Saltar a: navegación, buscar

Calixto García Martínez

Este artículo trata sobre Calixto García. Para otros usos de este término, véase Calixto García (desambiguación).
Calixto García Martínez
Información sobre la plantilla
Calixtom.jpg
Calixto García Martínez
Comandante del Ejército Rebelde
General de Brigada de las FAR
NombreCalixto García Martínez
Años de servicio1956 -
LealtadEjército Rebelde
Fuerzas Armadas Revolucionarias
Participó enGuerra de Liberación de Cuba (1956 – 1958)

Nacimiento27 de diciembre de 1928
Los Arabos, Las Villas, Bandera de Cuba Cuba
Fallecimiento1 de septiembre de 2010
La Habana, Bandera de Cuba Cuba
CónyugeCatherine Róger Guevara

Calixto García Martínez. Militar cubano. Miembro de la Generación del Centenario. El 26 de Julio de 1953 participó en el ataque al Cuartel Carlos Manuel de Céspedes de Bayamo. Tras fracasar la acción logró evadir la persecución de las fuerzas represivas y exilarse en Costa Rica. Formó parte de la expedición del yate Granma que desembarcó al sur de la provincia de Oriente el 2 de diciembre de 1956 y tras el revés de Alegría de Pío integró el núcleo inicial del Ejército Rebelde.

Fue ascendido a comandante en 1958 durante la Guerra de Liberación, y luego del triunfo de la Revolución alcanzó el grado de General de Brigada de las FAR. Ocupó cargos importantes como jefe de los Ejércitos Oriental y Central, de la Dirección de Retaguardia de las FAR y del Estado Mayor de la Agrupación de Tropas de la Defensa de La Habana, y del Departamento Militar del Comité Central del Partido.

Síntesis biográfica

Nació en los límites entre Matanzas y Las Villas en la finca La Tria, Los Arabos el 27 de diciembre de 1928, aunque la inscripción de nacimiento consta que nació en el año 1931.

Desde los cuatro años fue criado por sus padrinos. Estudió en una escuelita llamada San Rafael de Guachinango, que se encontraba ubicada en un lugar llamado La Reserva dentro de la finca de su padrino.

En el Hogar Infantil de Colón alcanzó el octavo grado y de ahí pasó a la Escuela Provincial de Agricultura, en Matanzas, para hacerse maestro agrícola; los estudios los terminó en La Habana en el Instituto Agrícola en Rancho Boyeros.

Al graduarse, en el año 1949, regresó a Matanzas y al no encontrar trabajo en su profesión se dedicó a la chapea para poder subsistir, hasta que decidió regresar a la capital donde comenzó a trabajar en la Droguería Johnson, en calle Obispo y calle Aguiar, en la Habana Vieja, como auxiliar del departamento de envases.

Trayectoria revolucionaria

Laborando en la mencionada droguería es sorprendido por el Golpe de Estado del 10 de marzo de 1952 y como otros jóvenes acudió a la Universidad de La Habana para restituir la Constitución quebrantada, pero la cobardía del presidente Carlos Prío impidió toda resistencia.

Su primer contacto revolucionario fue Ñico López, al que conocía del local del Partido Ortodoxo en Prado No. 109, a través de este conoció a Fidel Castro.

Como miembro de una célula dirigida por el propio Ñico López, Calixto participó en las prácticas de tiro que tenían lugar en la Universidad de La Habana y en Los Palos, provincia de La Habana. En una de las visitas a la Universidad conoció a Raúl Castro, con el que mantuvo una estrecha amistad.

El 26 de julio de 1953, junto a Ñico López y otros revolucionarios, participa en el asalto al cuartel Carlos Manuel de Céspedes de Bayamo, en apoyo de los asaltantes del Cuartel Moncada en Santiago de Cuba.

Gracias a la ayuda de varios campesinos, junto con Ñico López pudo arribar a la capital del país. Se reincorporó a su trabajo en la Droguería Jonson, pero al conocer que la policía lo buscaba allí, pudo evadir la persecución y trasladarse a Los Arabos, en uno de cuyos cañaverales estuvo escondido varios días.

Posteriormente logra evadir la persecución y asilarse en la embajada de Uruguay. La tiranía se negaba a darle el salvoconducto bajo el pretexto de que no tenía motivos para asilarse, a pesar de que su nombre aparecía como uno de los muertos en la acción de Bayamo.

A los veinticinco días partió hacia a Costa Rica donde permaneció por espacio de siete meses y medio. Allí conoce y entabla amistad con Ernesto Guevara, al que veía en el Soda Palace, un café que se encontraba en el centro de la ciudad y al que acudían en horas de la noche varios asilados. Decidió entonces trasladarse a otro país en el que el contacto con La Habana fuera más factible, y partió rumbo a México a través de Honduras y Nicaragua.

El 1 de enero de 1955, Fidel, al conocer que Calixto pretendía regresar a Cuba en compañía de Ñico López le orientó - en carta a Ñico, pero dirigida a los dos - realizarlo públicamente y dejarse arrestar, para poner al régimen batistiano en una posición difícil y facilitar la amnistía que ya exigía la población. Fidel también les remitía un grupo de declaraciones públicas que debían enviar a los diferentes medios de prensa nacionales firmadas por los dos[1].

Calixto se prestó a cumplir las orientaciones de Fidel, pero su situación económica en esos momentos - como la de Ñico - era calamitosa: dormía en la escalera de un edificio y llevaba varios días sin comer. Los que podían facilitarte el dinero para regresar a Cuba eran los elementos priístas, con los que no tenían ninguna relación. Pasaron semanas en gestiones infructuosas hasta que llegado marzo la situación se modificó radicalmente con la aprobación de la amnistía para todos los presos políticos.

Guerra de Liberación

Se incorporó a los preparativos de la expedición del Granma, desembarcando junto a Fidel Castro y al resto de los expedicionarios en Las Coloradas, el 2 de diciembre de 1956. Luego de la derrota de Alegría de Pío estuvo entre los combatientes que pudieron reagruparse en Cinco Palmas, Purial de Vicana y conformaron el núcleo original del Ejército Rebelde.

El 17 de enero de 1957 tomó parte en el ataque al puesto militar de La Plata [2], primera victoria del Ejército Rebelde. También tomaría parte en los combates de Infierno de Palma Mocha, El Uvero, El Cobre y las batallas de El Jigüe, Las Mercedes y Guisa.

En diciembre de 1958 fue ascendido al grado de Comandante del Ejército Rebelde y al triunfar la Revolución era ayudante del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, con quien entró a La Habana el 8 de enero de 1959, formando parte de la Caravana de la Victoria.

Revolución en el poder

Formó su hogar en 1961 con la combatiente santiaguera Catherine Róger Guevara, madre de sus hijos Celia y Camilo, quienes les dieron cuatro nietos.

Al triunfar la Revolución ocupó cargos importantes como jefe de los Ejércitos Oriental y Central, de la Dirección de Retaguardia de las FAR y del Estado Mayor de la Agrupación de Tropas de la Defensa de La Habana, hasta 1973 en que pasó a ser el jefe del Departamento Militar del Comité Central del Partido.

En 1965 fue electo miembro del primer Comité Central del Partido Comunista de Cuba. Por su meritoria trayectoria revolucionaria y los servicios prestados a la Patria, el General Calixto García recibió numerosas condecoraciones otorgadas por y el Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, así como otros importantes reconocimientos nacionales y extranjeros.

Muerte

Falleció el 1 de septiembre de 2010. Su cadáver fue inhumado en el Panteón de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de la Necrópolis de Colón.

Referencias

  1. Mencia, Mario. La Prisión Fecunda. Editora Política. La Habana. Cuba. 1980
  2. Guevara de la Serna, Ernesto. El combate de La Plata. Periódico Revolución. 9 de marzo de 1961

Fuentes

  • Guevara de la Serna, Ernesto. Pasajes de la guerra revolucionaria. Cuba 1956 – 1959. Edición anotada. Editorial Política. La Habana. 2004. Tercera Edición. Quinta reimpresión. ISBN-959-01-0400-2
  • Encuentro cercano con el general Calixto García. Irene Izquierdo. Disponible en:Diario Tribuna. Consultado el 23 de agosto de 2011.
  • Inhuman en La Habana al General de Brigada Calixto García Martínez. Disponible en:TV Yumurí. Consultado el 23 de agosto de 2011.
  • Falleció el General de Brigada Calixto García Martínez. Disponible en:Cubadebate. Consultado el 23 de agosto de 2011.