David Herbert Lawrence

David Herbert Lawrence
Información  sobre la plantilla
David Herbert Lawrence.jpeg
Escritor inglés, su literatura expone una extensa reflexión acerca de los efectos deshumanizadores de la modernidad y la industrialización.
Nombre completoDavid Herbert Richards Lawrence
Nacimiento11 de septiembre de 1885
Eastwood, Nottingham, Bandera de Inglaterra Inglaterra
Defunción2 de marzo de 1930
Vence, Bandera de Francia Francia
SeudónimoLawrence H. Davison
OcupaciónNovelista, ensayista, cuentista.
NacionalidadInglesa
Período1907 - 1930
GéneroNovela
MovimientosModernismo
CónyugeFrieda von Richthofen
InfluenciasThomas Hardy, Joseph Conrad,
PremiosPremio James Tait Black

David Herbert Lawrence. Escritor inglés autor de novelas, cuentos, poemas, obras de teatro, ensayos, libros de viaje, pinturas, traducciones y crítica literaria.

Síntesis biográfica

Nace el 11 de septiembre de 1885, en Eastwood, Nottingham, Inglaterra. Su padre era un minero alcohólico que tenía como hábito apalear con frecuencia a toda su familia.

Trayectoria literaria

Su literatura expone una extensa reflexión acerca de los efectos deshumanizadores de la modernidad y la industrialización], y abordó cuestiones relacionadas con la salud emocional, la vitalidad, la espontaneidad, la sexualidad humana y el instinto.

Las opiniones de Lawrence sobre todos estos asuntos le causaron múltiples problemas personales: además de una orden de persecución oficial, su obra fue objeto en varias ocasiones de censura; por otra parte, la interpretación sesgada de aquella a lo largo de la segunda mitad de su vida fue una constante. Como consecuencia de ello, hubo de pasar la mayor parte de su vida en un exilio voluntario, que él mismo llamó "peregrinación salvaje".

Imagen pública

Aunque en el momento de su muerte su imagen ante la opinión pública era la de un pornógrafo que había desperdiciado su considerable talento, Edward Morgan Forster, en un obituario, defendió su reputación al describirlo como "el novelista imaginativo más grande de la generación". Más adelante, F. R. Leavis, un crítico de Cambridge de notoria influencia, resaltó tanto su integridad artística como su seriedad moral, lo que situó a buena parte de su ficción dentro de la "gran tradición" canónica de la novela en Inglaterra.

Con el tiempo, la imagen de Lawrence se ha afianzado en la de un pensador visionario y un gran representante del modernismo en el marco de la literatura inglesa, pese a que algunas críticas feministas deploran su actitud hacia las mujeres, así como la visión de la sexualidad que se percibe en sus obras.

Tras la publicación de su primera novela, "El pavo blanco" (1911), su escandalosa relación con la fogosa Frieda von Richthofen, una alemana casada con un profesor de Nottingham, obligó a ambos a pasar al continente, donde residieron hasta 1914, cuando Frieda obtuvo el divorcio.

Emigración definitiva

De regreso en su país, las dificultades económicas, la notoriedad del escándalo y las acusaciones de simpatizar con Alemania, sumadas a la prohibición de su obra: "El arcoiris" (1915), novela tachada de obscenidad por la censura, forzaron a la pareja a emigrar definitivamente.

Realizaron a partir de entonces largos viajes en el transcurso de los cuales Lawrence publicó otras novelas que tropezaron a menudo con problemas similares, entre ellas: "Mujeres enamoradas" (1921), "La vara de Aarón" (1922), "Kanguro" (1923) y "La serpiente emplumada" (1926).

Matrimonio

Tras haber sido abandonado por Frieda, renovó el escándalo al relatar con morbosa autocomplacencia, sus sufrimientos de marido engañado en "El amante de Lady Chatterley" (1928). Esta dualidad es típica de su obra, donde la idealizada exaltación de los impulsos naturales no es más que la máscara agresiva de un temperamento atormentado y masoquista.

Escribió también relatos y poemas, y en "Fantasía del inconsciente" (1922) intentó exponer la tortuosa filosofía que impregna a sus trabajos literarios. En 1984 se publicó su novela "Mr. Noon", escrita en 1921.

Muerte

Muere el 2 de marzo de 1930, en Vence, Francia. Desarrolló un carácter introvertido y una constitución enfermiza, que le condujo a su temprana muerte por Tuberculosis.

Fuente