Saltar a: navegación, buscar

Adán y Eva

Adán y Eva
Información sobre la plantilla
Adan-Eva1.jpeg
Adán y Eva fueron los primeros humanos, de acuerdo a la religión judía, islámica y cristiana.
NombreAdán y Eva
NacimientoEdén
HijosAbel, Caín, Set.
PadresDios
Adán y Eva. Dios preparó esta tierra para que sirviera de hogar para sus hijos. Adán y Eva fueron elegidos para ser las primeras personas que viviesen en la tierra. Su participación en el plan del Padre era traer el estado mortal al mundo. Ellos serían los primeros padres.

Espíritus muy valientes

Adán y Eva se encontraban entre los hijos más nobles de nuestro Padre. En el mundo espiritual, Adán se llamaba el arcángel Miguel. Él fue escogido por nuestro Padre Celestial para dirigir a los justos en la batalla contra Satanás). Adán y Eva fueron preordenados para convertirse en los padres del género humano. El Señor le prometió a Adán grandes bendiciones con estas palabras:[1]
Te he puesto para estar a la cabeza; multitud de naciones saldrán de ti, y tú les serás por príncipe para siempre.
A pesar de que las Escrituras no nos dicen absolutamente nada acerca de Eva antes de que ella viniese a la tierra, debe haber sido una hija escogida de Dios. Se le puso el nombre de Eva porque fue la madre de todos los vivientes y le fue dada a Adán porque Dios dijo: [1]
que no era bueno que el hombre estuviese solo

De esa forma, ella compartió la responsabilidad de Adán, y por lo tanto, compartirá sus bendiciones eternas.

El Jardín de Edén

Cuando Adán y Eva fueron colocados en el Jardín de Edén, aún no eran mortales; no podían tener hijos; no existía la muerte. Tenían una vida física debido a que sus espíritus estaban alojados en cuerpos físicos hechos con el polvo de la tierra, pero a la vez, poseían vida espiritual porque todavía se encontraban en la presencia de Dios. Aún no habían elegido entre el bien y el mal.

Dios les mandó tener hijos y aprender a tener dominio sobre la tierra. Él les dijo: Fructificad y multiplicaos, henchid la tierra y sojuzgadla; y tened dominio sobre… todo ser viviente que se mueve sobre la tierra. Dios les dijo que podían comer libremente de todo árbol que había en el huerto, excepto de uno, el árbol de la ciencia del bien y del mal, porque Dios dijo: el día en que de él comieres, de cierto morirás.

Satanás, que no conocía la mente de Dios, y procuraba destruir su plan, se acercó a Eva en el Jardín de Edén y la tentó a comer del fruto del árbol de la ciencia del bien y del mal y le aseguró que no moriría sino que ellos serían “…como dioses, conociendo el bien y el mal”. Eva cedió a la tentación y comió del fruto. Cuando Adán supo lo que había pasado, decidió también comer del fruto. A los cambios que sufrieron Adán y Eva debido a que comieron del fruto, se les llama la Caída.

Separados de la presencia de Dios

Debido a que Adán y Eva comieron del fruto del árbol de la ciencia del bien y del mal, el Señor los echó del Jardín de Edén al mundo como lo conocemos ahora. Su condición física cambió como resultado de haber comido el fruto prohibido; y como Dios lo había prometido, se volvieron mortales. A partir de ese momento podrían tener hijos, y tanto ellos como sus hijos experimentarían enfermedades, dolor y muerte física.

Como consecuencia de su trasgresión, Adán y Eva sufrieron también la muerte espiritual, lo cual significa que ellos y sus hijos ya no podrían caminar y hablar cara a cara con Dios. Debido a que Satanás había introducido la maldad en el mundo, Adán y Eva fueron separados de la presencia de Dios, tanto física como espiritualmente.

Grandes bendiciones

Algunas personas creen que Adán y Eva cometieron un grave pecado al comer del fruto del árbol de la ciencia del bien y del mal; sin embargo, las Escrituras de los últimos días nos ayudan a comprender que su caída fue un paso necesario dentro del plan de la vida y una gran bendición para todos nosotros. Debido a la Caída, se nos ha bendecido con un cuerpo físico, con el derecho de escoger entre el bien y el mal y con la oportunidad de obtener la vida eterna. Ninguno de esos privilegios hubieran sido nuestros si Adán y Eva hubiesen permanecido en el Jardín de Edén.

Después de la Caída, Eva dijo: De no haber sido por nuestra trasgresión, nunca habríamos tenido posteridad, no hubiéramos conocido jamás el bien y el mal, ni el gozo de nuestra redención, ni la vida eterna que Dios concede a todos los que son obedientes.

¿Quiénes son?

Adán y Eva fueron los primeros humanos, de acuerdo a la religión judía, islámica y cristiana. Y todos los humanos descienden de ellos. Como dice La Biblia, Adán y Eva fueron creados por Dios para cuidar de su creación, para poblar la tierra, y para tener una relación con él. Sus mismos nombres son indicativos de sus roles. Adán viene del hebreo adomah, que significa "hombre." Eva significa en hebreo "vida."

La mayoría de nuestras ideas preconcebidas acerca de Adán y Eva y el Jardín de Edén, provienen del poema épico de Milton Paraíso Perdido, publicado en 1667. Él tomó el relato del Génesis y lo expandió grandemente usando su don creativo. Milton usó su imaginación para crear conversaciones detrás del escenario con Dios, Satanás, y varios ángeles. Sus contribuciones al relato del Génesis se han enraizado en nuestra cultura y han causado que mucha gente piense equivocadamente que el relato de Milton se encuentra en La Biblia.

Adán y Eva: Los Primeros Padres

Adán y Eva fueron los primeros padres. Las religiones judía, islámica y cristiana afirman que todos descendemos de ellos. De acuerdo a la tradición judía, Adán y Eva tuvieron 56 hijos. Esto fue posible, en parte, debido a que Adán vivió 930 años. Algunos expertos creen que la larga duración de la vida de la gente en ese tiempo se debía a una cubierta de vapor en la atmósfera. Esto puede haber hecho más hospitalario el medio ambiente de la tierra para la vida humana e incrementado la duración de sus vidas. Estos expertos creen que la cubierta fue destruida durante el Diluvio y contribuyó a las grandes cantidades de agua que cubrieron la tierra.

Adán y Eva: Las Primeras Personas en Desobedecer a Dios

Adán y Eva fueron las primeras personas en hacer algo malo. Dios le dijo a Adán que podía comer de todo árbol del jardín, excepto del árbol del conocimiento del bien y del mal. Dios le dijo que moriría si comía la fruta. No sabemos qué clase de fruta tenía este árbol. Milton introdujo la idea de que era una manzana. Más tarde, Satanás engañó a Eva hablando a través de una serpiente, y ella comió de la fruta. Luego, ella le dio de la fruta a Adán y él la comió sabiendo que estaba procediendo mal. Debido a que ellos desobedecieron lo que Dios les había dicho explícitamente y escogieron creer a Satanás, comenzaron a experimentar la muerte espiritual, y pronto la muerte física. Dios los expulsó del jardín. Adán y Eva pecaron al poner sus deseos por sobre lo que Dios les hubo dicho, y a través de este acto el pecado entró al mundo. Nunca más sería fácil cosechar fruto. Espinos y malas hierbas harían del plantar y cosechar una dura labor. Los hombres tendrían que trabajar para comer. Las mujeres darían a luz con dolor. Los animales se volvieron peligrosos y carnívoros.

Adán y Eva: El Fin de la Historia

¿Es este el fin de la historia de Adán y Eva? ¿Expulsó Dios a Adán y a Eva del jardín sin proveer una manera de reparar su relación con él? ¿O creó Dios una solución para el pecado de la gente? ¿Cómo puede afectar su vida hoy lo que usted cree sobre Adán y Eva? Si usted cree que Adán y Eva fueron creados por Dios y lo desobedecieron, trayendo el pecado a este mundo. ¿Le convierte esto en un pecador? Si es así, ¿cómo cambia esto la opinión que tiene de sí mismo? ¿De Dios? ¿De su relación con Dios? Estas son preguntas vitales para explorar, ya que conllevan a las preguntas fundamentales de la vida.

Referencia

  1. 1,0 1,1 Artículo [en línea]. Adán y EvaDisponible en: "losmormones.org." Consultado: 8 de marzo de 2012

Fuentes