Río Zambeze

De EcuRed
Río Zambeze
Información sobre la plantilla
Longitud2.700 Km.
Cuenca hidrográfica1 390 000 km²
NacimientoZambia
DesembocaduraOcéano Índico

Río Zambeze. Está situado al sur de África, y es uno de los ríos más importantes del continente, detrás del Nilo, el Congo y el Níger. Está ubicado en la zona de África Austral. Su longitud es de 2.700 kilómetros e inicia su trayecto en Zambia en la frontera con la República Democrática del Congo, entra en Angola y regresa a este país, donde es la frontera natural con Namibia y Zimbabue, y sigue hasta su desembocadura en el Océano Índico en Mozambique, de modo tal que atraviesa cinco países. Su cuenca posee una superficie de 1 390 000 km² y alberga a más de 30 millones de personas.

Sus primeros 160 kilómetros fluyen entre rápidos, y a medida que los afluentes se unen al río, éstos se hacen más obstinados y ruidosos. Así la geografía de zonas rocosas y en mayor parte de una espesa selva, nos describe el ritmo del torrente que se hace eco en la cataratas que se encuentran a lo largo del Zambeze, como las pequeñas Cataratas Chavuma (frontera entre Zambia y Angola), las impresionantes y voluminosas Cataratas Ngonye o Sioma (ubicadas cerca del pueblo de Sioma, al oeste de Zambia) con una caída libre de más de 20 metros.

Contenido

Geografía

Las colosales Cataratas Victoria o "Mosi-oatunya" (El humo que truena).
Las colosales Cataratas Victoria o "Mosi-oatunya" (El humo que truena).

En su curso medio, están las colosales Cataratas Victoria, consideradas como una de las más impresionantes y grandes del mundo. Su nombre nativo es "Mosi-oatunya", "El humo que truena". Tanto las cataratas como la garganta que se abre a sus pies son producto de una lengua de lava creada por una erupción volcánica en el Período jurásico. Más adelante, cuando se llega a la ciudad de Teté en Mozambique, culmina la aventura, pues a partir de ahí el río es navegable y termina desembocando en el Océano Índico.

Cuando el afamado explorador escocés David Livingstone se encontró con el Zambeze allá por el año 1851 pensó que el gran río constituiría una excelente vía de acceso al interior del continente africano por la cual se expandiría como la espuma la fe cristiana y el comercio florecería por la creencia en un Zambeze completamente navegable. Sin embargo sus ilusiones se vieron truncadas al descubrir que este caudaloso río se torna en una bestia salvaje a partir de los rápidos de Kabrasa.

Valores medioambientales y turísticos

Rafting por los 19 rápidos del río Zambeze en el Parque Nacional de las Cataratas Victoria en Zimbabwe
Rafting por los 19 rápidos del río Zambeze en el Parque Nacional de las Cataratas Victoria en Zimbabwe

Para los amantes de la naturaleza el recorrido por este río constituye una propuesta muy especial, ya que despliega una variedad de paisajes, sorteando obstáculos del relieve que lo transforman en un catálogo de postales que son un deleite para la vista: rápidos, y enormes cataratas, entre ellas las imponentes Cataratas Victoria, declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

El río es, en especial, un arca de vida, porque sus aguas son un extenso paraíso para miles de especies que se deleitan a lo largo de su curso. Está poblado de miles de Hipopótamos y Cocodrilos en sus tramos tranquilos, pero además abundan Aves, entre ellas Pelícanos, Garzas, martines pescadores, Abejarucos, Garcetas y águilas pescadoras.

A sus riveras, acuden Mamíferos de gran tamaño como Elefantes y Jirafas. Los hipopótamos se desperezan y van parsimoniosos a las orillas para darse un auténtico festín nocturno con los abundantes pastos que cubren por completo el cauce del río.Los búfalos rumian con cierta tranquilidad la verde y fresca hierba sabedores de que apenas cuentan con enemigos que se atrevan a molestarlos. Cercanos rugidos de león quiebran la tensa calma, en este río donde siempre pasa algo, África se mueve por la noche y el Zambeze es un escenario privilegiado para observar sin ser visto.

Debido a la escasez de puentes en el curso del río, existe en distintos puntos un servicio para cruzar el Zambeze en Ferrys. En algunas partes su caudal es apto sólo para canoas, e incluso muchas de las aldeas son apenas accesibles navegando, ya que la infraestructura en carreteras que acercan al río no están en el mejor estado. Así, el río Zambeze supo conservar su esencia, siendo un atractivo en toda su extensión, una verdadera galería de las maravillas que el continente tiene por ofrecernos.

Al caer la tarde lo más recomendable es transitar en un crucero por el río. Es un paseo muy agradable, donde se entra en contacto con la verdadera fauna africana. Estos barcos poseen unas plataformas bastante grandes con mesas y sillas en las que se puede ir tomando algo mientras vas por el río, convirtiéndolo en un paseo sumamente relajante. En una parte de su recorrido se ve al fondo el "humo" de las cataratas. No se puede acercar mucho para evitar caer en el "punto sin retorno" cuya corriente llevaría directamente a la catarata.

Durante la época más propicia (entre los meses de Febrero y Marzo) la cantidad de agua que cae desde las cataratas ronda los 900 o 100 metros cúbicos por segundo, su máximo puede llegar hasta los 6000.Es un sitio ideal para los aventureros y fanáticos de los lugares casi inexplorados ya que por su inaccesibilidad no sufrió el alto impacto que generaría la implementación de grandes medios de transporte. Para los amantes del riesgo, el Zambeze, en las cercanías de las Cataratas Victoria, ofrece zonas de rápidos en los que se puede practicar sin “demasiado riesgo” uno de los raftings más extremos del planeta ya que es uno de los grandes ríos de la Tierra para el descenso en aguas bravas.

Una enfermedad Diezma los peces del río Zambeze

Pesca en el Zambeze en Zambia
Pesca en el Zambeze en Zambia

Desde hace años, las comunidades pesqueras observan una disminución de ejemplares debido a los inadecuados métodos de captura empleados. Una mortífera enfermedad está diezmando la población de peces en el valle del río Zambeze, amenazando la seguridad alimentaria y los medios de subsistencia de las comunidades rurales en una zona compartida por siete países, según advirtió la FAO.

Síndrome Ulcerante Epizootico La alerta lanzada por el Sistema Mundial de Información y Alerta sobre la Alimentación y la Agricultura, (SMIA) indica que la enfermedad, conocida como Síndrome ulcerante epizoótico o SUE, está causada por el hongo Aphanomyces invadans, que provoca lesiones de gravedad en los peces y presenta una elevada tasa de mortalidad. Es una de las enfermedades acuáticas más graves que afectan a los peces de aleta. Cuando apareció el primer brote se especuló que el SUE se había originado por la calidez del agua, ó cuando los peces nadaban en las aguas profundas y frías, donde hay menos oxígeno Actualmente se piensa que puede tener que ver con el recalentamiento global, pero todavía hay que averiguarlo.

El biólogo Ben van der Waal, del Proyecto de Gestión de Recursos Pesqueros del sistema de los ríos Zambeze/Chobe, señaló cuando apareció el SUE en 2007:

"Ni siquiera podemos identificar la causa, ¿cómo vamos a esperar tener un tratamiento?" "Es imposible erradicar la enfermedad "ahora que está en un ambiente natural"

Daño irreversible Los peces afectados por el SUE son invendibles, provocando importante pérdidas económicas a pescadores y acuicultores. Unas 50 especies de peces de aleta son susceptibles de ser afectadas por la enfermedad. Los brotes suelen afectar en particular a los peces más jóvenes, causando habitualmente un daño irreversible a las poblaciones de peces y una grave pérdida de biodiversidad.

Pesca en el Zambeze en Zambia
Pesca en el Zambeze en Zambia

La enfermedad también supone una amenaza para otros siete países de la cuenca: Angola, Botswana, Malawi, Mozambique, Namibia, Tanzania y Zimbabwe, también miembros de la Comunidad de Desarrollo de África Austral (SADC). Pero Zambia, donde el río recorre más kilómetros, es el más perjudicado por el SUE. La alimentación de millones de personas del valle del Zambeze está en peligro porque muchas comunidades rurales viven de la pesca, que además es una fuente barata de proteínas, advirtió la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, (FAO).

Un 80 por ciento de más de 30 millones de personas, depende del río Zambeze para vivir, ya sea mediante la agricultura o la pesca, donde ésta ultima representa 3,8 por ciento de la economía nacional y es el sector que genera más empleo, después de la minería, la agricultura y la explotación forestal. El país más afectado es Zambia, que abarca dos terceras partes de la cuenca del Zambeze. Más de 2 000 aldeas de esta nación y unas 700 000 personas están amenazadas de inseguridad alimentaria ya que el pescado no sólo es una fuente de ingresos en muchas zonas rurales, sino que también es la fuente de proteínas disponible más barata.

La alerta del SMIA advierte a la comunidad internacional de donantes, del desarrollo de una crisis de seguridad alimentaria y que probablemente se necesitarán fondos y ayuda afirmó Rohana Subasinghe, Oficial Superior de Recursos Pesqueros de la FAO:

"Si no se controla adecuadamente existe el riesgo de que la enfermedad se propague a otros países ribereños del Zambeze, así como a los sistemas hidrográficos de la región"

Desde 2007 la FAO ha contribuido a la creación de capacidad para hacer frente a la enfermedad en siete países de la cuenca del río Zambeze: Angola, Botswana, Malawi, Mozambique, Namibia, Zambia y Zimbabwe. Esta iniciativa incluye el diagnóstico básico del SUE, vigilancia selectiva y gestión básica de la salud de animales acuáticos.


Los peces infectados por el SUE presentan profundas úlceras y el deterioro de los tejidos, característicos de esta enfermedad pueden albergar patógenos secundarios, más peligrosos. Por tanto, se recomienda no ingerir pescado infectado por el SUE a no ser que esté cocinado de forma concienzuda.

Peticiones urgentes El impacto devastador del SUE profundizará la brecha entre la oferta y la demanda, lo que reclama una intervención urgente del gobierno. En respuesta a las peticiones urgentes de una serie de países la FAO, en estrecha colaboración con la Organización Mundial de Sanidad Animal, (OIE) con sede en París, están ayudando a desarrollar y poner en práctica un marco de bioseguridad acuática para África Austral y a crear capacidad para la gestión de recursos del río Zambeze.

Contener el impacto Expertos de la SADC tratan de crear programas para controlar la enfermedad y mitigar sus consecuencias en función de los protocolos de la comunidad sobre aguas compartidas. Isaac Phiri secretario permanente del Ministerio de Pesca señaló:

"Tratamos de trabajar con colegas de Namibia y de otros países vecinos afectados por el SUE para encontrar soluciones que contengan el impacto de la enfermedad"

Martha Ngumbo (veterinaria) añadió:

"La mala situación de la pesca se debe a otras razones".

"El SUE es sólo uno de los problemas" "Son más graves el agotamiento del recurso, las malas prácticas, el cambio climático y el incumplimiento de las leyes que rigen la pesca"

"Tenemos que cambiar el foco. Esperemos que pase la enfermedad, pero mientras, busquemos otras alternativas de pesca""

Respuesta limitada Pero el pronóstico no es bueno. Primero, la investigación está acotada por el pequeño presupuesto otorgado a la industria pesquera. Funcionarios del Ministerio de Pesca señalaron que reclamaron varias veces fondos urgentes, pero nunca ocurrió. De hecho, el presupuesto se redujo de 1,9 millones de dólares, en 2008, a 851.000 dólares, en el 2009.

Peter Mhango, funcionario jubilado del Ministerio de Agricultura que tiene un barco pesquero en el Zambeze expresó:

"Tratamos de probar tratamientos, pero aun si lo encontramos, ¿cómo abarcar tanta cantidad de agua? Si ocurriera con la acuicultura sería mucho más fácil minimizar o evitar la propagación porque se puede aislar el líquido para mejorar su calidad. Pero estamos hablando de la cuenca del Zambeze"

Van der Waal advirtió:

"El SUE es estacional, suele aparecer en la temporada de lluvias. Los pescadores deben atenerse a otro brote"Llevará muchos años adaptarse a la enfermedad y, mientras, las pérdidas serán "descomunales", tomando en cuenta lo que ocurrió en Asia con el mismo problema, donde salir del grado endémico insumió 20 años.

Véase también

Fuentes