Saltar a: navegación, buscar

Murad II

Murad II
Información sobre la plantilla
Murad II.jpg
Sultán otomano
Nacimiento1404
Amasya, Bandera de Turquía Turquía
Fallecimiento3 de febrero de 1451
Edirne, Bandera de Turquía Turquía
Causa de la muerteEnfermedad
NacionalidadTurco
OcupaciónSultán otomano (1421-1444), 1446-1451
PredecesorMehmed I
SucesorMehmed II
HijosMehmed II, Ahmed, Aladino, Orhan, Hasan, Ahmed
PadresMehmed I y Emine Hatun
FamiliaresMustafá (ejecutado por Murad), Ahmed, Yusuf
Murad II. Sultán otomano entre 1421 a 1444 y desde1446 a 1451. Durante su primer reinado tuvo que hacer frente a dos pretendientes al trono apoyados por el Imperio Bizantino, así como luchar contra Venecia, Hungría y los emiratos en Anatolia, quienes rechazaban la soberanía otomana. En 1444 abdicó a favor de su hijo de 12 años, Mehmed II, pero pronto fue llamado de vuelta para dirigir las tropas otomanas contra los cruzados, a quienes derrotó en la batalla de Varna, el 10 de noviembre de ese mismo año. En 1446 asumió el trono por segunda vez, y en 1448 volvió a derrotar a los cruzados en la segunda batalla de Kosovo. Muere en 1451, siendo sucedido por su hijo Mehmed II.

Síntesis biográfica

Nace en junio de 1404 en Amasya, actual Turquía. Era hijo de Mehmed I y una de sus concubinas. Cuando tenía 12 años de edad, Murad fue enviado a administrar la provincia de Rum (centro-norte de Turquía). Ayudó a consolidar el gobierno de su padre después de la guerra civil (1402-1413), y luchó contra el rebelde Borkluce Mustafá. También le arrebató la ciudad de Samsun en la costa del Mar Negro, al emirato turco Isfendiyaroğulları. Sólo tenía 17 años cuando ocurre la muerte de su padre, la cual es ocultada por sus visires hasta que Murad llega a Bursa, la vieja capital, y se proclama sultán en junio de 1421.

Primer reinado

Murad llega al trono con un estado otomano todavía no suficientemente consolidado. Sus visires se negaron a cumplir con el acuerdo entre Mehmed I y el emperador bizantino Manuel II Paleólogo, según el cual tras la muerte de su padre, Murad debía ser reconocido como sucesor y dirigir la parte europea del imperio, mientras su hermano Mustafá permanecía en Anatolia. En respuesta a esta negativa, Manuel liberó de su custodia al hermano de Mehmed, también llamado Mustafá, quien pronto derrotó a las tropas de Murad en Europa y capturó Edirne, la capital, donde se proclamó sultán.

Lucha en Anatolia

En enero de 1422, a la cabeza de sus tropas (unos 12.000 hombres de caballería y 5.000 de infantería), Mustafá cruzó a Anatolia a través del Estrecho de Gallipoli. Sin embargo, las tropas de Murad lo detuvieron antes de que pudiera llegar a Bursa. Mustafá huyó a los Balcanes pero fue capturado cerca de Edirne y ahorcado en el invierno de 1422. Aunque los señores de las provincias europeas reconocieron a Murad, sus problemas estaban lejos de haber terminado: su hermano de 13 años, Mustafá, fue utilizado por el Imperio Bizantino y los emiratos de Anatolia para desafiar la autoridad del sultán. Sin embargo, también fue derrotado debido a la deserción de su visir y de las tropas, y ejecutado en febrero de 1423. En los años siguientes, Murad anexionó los emiratos de Aydin, Menteşe, Germiyan y Teke, recomponiendo así el dominio otomano en el suroeste de Asia Menor.

Lucha en los Balcanes

Después de consolidar su dominio en Asia, el primer objetivo de Murad era restablecer su dominio en los Balcanes, obligando a los gobernantes de la región a aceptar el vasallaje otomano y capturando fortalezas y ciudades de importancia estratégica, lo cual llevó a la confrontación directa con el Imperio bizantino, Venecia y Hungría.

Los Balcanes en 1400

En 1422, sitió Constantinopla, a la que no pudo tomar por falta de maquinas de asedio capaces de derribar las murallas de la ciudad, retirándose después de obligar al emperador bizantino Manuel II paleólogo a pagar un tributo anual.

Los intereses comerciales de Venecia en los Balcanes eran defendidos por sus colonias, que salpicaban la costa adriática de los Balcanes, desde Croacia en el norte, hasta Morea en el sur. Además de sus bases allí, en 1423 Venecia también adquirió Salónica, la cual estaba había estado bajo asedio otomano desde 1422, sucumbiendo finalmente en 1430. La recuperación otomana de Tesalia y la conquista del sur de Albania a principios de los años 1430 amenazaban las bases comerciales de la república en el Adriático, por lo cual Venecia intentó bloquear un nuevo avance otomano en los Balcanes apoyando a las fuerzas anti-otomanas, ya fuese en Albania o en Anatolia, y también estableciendo tratados con Hungría y Bizancio, quienes deseaban hacer frente a los otomanos. Hacia 1433, los otomanos habían ocupado la mayor parte de las tierras de Serbia al sur del río Morava. Aprovechando la muerte del rey húngaro Segismundo en 1437 y el subsiguiente colapso de la autoridad central en Hungría, Murad subyugó a Serbia, capturando su capital Smederevo en el Danubio hacia 1439. Con la captura de Salónica, Golubac y Smederevo, también restableció las posesiones balcánicas de su abuelo, Bayaceto I.

Aunque no logró tomar Belgrado en 1440, su asedio de cinco meses obligó a Hungría y sus aliados a actuar con más fuerza contra el avance otomano. El nuevo héroe del país, Juan Hunyadi, gobernador real de la provincia húngara de Transilvania y comandante de Belgrado, frustró varias incursiones otomanas a principios de los años 1440, derrotando al gobernador de distrito de Smederevo en 1441 y al comandante de las fuerzas otomanas en Europa, en septiembre de 1442.

Abdicación

En octubre de 1443, el ejército húngaro liderado por el rey de Hungría y Polonia Ladislao III, y por Hunyadi invadió las provincias del Imperio Otomano en los Balcanes llegando hasta Sofía. Aunque no conquistaron ningún territorio, la campaña forzó al sultán a buscar la paz. A través de la mediación de Mara, la mujer serbia de Murad, y de su suegro George Branković, el Tratado húngaro-otomano se firmó en la capital otomana de Edirne el 12 de junio de 1444, y fue ratificada por los húngaros el 15 de agosto del mismo año en Nagyvarad (en la acual Transilvania).

Habiendo concluido una tregua con los karamanes, que habían coordinado su ataque contra los otomanos en Asia Menor junto con la invasión de Hungría, Murad abdicó a favor de su hijo de 12 años de edad, Mehmed II y se fue a vivir a Bursa en agosto de 1444.

La cruzada de Varna

Sin embargo, las victorias de Hunyadi impulsaron al Papa a forjar una nueva coalición anti-otomana con el objetivo de expulsar a los otomanos de los Balcanes. A pesar de la tregua húngaro-otomana, los preparativos para la Cruzada avanzaron, pues el legado papal declaró nula la paz con los "infieles”.

Batalla de Varna

El 22 de septiembre de 1444 el ejército cruzado avanzó a través de la frontera otomana en los Balcanes. En este momento crítico, Murad fue llamado desde Bursa y, al llegar a Edirne, asumió el mando de las tropas otomanas, mientras que su hijo Mehmed II continuaba como sultán. Los otomanos se encontraron con el ejército cruzado en Varna, el 10 de noviembre de 1444. Superados en número por 60.000 contra 20.000, los cruzados fueron derrotados. El rey Ladislao murió en la batalla, y Hunyadi a duras penas escapó con vida.

Segundo reinado

Mientras los otomanos resultaron victoriosos en Varna, la campaña de 1444 reveló la vulnerabilidad del estado otomano, que había estado borde de la extinción hacía apenas una generación. También reveló la fricción entre los visires de Murad y Mehmed II. Halil Pasha, el Gran Visir de Murad quería evitar una confrontación abierta con los europeos, mientras que los visires de origen cristiano de Mehmed II llevaban a cabo una política exterior mas beligerante.

Con el fin de evitar un posible desastre causado por esta política agresiva, Halil Pasha decidió llamar a Murad por segunda vez, utilizando como pretexto la rebelión de los jenízaros en 1446 en Edirne, que estalló en parte debido a la devaluación hecha por Mehmed de las monedas de plata otomanas que aquellos recibían como pago.

Al tomar posesión del trono por segunda vez, Murad regresó a los Balcanes. En una rápida campaña en 1446, las tropas otomanas derribaron la muralla Hexamilion en Grecia. Otras tropas peleaban, con resultados limitados, contra Skanderbeg (alias Georg Kastriota), quien se había levantado contra los otomanos en 1443 en Albania. El sultán logró su última gran victoria en la segunda batalla de Kosovo en Serbia, ocurrida del 16 al 18 de octubre de 1448, contra otro ejército cruzado, constituido de nuevo y en su mayoría por húngaros liderados por Hunyadi .

Muerte

Muere el 3 de febrero de 1451, y es enterrado en el llamado Santuario de Murad, en Bursa.

El Imperio otomano hacia 1450

Legado

Murad II consolidó el dominio otomano en los Balcanes y Asia Menor, dejando un estado estable y fuerte a su hijo Mehmed II, quien durante su segundo reinado (1451-1481) lo transformó en un gran imperio regional.

Fuentes

  • Murad II. Consultado el 21 de abril de 2014.
  • Murad II (Ottoman sultan). Consultado el 21 de abril de 2014.
  • Murad II. Consultado el 21 de abril de 2014.
  • Murat II. Consultado el 21 de abril de 2014.
  • Encyclopedia of the Ottoman Empire. Consultado el 21 de abril de 2014.
  • Brehier, Louis. Vida y muerte de Bizancio. México: UTEHA, 1956.
  • Imber, Colin. El Imperio Otomano 1300-1650. Ediciones B, S.A.: Barcelona, 2004
  • Veiga, Francisco. El turco. Diez siglos a las puertas de Europa. Editorial Debate: Barcelona, 2006.