Saltar a: navegación, buscar

Juan Antonio Samaranch

Juan Antonio Samaranch Torelló
Información sobre la plantilla
Samaranch 2.jpg
Nacimiento17 de julio de 1920
Barcelona, Bandera de España España
Fallecimiento21 de abril de 2010
Barcelona, Bandera de España España
OcupaciónEmpresario y político español
CónyugeMaría Teresa Salisachs Rowe
HijosMaría Teresa
Juan Antonio
Resultados deportivos
Títulos obtenidosMarqués de Samaranch
Presidió el Comité Olímpico Internacional
Juan Antonio Samaranch Torelló. También llamado en ocasiones Joan Antoni Samaranch i Torelló según la grafía catalana. Empresario y político español. Ocupó la presidencia de la Diputación de Barcelona, compaginando sus actividades profesionales y políticas con su dedicación al deporte. Su ascensión a la cumbre del Movimiento Olímpico comenzó por el camino del patinaje sobre ruedas al dirigir el equipo español que se proclamó campeón del mundo. Entre 1980 y 2001 presidió el Comité Olímpico Internacional (COI). Fue el artífice de que los Juegos de 1992 se celebrarán en Barcelona. Le fue concedido el título de marqués de Samaranch, título nobiliario español el cual le fue entregado de mano del Rey Juan Carlos I de Borbón el 30 de diciembre de 1991, reconociendo sus esfuerzos en el apoyo del movimiento olímpico como Presidente del COI.

Síntesis biográfica

Nació en Barcelona el 17 de julio de 1920.

Se casó el 1 de diciembre de 1955 con María Teresa Salisachs Rowe, conocida como "Bibis" (26 de diciembre de 1931 - 16 de septiembre de 2000), con la que tuvo una hija, María Teresa, y un hijo, Juan Antonio, que es actualmente miembro del COI y vicepresidente de la Federación Internacional de Pentathlon Moderno. Su hija María Teresa es presidenta de la Federación Española de Deportes de Hielo.

Trayectoria política

Inició su carrera política como concejal de deportes en el Ayuntamiento de Barcelona (1955-1962), organizando en dicha ciudad los II Juegos del Mediterráneo y posteriormente fue designado Delegado Nacional de Educación Física y Deportes (1967). En el año 1964 pasa a ser procurador en las cortes franquistas donde estuvo presente en tres legislaturas, hasta 1977.

En 1973 fue nombrado presidente de la Diputación Provincial de Barcelona y cuatro años después embajador en la Unión Soviética y Mongolia (1977), momento en que era ya vicepresidente del Comité Olímpico Internacional, organización en la que ingresó en 1966. Este cargo le propició la oportunidad de establecer en la Europa del Este los contactos políticos necesarios para poder alcanzar la Presidencia de la institución olímpica.

Trayectoria deportiva

Compaginó la práctica de diversos deportes (fue destacado jugador y entrenador de hockey sobre patines, boxeador, futbolista) con los estudios de profesor mercantil y se diplomó posteriormente en el Instituto de Estudios Superiores de la Empresa.

Fue periodista deportivo, enviado especial a Helsinki 52 y presidente de la Federación Española de Patinaje, además de jefe de la delegación española en varios Juegos Olímpicos (JJOO) desde Cortina d´Ampezzo 1956.

Presidencia del COI

El Rey Juan Carlos charla en esta imagen del 24 de julio de 1990 con Samaranch en una visita oficial a la sede del COI en Lausana (Suiza). Quedaban solo dos años para la celebración de los Juegos Olímpicos en Barcelona. Fue el 17 de octubre de 1986 cuando Barcelona fue elegida sede de los juegos, dejando en el camino a París.
Fue elegido Presidente del COI en la 83 Sesión del Comité Olímpico Internacional celebrada en Moscú, previa a los Juegos Olímpicos de 1980, celebrada entre el 15 y el 18 de julio de ese mismo año. Entre sus logros más importantes se le reconoce haber acabado con el boicot político a los Juegos Olímpicos que vino produciéndose en anteriores ediciones (1976, 1980 y 1984).

Durante su mandato se permitió la participación de deportistas profesionales, lo cual estimuló un aumento en el nivel de competición de todos los países participantes. Otro de sus mayores logros fue sacar al movimiento olímpico de la bancarrota en la que se hallaba sumido al final de la década de 1970, cuando las ciudades empezaban a plantearse muy seriamente la rentabilidad de una candidatura. Samaranch concibió el patrocinio olímpico como algo global que se debía hacer desde el COI y no como hasta entonces desde la ciudad organizadora. En su haber está también el nuevo Museo Olímpico de Lausana.

En 1992 vio cumplido su sueño de albergar los Juegos Olímpicos en Barcelona, con gran éxito. Barcelona se enfrentó a Ámsterdam, París y otras ciudades postulantes. Esto fue en 1985.

En 1999 afrontó la crisis originada en el seno del COI debido a los escándalos en torno a Salt Lake City 2002.

Muerte

Fallece el 21 de abril de 2010 en la ciudad española de Barcelona a los 90 años de edad, tras sufrir un paro cardiorespiratorio, Samaranch había ingresado en el Quirón el día 18 de abril por una insuficiencia coronaria aguda[1].

Samaranch llegó al hospital después de ver por televisión el partido de tenis de Rafael Nadal, y se encontraba muy contento por su triunfo (Nadal derrotó por 6-0 y 6-1 a su compatriota Fernando Verdasc en la final del Masters 1000 de Montecarlo).

Al hablar sobre su muerte, el miembro de COI e hijo del fallecido, Juan Antonio Samaranch Salisachs dijo:

A los 90 años, con una carrera y una vida llena, irse sin sufrir y sin hacer sufrir forma parte de todo un estilo de vida. Se ha ido tranquilo: ha tenido una buena muerte.
Deportista españoles portan el féretro de Juan Antonio Samaranch

El sucesor de Samaranch al frente del COI, el belga Jacques Rogge, manifestó que se encontraba:

profundamente triste por la muerte del hombre que más contribuyó al desarrollo de los Juegos Olímpicos de la era moderna, un hombre que le inspiró y cuyo conocimiento del deporte era realmente excepcional.

El Amigos para siempre interpretado por Sara Brightman y Josep Carreras en la ceremonia de clausura de los Juegos Olímpicos de 1992 resonó con fuerza en el Salón Sant Jordi del Palau de la Generalita. Así lo quiso Juan Antonio Samaranch, quien detalló punto por punto cómo quería que fuese su despedida. Un sentido homenaje, al que asistieron personalidades del mundo del deporte y la política.

El presidente catalán José Montilla, los Príncipes de Asturias, el ciclista Miguel Induráin, los tenistas Albert Costa y Emilio Sánchez Vicario o el presidente del Barcelona, Joan Laporta fueron algunos de los que dijeron adios a Samaranch.

También la clase política estuvo representada en el acto. Los alcaldes de Barcelona y Mad, Jordi Hereu y Alberto Ruiz Gallardón; el presidente del Parlamento de Cataluña, Ernest Benach; el vicepresidente catalán, Josep Lluís Carod-Rovira, y los ex presidentes de la Generalitat Pasqual Maragall y Jordi Pujol, han querido rendir un último homenaje a Samaranch. Una treintena de deportistas se relevaron para llevar el féretro desde el Palau hasta la catedral de Barcelona, donde entró a hombros de Rafael Nadal, David Barrufet, Jordi Villacampa, Gemma Mengual y Luis Doreste, entre otros.

Premios, medallas y títulos

Referencias

Fuentes