Saltar a: navegación, buscar

Artroscopía

Artroscopia
Información sobre la plantilla
12690.jpg
Concepto:Técnica quirúrgica mínimamente invasiva que consiste en la introducción de un lente con una cámara de video dentro de una articulación a través de unas incisiones diminutas de no más de 5 milímetros.

Artroscopía. Proceder de mínimo acceso para el diagnóstico y tratamiento quirúrgico de lesiones que se originan en las articulaciones. De esta manera, el cirujano se miniaturiza y puede acceder fácilmente a toda la articulación, visualizando las estructuras que la componen de una manera incluso mejor que si la tuviera expuesta totalmente por una gran incisión. Gracias a esto, los procedimientos que se realizan por esta técnica son de muy rápida recuperación, mucho menos dolorosos, y con una morbilidad (tasa de complicaciones) mucho menor que mediante las técnicas tradicionales abiertas, siempre y cuando se realicen por cirujanos entrenados en esta técnica.

Ventajas

La aplicación de esta técnica, de indudables beneficios para los pacientes,fundamentalmente en las intervenciones de rodilla y también de hombro, tobillo, cadera, codo, y de la columna vertebral. Los avances tecnológicos en los últimos años permiten que, a través de dos o tres pequeñas incisiones, el cirujano introduzca el instrumental y lentes acoplados a una fuente de luz, para realizar las maniobras quirúrjucas en el campo operatorio con el auxilio de un monitor de televisión.

Aplicación

El diagnóstico de los daños en las articulaciones y sus enfermedades empieza con una revisión completa de la historia médica, reconocimientos físicos, y generalmente Rayos X. Reconocimientos adicionales también pueden ser necesarios, como un MRI (representación de la resonancia magnética), o un CT (termografía catódica). Un diagnóstico final es efectuado a través del artroscopio, y éste puede ser más exacto que con el uso de cirugía ìabiertaî o estudios con Rayos X. Las enfermedades y las lastimaduras pueden causar daños a los huesos, cartílagos, ligamentos, músculos y tendones.

Algunas de las condiciones que se encuentran con más frecuencia durante un reconocimiento artroscópico de las articulaciones pueden ser:

  • Inflamación
  • Sinovitis ó inflamación del revestimiento (sinovio) en la rodilla, hombro, codo, muñeca de la mano, o el tobillo
  • Lastimaduras ó agudas y crónicas de hombro ó desgarradura del puño del tendón rotatorio, síndrome de choque, y dislocaciones recurrentes.
  • Rodilla ó desgarramiento del menisco (cartílago).
  • Condromalasia(desgaste o lastimadura del cojín del cartílago).
  • Desgarramiento delos ligamentos cruzados causando inestabilidad
  • Muñeca de la mano ó síndrome del túnel del carpo
  • Partículas desprendidas de hueso y/o cartílago ó en la rodilla, hombro, codo, tobillo, o la muñeca de la mano.

Aunque el interior de casi todas las articulaciones puede ser observado con un artroscopio, seis articulaciones son examinadas más frecuentemente con este instrumento. Éstas incluyen rodilla, hombro,codo, tobillo, cadera, y la muñeca de la mano. A medida que los ingenieros de la tecnología electrónica realizan avances y nuevas técnicas son desarrolladas por los cirujanos ortopédicos, otras articulaciones también podrán ser tratadas con más frecuencia en el futuro.

Posibles complicaciones

Aunque son poco común, las complicaciones ocurren ocasionalmente durante o siguiendo la artroscopia; infecciones, flebitis (coágulos de sangre en las venas), una hinchazón excesiva o derrames de sangre, daños a los vasos sanguíneos o nervios, y roturas de los instrumentos. Éstas son complicaciones más comunes, pero ocurren en menos de 1 (un) por ciento de todos los procedimientos artroscópicos.


Recuperación después de la cirugía artroscópica

Las pequeñas heridas de incisiones se sanan en el transcurso de varios días. Los vendajes de la operación se pueden quitar el día siguiente después de la cirugía y unas bandas adhesivas pueden ser aplicadas para cubrir las pequeñas incisiones que se están sanando. Aunque las heridas de las incisiones son pequeñas y el dolor en la articulación que recibió la artroscopia es mínimo, generalmente toma varias semanas para que la articulación se recupere a su máximo. Un programa específico de actividades para la rehabilitación puede ser sugerido por su médico para apresurar su recuperación y para proteger el futuro funcionamiento de la articulación. No es algo raro que los pacientes puedan volver al trabajo, o la escuela, para continuar sus actividades diarias dentro de unos pocos días. Los atletas y otros que están en una buena condición física pueden en algunos casos volver a sus actividades atléticas dentro de unas pocas semanas. De todas maneras, no se olvide que las personas que reciben cirugía artroscópica pueden tener diferentes diagnósticos y condiciones que existían anteriormente, así es que cada cirugía artroscópica para cada paciente es única para esa persona. El tiempo de recuperación reflejará esta individualidad.

Fuentes