Saltar a: navegación, buscar

Plan Gómez-Maceo

Plan Gómez-Maceo
Información sobre la plantilla
Gomezmaceo.jpg
Fecha:1884-1886
Lugar:Bandera de Cuba Cuba, Cayo Hueso,Nueva York, Nueva Orleans, Filadelfia, Santo Domingo
Descripción:
Plan para iniciar una nueva guerra por la independencia de Cuba
País(es) involucrado(s)
Bandera de los Estados Unidos de América Estados Unidos, Bandera de Cuba Cuba
Líderes:
Antonio Maceo y Máximo Gómez
Plan Gómez-Maceo. Conjunto de actividades desarrolladas por antiguos jefes mambises y emigrados cubanos bajo la dirección de los mayores generales Máximo Gómez y Antonio Maceo, entre 1884 y 1886, con el objetivo de iniciar una nueva guerra por la independencia de Cuba, el cual, debido a numerosos factores adversos, culminó en el fracaso.

Antecedentes

En respuesta a numerosas solicitudes de connotados oficiales de la Guerra de los Diez Años y de clubes revolucionarios en el exilio para que encabezara un nuevo intento independentista, Máximo Gómez redactó un programa para organizar la guerra, conocido como Programa de San Pedro Sula, por haber sido elaborado en esa localidad hondureña, el 30 de marzo de 1884. A partir de ese programa, que centralizaba la dirección político-militar de la preparación y conducción de la guerra en la figura de un general en jefe electo por consenso entre toda la emigración —que resultó ser Máximo Gómez—, auxiliado por una Junta Gubernativa integrada por cinco miembros, Gómez y Maceo desplegaron una intensa actividad en las ciudades donde se agrupaba la emigración cubana, principalmente, Cayo Hueso, Nueva York, Nueva Orleans, Kingston, Filadelfia, Santo Domingo y Colón, con el objetivo de levantar los fondos necesarios y reclutar al personal imprescindible para organizar y equipar varias expediciones armadas que debían llegar a Cuba con la mayor simultaneidad posible para iniciar, junto a los levantamientos internos, la nueva guerra.

Inconformidad de José Martí

En el curso de estas actividades se produjo el trascendental enfrentamiento de Gómez y Maceo con Martí, el 18 de octubre de 1884, que motivó la famosa carta, escrita dos días después, en la que Martí expresó su inconformidad con el corte militarista de la forma de gobierno que propugnaban Gómez y Maceo para la República en Armas y, a consecuencia de ello, se retiró del movimiento.

El Plan

Preparativos

Los febriles preparativos contaron con la colaboración de los generales Francisco Carrillo Rafael Rodríguez, Mayía Rodríguez, Ángel Maestre, José Maceo, Flor Crombet y Juan Rius Rivera; los coroneles Agustín Cebreco, Paquito Borrero, Mariano Torres, Emilio Núñez, Miguel Barnet, Manuel Lechuga, Fernando López de Queralta, Emiliano Crombet, Fernando Figueredo, José Rogelio Castillo, el doctor Eusebio Hernández; Manuel Morey, José M. Párraga, Pedro Castillo y otros.

Plan frustrado

No obstante, los órganos españoles de seguridad, la abierta hostilidad de las autoridades norteamericanas, la traición de algunos cubanos y la dispersión de recursos provocada por patriotas que, lejos de sumarse al proyectado plan Gómez-Maceo, se empeñaron en liderar expediciones aisladas condenadas de antemano al fracaso —como las de Carlos Agüero, Ramón Leocadio Bonachea y Limbano Sánchez—, frustraron en repetidas ocasiones el asalto a Cuba cuando parecía inminente.

Plan abortado

El proyecto abortó definitivamente a partir de una reunión celebrada el 17 de agosto de 1886, en la casa de Octavio Bavastro, en Kingston, Jamaica, donde las tensiones y recelos provocados por los sucesivos fracasos, desembocaron en un grave incidente entre Antonio Maceo y Flor Crombet, como consecuencia del cual se concertó un duelo a muerte entre ambos patriotas, que debería llevarse a cabo después de terminada la guerra. La tempestuosa reunión dio lugar también a un penoso intercambio epistolar entre Maceo y Gómez. No obstante, todos los implicados supieron sobreponerse a esas diferencias personales en aras de la independencia de Cuba y continuaron llevando a cabo gestiones: Carrillo y Eusebio Hernández en Nueva York; Antonio y José Maceo en Kingston; Gómez y Flor Crombet en Colón y Ciudad Panamá. También se hicieron gestiones en México.

Fin del Plan

La acción del Partido Autonomista y la abolición de la esclavitud en Cuba por las Cortes españolas asestaron el golpe definitivo al plan Gómez-Maceo. En diciembre de 1886, las opiniones de los principales involucrados en el empeño coincidían en lo inútil de prolongar el esfuerzo y decidieron dar por terminado el movimiento.

Fuente