Saltar a: navegación, buscar

Legna Verdecia Rodríguez

Legna Verdecia Rodríguez
Información sobre la plantilla
Legna-verdecia-g.jpg
NombreLegna Verdecia Rodríguez
Nacimiento29 de octubre de 1972
Granma, Bandera de Cuba Cuba
NacionalidadCubana
CiudadaníaCubana
OcupaciónGloria Deportiva Judo
Legna Verdecia Rodríguez. Destacada judoca cubana que mostró siempre una combatividad por arrobas. Llegó a la sede olímpica de Sydney con una aspiración cada día más firme: “Conquistar el título en la división de los 52 kilogramos”. Siendo así la primera presea dorada de la delegación cubana en la cita.

Síntesis biográfica

Nació en Granma el 29 de octubre de 1972, pero cuando tenía un año vino con su familia a residir en Aguas Claras (Holguín). Legna era una inquieta muchachita de 13 años, cuando llegó a su escuela un grupo de técnicos con el fin de captar niñas para la practica del judo.

Inicios

En la Academia Municipal de Judo de Holguin, Legna Verdecia Rodríguez mostró con prontitud admirables condiciones para ese deporte, descubiertas por su entrenador, Alberto Rodríguez. Sus adelantos fueron tan rápidos, que a los cinco meses de su inicio en el judo ya estaba en la EIDE Pedro Díaz Coello (curso 1985-1986). En este centro, el técnico Pedro Arias continuó puliendo el diamante.

Fue el desborde de un río crecido que nadie pudo detener y llegó al podio de las vencedoras para no abandonarlo. Veloz pasó triunfante por dos Juegos Escolares Nacionales, la más destacada de su deporte en la edición de 1987, con 14 años. Ese año fue la mejor escolar del deporte holguinero.

Poco tiempo estuvo en la EIDE y la ESPA Nacional -un año- y fue llamada a la Preselección Nacional, cuando apenas habían transcurrido dos cursos de su entrada por primera vez al área para introducirse al mundo de los agarres y las proyecciones.

Trayectoria deportiva

Su debut internacional llega en 1988, en el Torneo Centroamericano en Caracas, Venezuela, donde fue subcampeona, y pocos meses después, con sólo 15 abriles, se tituló (45 kgs) en el Campeonato Panamericano para adultos celebrado en Buenos Aires, Argentina.

Tuvo un gran 1989con seis medallas de oro y una de plata. Asistió con osadía al Campeonato Mundial de mayores en Belgrado 1989, para situarse en un magnífico quinto peldaño.

Abrió 1990 con el oro y la distinción de mejor competidora en la Copa Liberación de Bulgaria. Viaja a Dijon, Francia, para lidiar en el Campeonato Mundial Juvenil. El 2 de abril de 1990 se anuncia que la cubana Legna Verdecia se había llevado la corona de los 48 kg. Constituyó entonces el máximo triunfo internacional conseguido por una mujer holguinera en el deporte de todos los tiempos. Se el otorgó sin discusión el pergamino de la deportista del año en Holguín y la mejor juvenil del deporte cubano en 1990.

Entre sus resonantes éxitos se puede mencionar que nuevamente estuvo en el grupo de los deportistas del año en Holguín en 1991, por los resultados en los Juegos Panamericanos efectuados en La Habana y Santiago de Cuba (sede del certamen en su disciplina) y el tercer lugar en el Campeonato Mundial de adultos en Barcelona, España.

En el año olímpico 1992 subió de los 48 a los 52 kg y, aunque mantuvo la supremacía en el país, no parecía la misma y sus rendimientos internacionales mermaron. En el torneo Panamericano en Canadá quedó en bronce y en las Olimpiadas de Barcelona, España, fue eliminada al perder su primer combate y luego sucumbir su victimaria, al recordar lo sucedido en aquella cita cuatrienal confiesa: “Entonces pagué la novatada”, lo cual solo reportó la experiencia de competir una sola vez.

En 1993 fue tiempo de estabilización y consagración en su nueva división, pues llega el mundial en Canadá. En la Sala de Hamilton dio cuenta, indetenible, de cinco potentes contrincantes, en la pelea derrotó a la española Almudena Muñoz, campeona olímpica de Barcelona 92, definitoria para ser declarada la nueva reina del orbe en los 52 kg del judo. Por sus resultados en ese año fue escogida la mejor atleta de Cuba.

En 1995 Legna continuó exhibiendo la calidad de su judo por los tatamis del mundo, sumando su segundo oro en Juegos Panamericanos al coronarse en Ciudad Mar del Plata.

En Atlanta 1996, vio escapar tal posibilidad en la víspera de la fiesta nacional cubana del 26 de Julio, pues en el tercer combate celebrado en el tatami de la Georgia World Congress Center fue derrotada por la norcoreana Kye Sun-Hi. Tal contratiempo limitó sus posibilidades a discutir la medalla de oro y después de imponerse por wazaari a la española Almudena Muñoz regreso a la casa con una presea bronceada colgada en su cuello.

El 1997 resultó para ella decepcionante el septimo lugar en el Campeonato Mundial de París, Francia.

En 1998 llamó sobremanera la atención el oro conseguido en el Torneo Villa de París. Al imponerse en Maracaibo, Venezuela-1998, se convirtió en tricampeona de Juegos Centroamericanos y del Caribe. Su extraordinario balance de nueve medallas de oro y una de plata, además de dos metales dorados en torneos por equipos, le permitieron ocupar un lugar entre los 10 deportistas más destacados de Cuba en 1998. A las numerosas distinciones recibidas agregó la Orden al Mérito Deportivo.

En 1999 fue otro gran año. En el “Villa de París”, Francia, volvió a derrotar a la francesa Restoux, y también doblegó a la estelar japonea Noriko Sugawora. Ciño su tercera corona en Juegos Panamericanos, con su triunfo en Winnipeg, Canadá. Añadió su 4ta medalla en Campeonatos del Orbe con la medalla de plata obtenida en Birmingham, Inglaterra, en octubre de ese año.

En el 2000 en Sydney no existió el más mínimo impedimento, sino todo lo contrario, ya que en la jornada precedente, Amarilis Savón perdió la posibilidad de conquistar una tercera medalla en forma consecutiva y Legna asumió el compromiso de recuperar el metal dorado.

El combate frente a la difícil japonesa Noriko Narazaki, ganadora de bronce en Atlanta, puso a prueba toda su capacidad técnico-táctica.

La hora cero llegó justó a las 06:25 a.m. (hora de Cuba) del 25 de septiembre. Noriko presentaba una victoria sobre Legna, conseguida en la final del Campeonato Mundial, Birmingham, Gran Bretaña (1999). Por consiguiente, se trataba de una pelea revancha.

El camino de la cubana hacia lo más alto del podio la enfrentó primero a la española Miren León y la superó por ippon; a continuación aceptó el reto de la conocida argentina Carolina Mariana para derrotarla por hantei. En la primera semifinal dejó atrás a la citada Sun Hui Kye, de nuevo por hantei.

A juicio de su profesor y entrenador Ronaldo Veitía: "La actuación de Legna fue excelente, si tomamos en cuenta que en el primer combate celebrado sufrió un esguince externo clavicular y así salió a darlo todo en los restantes".

Incluso en la discusión del oro comenzó debajo (wazari); logró (koka), por amonestación de la adversaria y cuando faltaba un minuto con 45 segundos liquidó las acciones con ippon.

La alegría de Legna al saberse monarca olímpica conmovió a todos los miembros de la delegación cubana y algunas de sus compañeras de equipo no pudieron impedir que de sus ojos saltaran las lágrimas. También los gestos y las expresiones de júbilo de Veitía reflejaron la importancia del triunfo.

Apenas sin reponerse del esfuerzo realizado y del dolor persistente en la clavícula, la monarca expresó en rueda de prensa: “Acabo de cumplir mi gran sueño deportivo. La preparación fue larga y dura, yo quería esta medalla de oro para dedicarlo a todo mi pueblo. Estoy muy feliz, muy feliz”.

Resultados en Juegos Olímpicos

  • Barcelona (1992)

Perdió por penalización con Claudia Mariani  (ARG)

  • Atlanta (1996) Bronce

Derrotó por Ippon a Alexa Von Schichow  (ALE)
Derrotó por superioridad a Noriko Sugarawa (JPN)
Perdió por Chui con Sook-Hee Jun  (COR)
Derrotó por hantei a Almudena Muñoz (ESP)

  • Sydney (2000)

Derrotó por Ippon a Miren León; (ESP)
Derrotó por hantei a Claudia Mariani (ARG)
Derrotó por hantei a Kye Sun-Hi (COR)
Derrotó por Ippon a Noriko Narazaki (JPN)

Fuente