Saltar a: navegación, buscar

Congreso de Angostura

Congreso de Angostura
Información sobre la plantilla
Congresoangosturadibujo.jpg
Simón Bolívar en el Congreso de Angostura
Fecha:15 de febrero de 1819
Lugar:Angostura (hoy Ciudad Bolívar) Bandera de la República Bolivariana de Venezuela Venezuela
Resultado:
Formación de la Gran Colombia
Consecuencias:
Segundo Congreso Constituyente de la República de Venezuela
País(es) involucrado(s)
Venezuela
Líderes:
Simón Bolívar y Francisco Antonio Zea
Congreso de Angostura. Celebrado en la ciudad de Angostura, hoy Ciudad Bolívar. Magno evento donde el Libertador Simón Bolívar pronunció un inmortal discurso, en el cual reflejó una vez más la profundidad de su pensamiento político. Representó el Segundo Congreso Constituyente de Venezuela. Se llegó a su instalación luego que Bolívar expusiera en 1818 ante el Consejo de Estado, la necesidad de convocar a elecciones para celebrar un Congreso Nacional que diese una salida constitucional a la inestable situación política del país.

El Congreso de Angostura, produjo la segunda constitución de la historia en Venezuela, fue antecedido por el Primer Congreso Constituyente de Venezuela, realizado el 2 de marzo de 1811 en la ciudad de Valencia, en el cual había sido promulgada la primera Carta Magna, la Constitución Federal para los Estados de Venezuela.

Antecedentes

El momento que precede al Congreso de Angostura, Venezuela era una nación distinta, que sufría las consecuencias de la guerra independentista y la fragilidad de sus instituciones. Por entonces sólo se contaba con el Congreso Republicano de Venezuela, que estuvo vigente desde 1811 hasta 1812, con el cual Bolívar pretendía alcanzar un modelo político que se ajustara completamente a la nueva república. No obstante existían otros documentos que antecedieron el Congreso de Angostura, como la Declaración de la República de Venezuela, en la que el Libertador había planteado una especie de segunda declaración de independencia ante la comunidad mundial, a partir del riesgo que suponía la intervención de la Santa Alianza.

Se había logrado ratificar la emancipación de la nación española, convirtiéndose en un estado libre y soberano, ante lo cual urgía construir un instrumento jurídico de mayor peso así como una nueva arquitectura que reconociese a Venezuela como la nación independiente que pretendía ser.

A inicios de octubre de 1818 el propio Bolívar se presentó ante el Consejo de Estado para exigir el nombramiento de una comisión especial que redactara un proyecto para un nuevo proceso de elecciones populares; convirtiéndose a su vez este hecho en el precedente histórico de lo que serían después las elecciones directas en el país caribeño.

Fue entonces el 22 de octubre de ese propio año que se convocaron a las elecciones que desembocarían en el Congreso celebrado en Angostura el 15 de febrero del año siguiente. Se pretendía además que el Congreso tuviese como inspiración el ideario del general Francisco de Miranda.

Celebración del congreso

Meses antes de la famosa Batalla de Boyacá, se dieron cita en la ciudad de Angostura (hoy Ciudad Bolívar) un grupo de 26 representantes de los 30 electos en el país. Los representantes pertenecían a las provincias de Caracas, Cumaná, Trujillo, Margarita, Barinas, Barcelona, y Guayana. Como se había producido unos meses antes la invasión a Nueva Granada (actual Colombia), Simón Bolívar insistió en la importancia de que esta región enviara también delegados a la cita.

Los asistentes al Congreso[1].:

Caracas Barcelona Cumaná Barinas Guayana Margarita Casanare (Nueva Granada)







El Congreso de Angostura es también conocido como el segundo Congreso Constituyente de Venezuela ya que el 15 de agosto de 1819 aprobó una nueva Carta Magna.

Según los historiadores, Simón Bolívar llegó a la cita en la mañana del día 15 (sobre las 11 a.m. aproximadamente), en medio de una gran ovación y salva de cañonazos. Reunidos todos los participantes en la sala del Congreso, el Libertador pronunció un convincente discurso que duraría cerca de una hora y devendría en uno de sus mayores legados políticos en la historia de la lucha de los pueblos de América Latina.

Discurso de Angostura



El discurso pronunciado por Bolívar el 15 de febrero de 1819 se centró básicamente en dos aspectos fundamentales: expresar su opinión de lo que debía ser el proyecto constitucional y reflexionar sobre la crítica situación que atravesaba Venezuela por entonces.

En un primer momento el orador señaló la importancia de que las nuevas instituciones que surgieran a raíz del proceso independentista, debían responder a las necesidades y posibilidades de las mismas y no imitar modelos extranjeros.

Aunque se reconoció la eficacia de los gobiernos Federales, se decidió que para Venezuela era preferible instalar un sistema centralizado, basado en un Poder Público que se distribuyera en las siguientes ramas: Ejecutivo, Legislativo y Judicial; resaltando la fortaleza en el caso del Ejecutivo. Hizo mención además a elementos indispensables para lograr una Patria justa y digna, como son el respeto por la soberanía popular, la división de los poderes, la libertad civil, la proscripción de la esclavitud, la abolición de la monarquía con sus privilegios y la instalación de un cuarto y muy importante poder: el Poder Moral. Este último destinado a exaltar el imperio de la virtud y enseñar a los políticos a ser probos e ilustrados. Así mismo instó a la creación de una llamada Cámara Alta Hereditaria, cuyo objetivo sería mantener en ella la tradición edificante de los padres de la patria; lo cual no encajó muy bien con la idea del Poder Moral.

En su intervención, Bolívar resaltó la necesidad de instaurar un Gobierno Republicano que propugnara e impulsara la educación popular como principio fundamental. Fue entonces cuando expresó su célebre frase[2]:

“Moral y luces son los polos de una República; moral y luces son nuestras primeras necesidades”.

Tras repasar otros tópicos relacionados con una visión sobre la grandeza y el poderío de la América libre y unida, cierra Bolívar su discurso con la siguiente exhortación al Congreso:

"Señor, empezad vuestras funciones: yo he terminado las mías".

Tras lo cual hizo entrega de un proyecto de Constitución así como del Poder Moral, a fin de que fueran estudiados por los diputados presentes.

Para culminar dijo:

"El Congreso de Venezuela está instalado; en él reside, desde este momento, la Soberanía Nacional. Mi espada y las de mis ínclitos compañeros de armas están siempre prontas a sostener su augusta autoridad. ¡Viva el Congreso de Venezuela!".

Resultados

La reunión celebrada en Angostura, se resumió en lo que se conoce como la Ley Fundamental, la cual centraba sus prioridades en definir el futuro de la nación y las medidas que en aquel momento urgían para lograr una total independencia.

Entre las principales decisiones adoptadas, se pueden enunciar las siguientes:

  1. Nueva Granada fue renombrada Cundinamarca y su capital, Santa Fe, renombrada Bogotá. La capital de Quito sería Quito. La capital de Venezuela sería Caracas. La capital de la Gran Colombia sería Bogotá.
  2. Se creó la República de Colombia, que sería gobernada por un presidente. Existiría un vicepresidente que suplantaría al presidente en su ausencia. (Históricamente se acostumbra llamar a la Colombia del Congreso de Angostura como La Gran Colombia)
  3. Los gobernadores de los tres Departamentos también se llamarían Vicepresidentes.
  4. El presidente y vicepresidente se elegirían a través del voto indirecto, aunque inicialmente, el congreso los eligió de la siguiente forma: Presidente de la República: Simón Bolívar y Vicepresidente: Francisco de Paula Santander (esta estructura duró hasta agosto de ese año cuando Bolívar continuó con su tarea libertadora hacia Ecuador y Perú y dejó a cargo de la presidencia a Santander).
  5. Se nombra a Bolívar como el "Libertador" y su retrato se expuso en el salón de sesiones del congreso con el lema "Bolívar, Libertador de Colombia y padre de la Patria".

Concluido el congreso, se acordó una próxima reunión en Cúcuta, en enero de 1821, para expedir la nueva constitución. (Ver Congreso de Cúcuta)

Vigencia

Gracias al periódico Correo del Orinoco, el mensaje del discurso pronunciado en Angostura el 15 de febrero de 1819, fue reproducido al mundo y quedó grabado para la eternidad, sobreviviendo incluso al transcurso del tiempo.

Cabe resaltar lo que muchos historiadores consideran como una de las mayores consecuencias del Congreso y fue que a partir de su celebración, surgió la actual Colombia, entonces conformada por Venezuela, la Nueva Granada (Colombia y Panamá actual) y Ecuador.

En el Congreso se elaboró una Constitución donde quedaron recogidas muchas de las ideas del Libertador, excluyendo solamente lo referido al Senado Hereditario y el Poder Moral. Sin embargo, las propuestas hechas por Bolívar en aquella época aún están claramente vigentes, casi doscientos años después, cuando por ejemplo muchas han sido puestas en práctica, como es el caso de la Masiva Educación Pública que se implementa en el país actualmente.

Última sesión

La última sesión ordinaria del Congreso de Angostura se realizó el 20 de enero de 1820. En adelante se reunió la diputación permanente, pero el 10 de julio de 1820 el Congreso fue convocado a sesión extraordinaria por la llegada de fuerzas realistas a Angostura. El 19 de julio volvió a entrar en receso y la diputación permanente reanudó sus funciones hasta la reunión final, realizada el 31 de julio de 1821[3].

Referencias

Fuentes