Iglesia Católica en Cuba

De EcuRed
Iglesia Católica en Cuba
Información sobre la plantilla
Institución con sede en Cuba Bandera de Cuba

Institución religiosa
País:Cuba Bandera de Cuba
Dirección:Cuba

Iglesia Católica en Cuba. La conquista y colonización de España hacia Cuba trajo consigo además de la transculturación la adopción de una nueva creencia religiosa: el catolicismo. A la par de este proceso se han creado instituciones católicas en ese país que han tenido una notable influencia en la sociedad.

Contenido

Antecedentes

Hasta 1898 (año en que terminó la guerra cubano-española), cuando las armas cubanas tenían prácticamente ganada la contienda y se produjo la intervención oportunista de los Estados Unidos de América , la Iglesia Católica en Cuba era española. Incluso los obispos eran nombrados por la Corona, (Patronato Regio), a cambio del derecho exclusivo de evangelización en el país; donde no era permitida otro tipo de institución religiosa, de acuerdo con lo establecido en la Constitución de Cádiz de 1812.

La religión en Cuba, durante la república mediatizada (1902-1958) se caracterizaba por la existencia de una mayoría de sacerdotes y monjas nativos en España; y la iglesia constaba de 2 archidiócesis y 4 diócesis, correspondiéndose esa organización a las 6 provincias de la división político-administrativa que existía en el país.

Estructura actual

La iglesia se compone de once diócesis , tres de ellas con rango de arquidiócesis . La figura de mayor jerarquía es el arzobispo de La Habana Jaime Ortega Alamino , creado cardenal en 1994 . Con anterioridad ese país tuvo otro cardenal, Manuel Arteaga Betancourt ( 1879 - 1963 ).

Arquidiócesis

Diócesis

Personal eclesiástico

La Iglesia Católica en Cuba, dispone de 17 obispos; de ellos 16 son de nacionalidad cubana y 1 de nacionalidad española;11 son residenciales, 2 auxiliares y 4 en retiro.

El personal eclesiástico está integrado por más de 1,000 personas consagradas, dentro de las cuales se incluyen sacerdotes, diocesanos y miembros masculinos y femeninos de 89 congregaciones u órdenes religiosas (26 masculinas y 63 femeninas). Del personal consagrado forman parte 340 cubanos y cubanas, y otras personas provenientes de España, México, Canadá, Colombia, Italia, República Dominicana, India y otros países. Por otra parte existen casi 400 personas dedicadas al sacerdocio.

Ordenes religiosas

Las órdenes religiosas en ambos géneros son más numerosas actualmente que las existentes antes del Triunfo de la Revolución.

Entre las órdenes y las congregaciones masculinas con un mayor número de personal consagrado están los jesuitas, salesianos, franciscanos y paúles. Por otra parte, entre las órdenes y congregaciones femeninas con un mayor número de devotas se encuentran las Hermanitas de los Ancianos Desamparados, Carmelitas Descalzas, Dominicas, Hijas de la Caridad, Oblatas Misioneras de María Inmaculada, Siervas de María y Misioneras de la Caridad (madre Teresa de Calcuta).

Las asociaciones en activo funcionamiento son la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba (COCC), la Conferencia Cubana de Religiosos (CONCUR), comisiones episcopales, archidiocesanas, diocesanas y parroquiales, y organizaciones laicas.

Templos

La Iglesia Católica posee más de 600 templos funcionando, entre los que sobresalen la Catedral de La Habana, la Catedral de Santiago de Cuba y la Basílica de Nuestra Señora de la Caridad, donde se encuentra la Virgen de la Caridad del Cobre, considerada por los católicos la "patrona del país".

De los templos habaneros resaltan: Nuestra Señora de la Merced, Santo Ángel Custodio, el Sagrado Corazón de Jesús, Nuestra Señora del Carmen, la Virgen de Regla y la Caridad del Cobre. Iglesias de gran belleza son asimismo las de Las Mercedes, en Camagüey  y la de San Pedro, en Matanzas. Las casas de misión (en casas de familia) suman alrededor de mil quinientas.

Formación de sacerdotes

La formación de sacerdotes en Cuba se realiza en el Seminario San Carlos y San Ambrosio (La Habana) y Seminario San Basilio Magno (Santiago de Cuba), además de conservar noviciados y casas parroquiales. Las instalaciones destinadas a este fin han continuado incrementándose, tal es el caso del seminario en la Arquidiócesis de La Habana.

La educación religiosa de los laicos (niños y adultos) tiene lugar mediante la catequesis, y en ocasión de la preparación para el bautismo, la comunión, la confirmación o el casamiento.

Centros que atiende

La Iglesia Católica en Cuba mantiene la propiedad de un hospital psiquiátrico y varios centros de atención a los ancianos, para lo que cuenta también con presupuestos otorgados por el estado. Igualmente las monjas de diversas órdenes religiosas llevan adelante una meritoria labor social en instituciones estatales de la salud (hospitales y centros para niños con limitaciones físicas y mentales).

La iglesia también edita y distribuye en el país alrededor de 50 publicaciones de diferente formato.

Vínculos con la Santa Sede

Las relaciones diplomáticas entre Cuba y la Ciudad del Vaticano se iniciaron en 1935, y desde entonces no han sido interrumpidas.

Esas relaciones son a nivel de embajada por Cuba y de Nunciatura por la Santa Sede.

Un momento significativo de estos vínculos fue el encuentro del presidente cubano, Fidel Castro Ruz, con el Papa Juan Pablo II, el 19 de noviembre de 1996, cuando el gobernante de ese país reiteró al sumo pontífice la invitación para visitar a Cuba.

Fidel Castro se convirtió así, en el primer mandatario caribeño recibido por la máxima figura de la Iglesia Católica en el mundo.

Juan Pablo II en Cuba

Organizada durante todo 1997, la visita de Juan Pablo II se efectuó del 21 al 25 de enero de 1998. Tanto las autoridades cubanas, como el Vaticano y la prensa internacional reconocieron que la estancia del Papa en Cuba fue un éxito rotundo.

Cientos de miles de personas, y autoridades gubernamentales del más alto nivel, acudieron a las misas oficiadas por el sumo pontífice en Santa Clara, Camagüey, Santiago de Cuba y en la Plaza de la Revolución de Ciudad de La Habana.

Juan Pablo II condenó el neoliberalismo y sus males sociales, así como el bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, el cual calificó de ilegal e inmoral.

A La Habana han viajado autoridades del Vaticano, superiores de órdenes y congregaciones religiosas, y de otras asociaciones eclesiásticas. A su vez, la Iglesia Católica está representada en la Conferencia Episcopal Latinoamericana (CELAM) y en otras instituciones de carácter regional e internacional.

Eventos

En julio del 2007 se desarrolló en Cuba la Asamblea Ordinaria del CELAM, donde estuvieron presentes los presidentes de las conferencias episcopales de América Latina,y la presidencia de esa institución regional; siendo electa su nueva directiva, de la cual es miembro el obispo de la diócesis de Holguín, monseñor Emilio Aranguren Echeverría.

En noviembre de 2005, en ocasión del 70 aniversario del establecimiento de relaciones con la Santa Sede, los obispos cubanos, el Nuncio Apostólico en Cuba y otros dirigentes de la iglesia se reunieron con el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

En un comunicado lanzado en abril de 1969, la Conferencia Episcopal en Cuba condenó el bloqueo que el gobierno norteamericano mantiene contra Cuba. En 1992, en una nueva declaración rechazó nuevamente esta criminal medida contra nuestro país.

En marzo de 1986 se clausuró el Encuentro Nacional Eclesial Cubano, que trazó nuevas líneas para el trabajo de la iglesia en el nuevo contexto social promovido por la Revolución. En 1996 y en el 2006 fueron conmemorados los diez y veinte años de la realización del evento.

En noviembre del 2008 se realizó en la ciudad de Camagüey la ceremonia de beatificación del fraile José Olallo Valdés (1820-1889), hermano de la Órden de San Juan de Dios. A dicho evento asistieron el cardenal José Saraiva Martins, prefecto emérito de la Congregación para las Causas de los Santos de la Santa Sede, y el presidente cubano Raúl Castro Ruz.

Se encuentra en proceso la beatificación del padre Félix Varela, diocesano (1788-1853), destacado precursor de las ideas independentistas cubanas (la Orden por la Cultura Nacional lleva su nombre desde su creación en 1981.

Veáse También

Fuentes