Saltar a: navegación, buscar

Impulsión de la bala

Impulsión de la bala
Evento de Atletismo
IBala.jpg
Evento específico de atletismo

Impulsión de la bala. Es una especialidad del atletismo enmarcada dentro de los eventos de campo o pruebas de concursos, consistente en impulsar un implemento cilíndrico generalmente de hierro macizo.

Características

Técnica Impulsión bala

La composición de la bala es de hierro macizo, de latón o de otro material que no sea más blando que el latón, puede estar rodeado también de una cubierta metálica rellena de plomo u otro material, con tendrá forma esférica y la superficie debe ser lisa.

El peso de la bala para el sexo masculino, no debe ser menor de 7,260 kilogramos, mientras que para las mujeres, debe pesar 4 kilogramos, el diámetro es entre de 11 y 13 centímetros para los hombres y entre 9,5 y 11 para la mujeres.

La impulsión se realiza desde un círculo con un diámetro de 1.135 metros. a un sector situado en el óvalo de la pista, un ángulo de 40 grados, partiendo desde el centro del círculo.

El círculo se delimita con un anillo de material duro y en la parte delantera se encuentra un segmento de madera o tope, con una altura de 10 centímetros en relación al nivel del interior del círculo que el atleta puede utilizar para apoyar el pie sin que roce la parte superior.

Historia

Parry O´Brien, impulsión de la bala

Esta especialidad del atletismo desciende del lanzamiento de la piedra pesada en la antigüedad, especialmente durante el sitio de Troya, también estaba presente en las fiestas populares de la Edad Media, donde impulsaban tres piedras de 15, 30 y 50 libras, cada participantes podía realizar tres intentos.

Esa tradición es heredada en las fiestas de los pastores suizos quienes lanzaban una bala de cañón de 36 libras e impulsaban una piedra de 84 kilogramos de peso.

En 1850 la impulsión de bala es introducida en los colegios británicos, al inicio no estaba regulado el tamaño y el peso del implemento a impulsar, pero esto cambia al iniciarse el movimiento deportivo moderno.

En 1860 se fija el peso en Dublín en 16 libras (7,257 kg), luego en 1865 durante el segundo encuentro Oxford vs Cambridge se fijan algunas reglas, entre ellas, la forma de lazar, donde se determina la realización de la impulsión con una sola mano.

Hasta 1908, se impulsaba la bala dentro de un círculo de 7 pies de lados (2.135 metros), pero los estadounidenses utilizaban un círculo de 7 pies de diámetro, variante que es confirmada en 1909, añadiéndose además un tablón de madera, conocido actualmente como tope.

En el desarrollo competitivo de la disciplina, los 13.00 metros fueron superados en 1883, los 14.00 metros en 1893 aunque con técnicas obsoletas, en 1899 el irlandés D. Hogan logra empujando desde el hombro, los primeros resultados de calidad.

La impulsión de la bala continua desarrollándose, los resultados, pero el arribo a las grandes marcas se debió principalmente a Parry O' Brien un estadounidense que se consagra a los 19 años de edad, al triunfar en los Juegos Olímpicos de Helsinki en 1952.

Al utilizar una nueva forma de impulsar la bala, que dejaba atrás la posición estática, colocándose perpendicularmente al área de lanzamiento, entonces expresó:
"he modificado sobre todo mi estilo, explicaba, he sido el primero en volver la espalda a dicha área; ganando así un cuarto de vuelta suplementario en mi rotación aumentando considerablemente la velocidad del lanzamiento y la fuerza de propulsión"

En Juegos Olímpicos

Debuta en la cita inicial en Atenas, Grecia en 1896, resultando ganador el estadounidense Robert Garret con 11.22, le siguen los griegos Militiadis Gouskos con 11.20 y Georgios Papasideris con 10.36 metros.

Las mujeres lo hacen en Londres, Inglaterra en 1948, siendo ganadora la francesa Micheline Ostermeyer con marca de 13.75, le sigue la italiana Amelia Piccinini con 13.09 y la austriaca Ine Schaffer con 13.08 metros.

En Campeonatos Mundiales

Debuta para ambos sexos en la cita inicial de Helsinki, Finlandia en 1983, el triunfo en el masculino para el polaco Edgard Sarul con 21.39, le sigue el checo Remigius Machura con 20.60 metros.

En el femenino se impone la checa Helena Fibingerova con envío de 21.05, seguida de las alemanas Kelma Knorscheidt con 20.70 y Ilona Slupianek-Briesenick con 20.56 metros.

Los récord mundiales

La IAAF reconoce como el primer récord mundial, los 15.32 metros logrados por el estadounidense Ralph Rose el 14 de agosto de 1909 en Seattle, Estados Unidos, los 16.00 metros los alcanza otro norteño, Emil Hirschfeld el 26 de agosto de 1928 en Bochum.

Los 17.00 metros son conquistados por Jack Torrance el 5 de agosto de 1934 el Oslo, Noruega, al impulsar la bala a 17.04 metros, seguidamente Parry O’Brien, logra 18.00 metros en Fresno el 9 de mayo de 1953 y los 19.00 metros el 3 de septiembre de 1956 en Eugene, al impulsar el implemento a 19.06 metros.

Natalya Lisovkaya, recordista mundial mpulsión de la bala

El 12 de agosto de 1960 el estadounidense Williams Nieder, logra 20.06 metros en Walnut, Estados Unidos, en tanto otro norteño, Randy Matson, envía la bala a 21.52 metros el 8 de mayo de 1965 en College Statión.

Por último los 22.00 metros los conquista el soviético Alexander Barishnikov, el 10 de julio de 1978 en Paris, Francia, mientras que los 23.00 metros los logra el alemán Ulf Timmemann el 22 de mayo de 1988 en Hania, al lanzar 23.06 y el actual récord mundial está en poder del estadounidense Randolp Barnes con 23.12 metros, logrados el 20 de mayo de 1990 eb Westwood, Estados Unidos.

En el sexo femenino, el primer récord mundial es implantado por la francesa Violette Gouraud-Morris, con 10.15 metros, logrados el 14 de julio de 1924 en París, Francia.

Los 20.00 metros fueron logrados por la soviética Nadezhda Chizova, el 13 de julio de 1969, al enviar la bala a los 20.09 metros en Chorzova, esta propia atleta logra 21.03 metros el 7 de septiembre de 1972 durante los Juegos Olímpicos de Münich, Alemania.

El 20 de agosto de 1977 en Nitra, la checa Helena Fibingerova, registra 22.32 metros, mientras que el actual récord mundial de 22.63 metros es logrado por la soviética Natalia Lisovskaya, el 7 de junio de 1987 en Moscú.

Fuentes

  • Betancourt, Lázaro. El atletismo en el ámbito escolar y deportivo. Editorial Pueblo y Educación. La Habana, Cuba 1991
  • Matthews, Peter. Athletics 2004, The international track and field annual. Sports Books. LTD. British Library.
  • Butler, Mark. Athletics Statistics Book. Games of the XXVIII Olympiad, Athens 2004.