debe tenerse precaución en casos de deshidratación, se debe establecer el flujo urinario antes de administrar la primera dosis de edetato de calcio y sodio. Precaución con la hipercalcemia.

Reacciones adversas

Frecuentes

Escalofríos o fiebres repentinas, fatiga, cefalea, anorexia, malestar general, sed excesiva, orina turbia, hipotensión, náuseas y vómitos, cólicos abdominales; dolor e hinchazón en el lugar de la inyección, tromboflebitis; estornudos, congestión nasal, lagrimeo.

Ocasionales

Hemorragias y hematomas, dolor de garganta y fiebre, cansancio o debilidad no habituales; constipación, somnolencia, sequedad bucal, sabor metálico, alteraciones en la piel y alteraciones en el electrocardiograma (ECG).

Interacciones

  • Corticosteroides: toxicidad renal del edetato de calcio y sodio en animales se potencia al asociarlo con corticosteroides.
  • Insulina (uso simultáneo) con el edetato de calcio y sodio: disminuirá la duración de acción de preparados insulínicos con zinc por la quelación del zinc y otros metales. Evítese la administración simultánea de barbitúricos o sulfoderivados.

Posología

Adultos: toxicidad por plomo: intravenosa o intramuscular, de 30 a 50 mg/kg de peso corporal (de 1 a 1,75 g/m2 s.c.) al día en dosis divididas cada 20 h durante 3 a 5 d durante un período de al menos 2 h en pacientes sintomáticos y 1 h en los no sintomáticos. Se puede administrar un segundo ciclo del tratamiento con una duración de hasta 5 d adicionales después de un intervalo de descanso de al menos 2 d (preferiblemente 2 semanas). Prescripción usual límite para adultos: hasta 50 mg/kg de peso corporal (1,75 g/m2) en 24 h.

Niños: toxicidad por plomo (ver dosis para adultos): de 15 a 35 mg/kg (500 mg a 1 g/m2 s.c.) al día, en 2 dosis con intervalos de 8 a 12 h durante 3 a 5 días, hasta 75 mg/kg (2,5 g/m2 s.c.) en 24 h. Se puede administrar un segundo ciclo de tratamiento después de un intervalo de al menos 4 días (preferiblemente 2 semanas).

Tratamiento de la sobredosis y efectos adversos graves

El tratamiento recomendado consiste en la suspensión del flujo urinario durante la terapia. Se debe detener la administración de calcioedetato de sodio para evitar concentraciones de quelante excesivamente elevadas en los tejidos.

Fuente