Saltar a: navegación, buscar

Real Cárcel de Santiago de Cuba

Real Cárcel. Vivac.
Información sobre la plantilla
Obra Arquitectónica  |  (Edificio)
Real carcel.jpg
Descripción
Tipo:Edificio
Localización:Santiago de Cuba. Bandera de Cuba
Uso inicial:Penal
Uso actual:Archivo Histórico Municipal y Sede da la Oficina del Historiador de la Ciudad
Real Cárcel de Santiago de Cuba. Vivac. Construida sobre los terrenos de la Antigua iglesia de Santa Catalina, primera de la ciudad, en 1845. En la actualidad alberga al Archivo Histórico Municipal y la Sede de la Oficina del Historiador de la Ciudad.

Ubicación

Se encuentra en la calle Aguilera (Marina) # 131 entre Padre Pico (Hospital) y 10 de Octubre (Gallo), en la ciudad de Santiago de Cuba, Cuba.

Historia

En este penal fueron confinadas personas de diferentes estratos. Durante las guerras de independencia guardaron prisión figuras de la talla de Perucho Figueredo, autor del Himno Nacional y Emilio Bacardí Moreau, destacado patriota e intelectual santiaguero.

Convertida en Cárcel Provincial de Oriente en los primeros años del siglo XX y luego en Vivac, donde muchos jóvenes revolucionarios como Frank País García y los asaltantes al Cuartel Moncada, encabezados por Fidel Castro, estuvieron en sus calabozos.

Su Arquitectura

Ubicado en esquina, el inmueble presenta dos niveles con altos puntales razón por la cual su expresión urbana se corresponde con dos fachadas de composición simétrica, cuyos vanos a nivel están protegidos por gruesas rejas propias de este tipo de construcción.

Se accede a través de una puerta única que originalmente fue española de clavos, la cual se sustituyó, a consecuencia del terremoto de 1932, por una reja y una portada guarnecida por dos pilastras. Una cornisa moldurada, propia de la influencia neoclásica en la arquitectura de la ciudad, delimita cada uno de los niveles de la edificación.

Su planta alrededor de un patio prácticamente cuadrado, acusa una fuerte simetría en la disposición de los cuatro cuerpos construidos, cada uno cubiertos con armaduras y colgadizazos, estos últimos como cobertura de las galerías interiores.

Hacia el patio, aparecen arcadas sobre los pilares que determinan la imagen del primer nivel. Amplios paños de rejas separados por columnas de madera que cierran los vanos del segundo nivel. Un detalle interesante es la existencia de cuatro pilares adosados a las esquinas del patio interior con la función de bajantes pluviales, diseñados como aporte estético al ambiente interior del inmueble.

Actualidad

El inmueble hoy, con funciones de Archivo Municipal y Sede de la Oficina del Historiador de la Ciudad, constituye sitio obligatorio para investigadores e interesados en la historia y la cultural local. Fue declarado Monumento Nacional en 1998.

Fuente