Saltar a: navegación, buscar

Madame Bovary

Madame Bovary
Información sobre la plantilla
Madame-bovary.jpg
Título originalMadame Bovary, mœurs de province
Autor(a)(es)(as)Gustave Flaubert
Editorial:La Revue de Paris
GéneroNovela realista
PaísBandera de Francia Francia
Sitio web
Madame Bovary

Madame Bovary. Es una novela escrita por Gustave Flaubert. Se publicó por entregas en La Revue de Paris desde el 1 de octubre de 1856 hasta el 15 de diciembre del mismo año; en forma de libro, en 1857.

Descripción[1]

Madame Bovary es una de las novelas francesas más importantes del siglo 19. Es considerada como la obra más importante de Flaubert, y también se considera socialmente relevante, ya que sin darse cuenta servido de inspiración, si no señalar el amanecer del feminismo. La heroína adúltera de Flaubert, el autor del alter-ego de las clases, era feliz en sus transgresiones, sus acciones aparentemente justificado por su matrimonio aburrido y sin vida. Madame Bovary es la historia de Emma Bovary, una mujer infelizmente casada que busca escapar a través de relaciones prohibidas con otros hombres.

El libro puede ser visto como una exposición de la situación de la mujer en el siglo 19, las mujeres que aún no se había emancipado y se esperaba que obedecer a sus maridos, a permanecer en sus hogares, mientras los hombres iban a trabajar, o hacia la izquierda durante meses poner fin a luchar en las guerras. Emma Bovary también sirve como una voz para Flaubert, que la personalidad del personaje modelado después de la suya. "Rebelde" de Emma Bovary actitud en contra de las ideas aceptadas de la época, refleja Flaubert puntos de vista de la burguesía. En última instancia, las indiscreciones de Madame Bovary y su obsesión por Romance conducir a su caída, que no sólo aplaca los guardianes de la moral, pero nos muestra la vista de Flaubert del mundo no era uno de optimismo ingenuo.

Nombre de la obra

Se centra en la burguesía del siglo XIX, época en la cual transcurre la novela. Este siglo es el siguiente al considerado el Siglo de las Luces, caracterizado por el triunfo de la razón, la ciencia y el respeto a la humanidad. Recibe una clara herencia de este siglo anterior que influye en el modo de pensar de la sociedad de la época, lo que fue creando poco a poco el secularismo actual, y que durante el libro se puede apreciar en el decreciente interés de los campesinos por los temas religiosos. Flaubert intenta reflejar el aburrimiento y la monotonía burguesa a través del adulterio, y la forma de pensar de la época. Todo esto ocurre tras el final de la Revolución Francesa (1789-1799).

En el transcurso del libro se nombra a Béranger y en varias ocasiones a Voltaire que era muy apreciado por ser uno de los principales representantes de la ilustración, y un crítico feroz de la religión y el clero, aunque profesando su creencia en Dios. Todas las obras de Voltaire tienen pasajes memorables, los cuales nombra Flaubert a lo largo de toda la obra. Algunos de los acontecimientos ocurridos durante esta época, aunque no se haga alusión a ellos en el libro, son, aparte de una clara evolución de la música, la literatura y la ciencia, el movimiento cartista (revolución de los trabajadores) y la corriente de pensamiento del romanticismo.

El romanticismo se caracteriza por su entrega a la imaginación y la subjetividad, y la expresión y su idealización de la naturaleza. Flaubert critica en su libro la influencia del romanticismo en las mujeres de su época, y muestra que no todo es tan perfecto y romántico como se muestra en la literatura romántica. En Francia el inicio del Romanticismo coincidió con las guerras napoleónicas a principios del siglo XIX. Sin embargo esta obra es Realista, y describe el comportamiento humano y su entorno, tal y como actúan y sucede en la realidad.Durante todo la novela aparece mayoritariamente la burguesía, y en algunos momentos representantes de la clase media y trabajadora, aunque en ningún momento aparecen las clases inferiores o pobres.

Emma, la protagonista de la novela, en un principio pertenece a la clase trabajadora y vive con su padre en el campo, pero tras su boda comienza una vida lujosa aunque ella no lo considere así, y anhele vivir entre la más alta burguesía, como se demuestra en la envidia que tiene al hombre con el que baila en una fiesta burguesa a la cual la invitan gracias a un trabajo de su marido. La redacción de Madame Bovary ocupa a nuestro escritor los años 1851 a 1856, es decir, los posteriores al proceso completo de la revolución del 48; aproximadamente la empieza el año de la caída de la II Republica y de la proclamación del II Imperio. Tras la publicación de su obra en 1857, Flaubert aún habría de asistir al final de la etapa imperial en 1870, a la ya mencionada comuna del 71 y a la República, constituida en este mismo año y que sobrevivirá al novelista más de sesenta años.

Características

Novelista francés encuadrado dentro de la escuela realista, alabado por su objetividad y la esmerada perfección de su estilo, cualidades ambas que se pueden encontrar en Madame Bovary, su trabajo más representativo. Flaubert, hijo de un médico, nació en Ruán, Normandía, el 12 de diciembre de 1821. Estudió derecho en París durante un corto periodo de tiempo, pero su frágil salud le obligó a abandonarlo.

Fue entonces cuando decidió dedicarse a escribir. Entre 1849 y 1851 viajó, en compañía de un amigo, por Grecia y Oriente Próximo, una experiencia que le inspiró los escenarios exóticos de dos de sus novelas. Afectado por un desorden de tipo nervioso, transcurrió la mayor parte de su vida de forma tranquila, junto a su familia, en Croisset, un lugar de campo cerca de Ruán, donde recibía frecuentes visitas de otros notables escritores. Allí murió el 8 de mayo de 1880. La primera novela de Flaubert, y la más leída también, Madame Bovary, publicada por primera vez en 1857, hubo de enfrentarse muy pronto a un importante proceso legal. Tanto el autor como el editor fueron acusados por la inmoralidad de la novela.

A pesar de haber sido absueltos, el escándalo empañó el lanzamiento del libro, y no fue hasta más tarde cuando fue reconocida como una de las obras maestras de la literatura francesa. Madame Bovary, subtitulada Costumbres provincianas, es, en apariencia, una convencional historia de adulterio, pero logra convertirse en un profundo análisis de la humanidad y, en concreto, un ataque a la monotonía y a las desilusiones de la vida burguesa. Emma Bovary, con la imaginación repleta de románticas ilusiones sobre el amor y la pasión, se topa con la realidad de un insípido matrimonio que la ahoga, y busca las sensaciones sobre las que ha leído en los libros, a través de una serie de aventuras amorosas, que ella desea ver como grandes pasiones, pero que no son en realidad más interesantes que su vida matrimonial.

En un ataque de desesperación, se quita la vida.Flaubert refleja con gran acierto la tragedia de este personaje, y Madame Bovary ha resultado ser una obra de referencia constante, hasta el punto de estar considerada como una obra maestra del realismo. Otras novelas también importantes de Flaubert son Salambó (1863) y La tentación de San Antonio (1874). La primera de ellas es una narración histórica ambientada en la antigua Cartago; la segunda está basada en la leyenda de las tentaciones a las que se tuvo que enfrentar el fundador de las comunidades religiosas cristianas, San Antonio, en la soledad del desierto.

Aunque estas dos novelas son consideradas en general más cercanas al romanticismo que Madame Bovary, casi todas las obras de Flaubert combinan elementos tanto románticos como naturalistas. En sus cartas, publicadas póstumamente, Correspondance (4 volúmenes, 1887-1893), Flaubert calificó su trabajo de "agonías del arte". El infinito cuidado que ponía en conseguir una gran precisión en los detalles y en el lenguaje se ha hecho legendario. La devoción de Flaubert hacia el arte no podría haber sido puesta de manifiesto de otro modo mejor que en la perfección que se exigía a sí mismo. Entre las demás obras de Flaubert cabe destacar la novela La educación sentimental (1869), tres narraciones cortas publicadas con el título de Tres cuentos (1877), y dos trabajos editados póstumamente, la inacabada novela Bouvard y Pécuchet (1881) y Diccionario de lugares comunes (1913).

Estructura

La obra se divide en tres partes:

  • La primera parte consta a su vez de nueve capítulos que empiezan con la infancia de Charles Bovary y de sus estudios y cómo se caso con una mujer mayor que él, y empezó a trabajar como médico, también en esta primera parte conoce a Emma que es hija de un paciente suyo, un campesino que ha educado a su hija en un colegio de monjas, con disciplina y como si fuera una niña burguesa. Charles se enamora de Emma y cuando muere su mujer, pues decide pedirle la mano a su padre el cual acepta. La primera parte acaba cuando ya se han casado y se van a mudar de Tostes y ella ya está embarazada.
  • La segunda parte consta de 15 capítulos y comienza cuando se mudan. Emma Bovary ya se siente frustrada en su matrimonio, casándose no ha conseguido lo que quería puesto que se ha casado con un simple médico vulgar y sus aspiraciones son mayores. Decide que va a conseguir lo que se propuso y va a ser como las mujeres de las novelas románticas que leía, y conoce a un hombre, Rodolphe, el cual llega a ser su amante pero este la abandona. En esta segunda parte Emma ya tiene a su hija Berthe, la cual es puesta en manos de una nodriza que se encarga de su cuidado, y Emma no tiene relación con ella excepto en contadas ocasiones.
  • La tercera parte, se divide en 11 capítulos y corresponde a la relación con su segundo amante, León, el cual termina abandonándola. Emma, frustrada y perseguida por sus acreedores por gastar más allá de sus posibilidades y por tanto, perseguida por sus deudas, decide quitarse la vida con arsénico.

Argumento

Charles Bovary, un doctor que después de enviudar decide casarse con una mujer llamada Emma la cual amaba con todo su corazón. Sin embargo Emma no sentía lo mismo por él. Ella era una mujer vanidosa, presumida y egoísta. A ella le gustaban las cosas caras, de marcas exclusivas, de otros países; le gustaba vivir en grandes ciudades. Pero estos tipos de lujos Charles no se lo podían dar, por esto ella se "enfermo" hasta que charles tomo la decisión de irse a vivir a Yonville el cual le ofrecía mas posibilidades en su carrera. Allá ella se enamora de un hombre llamado León pero ya que ninguno de los dos se atrevió a hacer algo al respecto no paso nada entre ellos. Más tarde León se mudo hacia otra ciudad a hacer sus estudios. Durantes esto Emma conoció a un hombre llamado Rodolphe. Él se aprovecha de la situación y la acepto, llegaron a durar mucho tiempo como amantes, Charles ya que no era celoso nunca se dio cuenta de nada. Después de un buen tiempo León se harto de ella y la dejo.

Ella quedo traumatizada por esto y se "enfermo". Charles hizo lo posible por que se cure, hasta tal punto que dejo de trabajar y cogía dinero prestado para sus medicamentos. Después ella vuelve a ver a León comienza a tener relaciones con él. Las deudas siguieron subiendo hasta que le estaban pidiendo la casa. Emma no sabia que hacer y le pide dinero a León, el cual se niega. Después le pide dinero a Rodolphe, el se niega también y ella se puso histérica. Después ella va a donde un viejo conocido que siempre la había querido, el acepta pero ella le tenia que dar "algo" a cambio, ella se negó y se fue. Entonces consiguió un veneno y se suicido. Por esto quedo charles solo con su hija. Posteriormente charles descubrió unas viejas cartas de amor de León y Rodolphe que Emma había guardado. El se sintió tan mal que se murió de tristeza. La hija quedo huérfana y se fue a vivir con una tía suya que era pobre y la manda a ganarse la vida en una hilatura de algodón.

Lenguaje y estilo

Excepto el principio de la obra que esta escrito en primera persona, por un alumno de una escuela que describe la llegada de un nuevo alumno a clase, el resto de la novela esta escrito en tercera persona. Es un narrador omnisciente porque sabe todo lo que ocurre y todos los pensamientos y sentimientos de sus personajes, y lo retrata desde fuera y lo hace en tercera persona.

Esto es característico de la novela realista, el que haya un narrador que lo sabe todo y conoce lo que ocurre y lo narra de forma objetiva y realista aparentemente pero en realidad, debido a que él nos presenta solo realmente lo que quiere que veamos pues resulta algo subjetiva, porque solo nos dice lo que quiere decir para que el lector piense o que él desea que piense.

Personajes

Personajes principales

  • Emma Bovary: Es la hija de un campesino acomodado –el tío Rouault- y esposa de un médico mediocre (Charles). Es sensual, llena de sueños, varios de ellos egoístas y vacíos, ve frustrados sus anhelos en medio de la vida provinciana. Hastiada de su marido, se entrega a dos hombres, León Dupuis y Rodolphe Boulanger, que demuestran no ser menos vanidosos y egoístas que ella. Acosada por las deudas, y harta de la vida, se suicida.
  • Charles Bovary: Esposo de Emma. Graduado como oficial de sanidad, se traslada a un pequeño pueblo de la Normandía, Tostes, donde ejerce. Allí se casa, primero con una mujer mayor que él, y luego con Emma. Ésta acaba por dominarlo y someterlo a sus designios. El buen hombre es limitado y se resigna con poco: considera a su esposa una diosa, sin darse cuenta que ella le es infiel en sus propias narices. Además su incompetencia no se reduce al ámbito de lo conyugal, también es un profesional mediocre: por su culpa provoca la gangrena en la pierna de un paciente, obligando a cortársela. Después de muerta su esposa, descubre toda la verdad. Muere sólo y en completa ruina.

Personajes secundarios

  • León Duptis: Pasante notario en Yonville. Allí conoce a Emma y simpatizan rápidamente, pues tienen gustos afines por las lecturas sentimentales y las evocaciones románticas. Sin posibilidad de que el amor se concrete, parte hacia Ruán a seguir estudiando. Allí le encuentra a Emma, tres años después. Viven un amor apasionado y loco que termina mal: él la abandona y se casa con una mujer "decente".
  • Rodolphe Boulanger: Rico galán que tiene su castillo en los alrededores de Yonville. Frívolo y seductor, enreda a Madame Bovary y la convierte en su amante. Cuando ella lo presiona para que se fuguen, él escapa dejando arruinada moralmente a Emma. Años después ella lo buscará para que la salve de otra ruina –la económica- . Él dice no tener tres mil francos. Emma lo maldice. Después de que ella muere, Rodolphe se encuentra con Charles. La escena es irónica. El burgués no pierde la compostura y no vacila en humillar, esta vez de frente, al médico arruinado. "Todo es culpa de la fatalidad", dice éste.
  • Homais: Farmacéutico en Yonville. Petulante e ignorante, se siente con derecho a opinar sobre todo. Es el típico burgués de pueblo, con ínfulas de sabihondo. Se cree anticlerical, pero es tan vulgar como el cura del pueblo. Es padre de tres hijos a los que quiere convertir en genios científicos. Los niños, en verdad, son sucios y maleducados. Es el indirecto responsable del suicidio de Emma, pues ella toma el veneno en el "laboratorio" del boticario. Homais paradójicamente, es quien siempre da las ideas que llevan a Emma a los brazos de sus amantes. Después de la muerte de ella, se convierte en autoridad local y el rey le impone la cruz de honor.
  • Madame Bovary madre: Progenitora de Charles. Posible responsable de la debilidad de su hijo, por sobreprotegerlo tanto. La señora es intrigante y detesta a su nuera Emma. Sin embargo, saca de varios apuros económicos a la pareja. Es real enemiga de la literatura y responsabiliza a las novelas de los "desórdenes" que sufre Emma. Al final pretende quedarse con su nieta, lo que provoca las iras de Charles y la definitiva ruptura entre madre e hijo.
  • Monsieur Bovary: Padre de Charles. No se parece en nada a su hijo: es borrachín, mujeriego y perezoso. Su pobre esposa lo mantiene. El señor se da ínfulas de conquistador, pero no es más que un "viejo verde" en decadencia. Muere de un infarto.
  • Eloise Dubuc: Primera mujer de Charles. "Viuda de un escribano de Dieppe, que tenía cuarenta y cinco años y mil doscientas libras de renta". Es enfermiza y celosa. Cuando se descubre que no tenía la cantidad de dinero anunciada, es acusada por los Bovary y muere repentinamente. Aunque Charles la llora, pronto olvida sus pechos planos y sus pies fríos.
  • Berthe: Hija de Emma y Charles. Su madre muy pronto la rechaza y sólo cuando tiene problemas con sus amantes, la recuerda. La niña es feíta y poco interesada en educarse (como su padre). Víctima de toda la tragedia del suicidio de Emma, pasa de mano en mano de sus familiares. Finalmente es recogida por una hermana del tío Rouault, quien es pobre y la envía a trabajar en una hilandería.
  • Abate Bournisien: El cura de Yonville. Seguramente egresado de un seminario mediocre, el representante de Dios en la tierra demuestra su ineptitud de consejero espiritual frente a las crisis de Emma Bovary. Frecuentemente vive en desacuerdo con el boticario, Homais. Pero juntos son de la misma calaña: groseros e incultos. Flaubert los pone a dormir frente a frente –panza contra panza- en el velorio de Emma, igualándolos en su condición.
  • Felicidad: Doméstica de los Bovary. Es una chica muy fiel a sus patronos, al comienzo, y demuestra habilidades para encubrir las escapadas de Emma con sus amantes. Sobre todo es muy colaboradora y cómplice cuando su ama está en quiebra económica. Después de muerta Emma, se escapa con Teodoro y se roba los vestidos más bellos de su señora.
  • Monsieur Rouault: Padre de Emma. Es viudo y por causa de un accidente es que su hija conoce a Charles, quien le cura. El viejo es bonachón y no tiene ni idea de la hija que tiene. Cada año envía un pavo de regalo. La muerte de Emma lo deja desconsolado y pronto sufre una parálisis que lo lleva a la muerte.
  • Justine: Empleado de Homais. El joven siempre vive enamorado, platónicamente, de Emma. Es un personaje tierno, y uno de los pocos que se destaca en toda la novela por ser noble y fiel.
  • Binet: Áspero recaudador y director de los bomberos de Yonville. Emma acude a él como último recurso para que le preste dinero. E incluso parece que se le insinúa sexualmente. El tontarrón la manda de paseo. En sus ratos libres, maneja el torno.
  • Lieuvain: Ayudante del consejero de Ruán para asuntos agrícolas. Su verbo exaltado se escucha en los comicios agrícolas y sirve como contrapunto a la charla erótica de Emma y Rodolphe. Es un personaje puramente instrumental, y Flaubert lo utiliza para expresar la desmesura e hipocresía de los políticos. Tanto él como Rodolphe son dos mentirosos profesionales.
  • Hipólito: Joven sirviente de la hostelería "El león de oro". Es cojo y sufre la incompetencia profesional de Charles como médico. Por culpa de éste, le es amputada la pierna. En el entierro de Emma se comporta muy formal y estrena la pierna artificial nueva que ella la había regalado en compensación de la idiotez de su marido
  • Madame Lefrancois y Madame Tuvache: La primera es dueña de la taberna "El león de oro". La segunda es la esposa del alcalde. Juntas son chismosas y testigos indirectas de la tragedia de Emma. Aunque las locuras de ésta les parezcan escandalosas, es seguro que en el fondo de sus corazones burgueses darían la vida por estar involucradas en alguna aventura como las que tuvo Madame Bovary.
  • Lhereux: El comerciante del pueblo. Un miserable pillo, embaucador y delincuente, responsable indirecto de la muerte de Emma, pues él la enredó en varios pagarés por los que ella finalmente no pudo responder. Además es hipócrita y cínico. En el entierro de su deudora dice: "¡Qué desgracia para su pobre marido!".
  • Monsieur Guillaumin: No menos ladrón y pillo que el anterior. Emma lo visita cunado está a punto de que embarguen sus bienes. El notario de Yonville aprovecha la situación para hacer solicitudes sexuales. Emma lo insulta y después casi vomita.
  • Doctor Canivet: Médico prestigioso que, ante la incompetencia de Charles, se ve en la obligación de sustituirlo en dos ocasiones. Primero en el caso de la gangrena de Hipólito (es Canivet quien corta la pierna) y luego en el caso del envenenamiento de Emma.
  • Doctor Lariviere: Antiguo maestro de Charles. En la novela así es descrito: "Desdeñoso de cruces, títulos y academias, médico de hospital, liberal, paternal con los pobres y que practicaba la virtud sin creer en ella, casi habría pasado por santo a no ser porque su penetrante inteligencia hacía temerle como a un demonio. Su mirada más cortante que sus bisturís, iba derecha al alma y desarticulaba toda mentira a través de alegatos y pudores. Y así era el hombre, pleno de esa majestad llana que dan la conciencia de un gran talento, la fortuna y cuarenta años de una existencia laboriosa e irreprochable". Asiste a Emma en sus últimos momentos y es quien dictamina que ella ya no tiene salvación, pues el arsénico ya llegó al corazón. Es otro de los pocos personajes nobles y entregados que hay en la novela. Los crítico aseguran que este personaje es el padre de Flaubert ficcionado.
  • Edgar Lagardy. Famoso tenor de quien Emma se enamora platónicamente después de verlo en ópera "Lucía de Lamermoor", en Ruán. Rápidamente lo olvida después de encontrar por segunda vez a León Dupuis.
  • El ciego mendigo: Vagabundo que espera a la entrada de Yonville el coche de transporte, "la Golondrina". Emma siente repulsión por él y se convierte en augurio de mala suerte. Es el último ser que ella oye sobre la Tierra. El ciego también es otro enemigo de Homais, a quien desprestigia por haberle prometido curarle y no cumplirlo. El boticario logra que lo encierren en un manicomio.

Autor

Gustave Flaubert (1821-1880) está considerado como uno de los más grandes novelistas de todos los tiempos. Figura puente entre el romanticismo y el realismo, dio una estructura definitiva a la novela, género todavía vacilante y ambiguo, elevándola a la categoría de los géneros clásicos.

"Madame Bovary" es, sin lugar a dudas, una de las novelas más importantes de la literatura universal. Su publicación en 1856 suscitó un proceso por ofensa a la moral pública y a la religión, del que Flaubert salió absuelto. Favorecida por el escándalo, la novela inició a partir de ahí su camino a la gloria, que el paso del tiempo no hace sino acrecentar.

Referencias

  1. Madame Bovary (Ingles)

Fuentes