Síndrome orgánico cerebral

Síndrome orgánico cerebral
Información sobre la plantilla
Sindrome-organico-cerebral.jpg
Es el término genérico para enfermedades crónicas causadas por daños a la estructura del cerebro. La característica principal del síndrome orgánico cerebral es la notable diferencia en las características del comportamiento y personalidad del paciente.
Clasificación:Síndrome

Síndrome orgánico cerebral. O Trastorno mental orgánico. Este síndrome puede ser calificada como primario, en el caso de enfermedades, lesiones o daños que afectan el cerebro de un modo directo y selectivo, o secundaria, cuando otras enfermedades sistémicas o alteraciones orgánicas determinan el mal funcionamiento cerebral. Los trastornos cerebrales secundarios por consumo de sustancias (incluyendo alcohol), lógicamente, pertenecen a este grupo.

Característica

Las personas con síndrome orgánico cerebral, generalmente, son incapaces de sociabilizar y ser autovalidas. La característica principal del síndrome orgánico cerebral es la notable diferencia en las características del comportamiento y personalidad del paciente.

Categorías

En el DSM-III las categorías del síndrome cerebral orgánico se basan en los síntomas más que en los tipos de etiología. Así el delirio representa una clase de síndrome cerebral orgánico aunque puede provenir de varias causas orgánicas.

Delirio y demencia

El deterioro psíquico en ambos trastornos es bastante global. Los estados de delirio admiten diversa intensidad. En los casos agudos el sujeto muestra confusión, desorientación, incoherencia. Le es difícil conservar la atención en los acontecimientos ambientales o concentrarse en el pensamiento o actividades motivadas; disminuye la vigilancia, estado que recibe a veces el nombre de ¨obnubilación de la conciencia¨; manifiesta inquietud, exagerada, alerta y no logra dormir. Son frecuentes las distorsiones, predominan las de tipo visual. y pueden degenerar en alucinaciones, en las que la demencia: es un deterioro de la capacidad intelectual anterior. El déficit se advierte con toda claridad en la memoria, el sujeto empieza a olvidar nombres, números telefónicos domicilios u acontecimientos recientes. Quizá no concluya las tareas, porque simplemente olvida reanudarlas si las interrumpe. A menudo deja encendida la estufa, el grifo de agua o conectada la plancha eléctrica. La demencia puede originarse por múltiples causas. La demencia senil y presenil, es un proceso degenerativo de origen desconocido que afecta partes del cerebro.

Sintomatología

Los síntomas básicos o propios del trastorno están dados en:

  • Alteraciones del estado de la conciencia: incapacidad para fijar la atención y desorientación en todas las esferas.
  • Alteraciones cognoscitivas: compromiso de la memoria reciente, deterioro intelectual, mengua del juicio y comprensión.
  • Alteraciones de la afectividad: pérdida del control afectivo, labilidad emocional.
  • Síntomas accesorios o facultativos (que pueden o no presentarse). Se vinculan al funcionamiento de la personalidad premórbida y a conflictos psicosociales actuales compensatorios, como respuesta de adaptación a los síntomas primarios, tales como el aislamiento, la perseveración, el orden exagerado, la fabulación.
  • Síntomas de tipo neurótico; como ansiedad, depresión, fobias, obsesiones; o de tipo psicótico, como ideas delusivas, generalmente de contenido paranoide, pseudopercepciones.

Clasificaciones

Atendiendo al tipo de síntomas los T.M.O. pueden diferenciarse en dos grupos principales: En los cuales las manifestaciones cognoscitivas o sensoriales son mínimas o difíciles de comprobar, siendo lo más destacable las alteraciones de la percepción (alucinaciones), del contenido del pensamiento (ideas delusivas), del humor y de las emociones (depresión, euforia, ansiedad ), o de los rasgos generales de la personalidad y formas del comportamiento.

El síndrome es usado como sinónimo de locura. Significa síndrome adquirido debido a enfermedad del cerebro; usualmente de naturaleza crónica o progresiva, reversible. Sin etiología específica ni trastorno obligado de conciencia, hay un déficit más o menos global y de diverso grado de las funciones cognoscitivas, que son las que permiten el procesamiento de la información mental mediante la obtención, almacenamiento, organización y utilización del conocimiento intelectual. Este déficit es, precedido por un deterioro del control emocional y alteraciones en la personalidad. Puede darse junto a un estado de delirium, aunque en otros casos, mientras aquel no desaparezca, no debe hacerse diagnóstico de demencia.

Demencia

Es un trastorno transitorio que tiene una duración de horas o días, mayormente una semana, rara vez un mes, cuyo síntoma fundamental es un estado de anublamiento o entorpecimiento de la conciencia, es decir, una dificultad de identificar y reconocer el entorno, de estar vigilante. Aunque el paciente está despierto responde a los estímulos en forma inadecuada; como consecuencia hay desorientación en el tiempo, lugar, persona, dificultad en fijar la atención, mantenerla o cambiarla voluntariamente, siendo fácil la distracción por estímulos irrelevantes; hay incapacidad de registro en la memoria reciente, por lo cual, pasado el síndrome, habrá una laguna amnésica de lo sucedido, total o parcial, según las fluctuaciones del trastorno. El pensamiento es fragmentado e inconexo (lenguaje incoherente, embrollado)

Delirium

Es un trastorno selectivo o circunscrito a las funciones de la memoria reciente y remota, con un grado variable de severidad. No hay alteración del estado de conciencia (delirium) ni deterioro intelectual (demencia). El trastorno de la memoria reciente o de corto plazo determina marcada incapacidad para aprender nueva información; no se recuerdan hechos comunes y corrientes sucedidos en el transcurso de días y semanas (amnesia anterógrada). Como consecuencia, hay desorientación en el tiempo. La memoria inmediata o de fijación está conservada. Hay un síntoma asociado frecuente: la confabulación o falsificación del recuerdo, que consiste en recordar como verídicos, datos incorrectos, relatos de acontecimientos no sucedidos, a veces fantasías obviamente falsas.

Alucinosis orgánica

Trastorno con sintomatología única y fundamental de alucinaciones, ya sea auditivas, visuales, táctiles u olfatorias, causado por un factor orgánico específico. Su evolución es recurrente o persistente. No se diagnosticará alucinosis orgánica cuando haya un estado de delirium, demencia, esquizofrenia o trastorno afectivo mayor, considerándose psicótico cuando hay convicción de que las alucinaciones son reales e influyen en el comportamiento del sujeto; y, no psicótico, cuando hay conciencia que son causadas por un mal funcionamiento cerebral. Puede haber fluctuaciones entre ambas situaciones.

Diferencia entre alusianaciones organicas y psiquiátricas

Funciones afectadas

  • Conciencia: Omnubilacion, alteracion en el nivel de la conciencia.
  • Orientacion y Atencion: Paciente desorientado temporo-espacialmente y con dificultades para mantener el foco de atención y en la capacidad de estar alerta.
  • Memoria: Incapacidad de registro en la memoria reciente.
  • Pensamiento: Alteraciones en el contenido del pensamiento, ideas delirantes, lenguaje confuso.

Existen los mismos signos que las alucinaciones en su aspecto auditivo, visual, táctil y olfatorio, gustativas, cenestésicas, cinestésicas. En este caso es causado por un factor orgánico específico. No se trata de alucinosis orgánica cuando estamos ante: esquizofrenia o un trastorno afectivo. En estos casos la persona es consciente de la anomalía que experimenta. Estas anomalías pueden ser dismorfopsias o bien dismegalopsias. Pueden presentarse en forma de ilusión, por inatención u onírica en el caso de abuso de tóxicos.

  • Cualquiera de índole sensorial con una enfermedad cerebral de base (epilepsia y procesos expansivos cerebrales).
  • Las auditivas son las más frecuentes (aparecen en síntomas de Kurt-Shneider).
  • Las alucinaciones visuales pueden presentarse en lesiones focales de la región cortical derecha, en tumores del nervio óptico y del quiasma, por abusos de alucinógenos (se agregan distorsiones de imagen corporal y sinestesia), por efectos secundarios de medicación (cocaína, anfetaminas, efedrina), en migrañas y arteritis temporal. Este tipo aparece en los delirium infecciosos, tóxicos y epilépticos. Presentan un subtipo llamado “especiales”: zoopsias, liliputienses, autoscópicas internas o externas (en lesiones del cuerpo calloso y epilepsias), extracámpicas.
  • Las alucinaciones tácticas son menos frecuentes, pueden ser activas o pasivas.
  • Las sinestesias, en cambio, aparecen en trastornos neurológicos.
  • Las olfativas y gustativas pueden aparecer en crisis epilépticas y tumores de S.N.C
  • Su pronóstico dependerá de la patología subyacente y cursan con síntomas acompañantes, pudiéndose observar una tendencia del sujeto a protegerse de las mismas (por ejemplo, desconexión del medio, bloqueos de pensamiento, taparse el órgano sensorial pertinente).

Causas

Los trastornos asociados con el síndrome orgánico cerebral:

Afecciones respiratorias

  • Bajo oxígeno en el cuerpo (hipoxia)
  • Altos niveles de dióxido de carbono en el cuerpo (hipercapnia)

Trastornos cardiovasculares

  • Demencia debida a múltiples accidentes cerebrovasculares (demencia por multinfarto)
  • Infecciones cardíacas (endocarditis, miocarditis)
  • Accidente cerebrovascular
  • Accidente isquémico transitorio (AIT)

Trastornos degenerativos

Demencia de origen metabólico

  • Enfermedad renal
  • Enfermedad hepática
  • Enfermedad de la tiroides (hipertiroidismo o hipotiroidismo)
  • Deficiencia de vitaminas (B1, B12 o folato)
  • Estado de abstinencia de alcohol
  • Intoxicación por drogas o consumo de alcohol
  • Síndrome de Wernicke-Korsakoff (un efecto a largo plazo del consumo excesivo de alcohol y la desnutrición)
  • Suspensión del consumo de drogas (especialmente hipnóticos sedantes y corticosteroides)

Infecciones

  • Cualquier infección de aparición súbita (aguda) o prolongada (crónica)
  • Intoxicación de la sangre (septicemia)
  • Inflamación del cerebro (encefalitis)
  • Meningitis (inflamación del revestimiento del cerebro y de la médula espinal)
  • Infecciones priónicas como la enfermedad de las vacas locas
  • Sífilis en etapa tardía

Las complicaciones del cáncer también pueden llevar al síndrome orgánico cerebral. Otras afecciones que pueden enmascarar el síndrome orgánico cerebral son: depresión, neurosis, psicosis.

Tratamiento

El tratamiento depende del trastorno. Muchos de los trastornos se tratan principalmente con rehabilitación y terapia complementaria para ayudarle a la persona en áreas en las cuales se ha perdido la función cerebral. Se pueden necesitar medicamentos para reducir comportamientos agresivos que pueden ocurrir con algunas de las afecciones.

Expectativas

Algunos trastornos son de corta duración y se pueden tratar, pero muchos son prolongados o empeoran con el tiempo.

Posibles complicaciones

Las personas que padecen este síndrome con frecuencia pierden la capacidad para interactuar con los demás o de valerse por sí mismos.

Fuentes

http://keckmedicine.adam.com/content.aspx?productId=118&pid=5&gid=001401 http://www.sanar.org/sindrome/sindrome-organico-cerebral