Parque Central

De EcuRed
Parque Central de la Habana
Información sobre la plantilla
Obra Arquitectónica  |  (Parque)

Parque
Descripción
Tipo:Parque
Localización:La Habana, Bandera de Cuba Cuba
Datos de su construcción
Inauguración:1877

Parque Central de La Habana. Es un espacio arbolado, concebido como plaza pública, sitio de recreo y esparcimiento. En su centro se encuentra la primera estatua de José Martí que se erigió en Cuba.

Contenido

Ubicación y entorno

Ubicado en los márgenes del centro histórico de la capital cubana, en el área de la Habana Vieja, circundado por las calles Prado, Zulueta, Neptuno y San José, desde su creación ha sido siempre sitio de reunión de los residentes de la ciudad.

Ubicación del Parque Central de la Habana.
Ubicación del Parque Central de la Habana.
Algunos de los más significativos edificios habaneros lo rodean, el más singular de todos por el lado de la calle Prado: el Gran Teatro de La Habana y el Hotel Inglaterra, en cuyo café se han reunido, a lo largo de más de un siglo, destacadas figuras de la intelectualidad cubana; justo entre los dos edificios nace el boulevard de San Rafael, importante vía comercial, siempre repleto de peatones. Un poco más a la derecha, buscando Neptuno, está el hotel Telégrafo, a las puertas del hotel, la famosa esquina de Prado y Neptuno, inmortalizada en un cha cha chá por Enrique Jorrín.

Atravesando la calle Zulueta se ubica una de las más populares galerías comerciales de la ciudad, la Manzana de Gómez, a su lado, una plaza peatonal en la que se han expuesto obras escultóricas de gran formato, entre ellas las famosas arañas de Louise Bourgeois y un conjunto de cinco palmas de metal, “ilustradas” por los más importantes pintores cubanos.

Otras significativas edificaciones bordean el Parque Central: el hermoso hotel Plaza y el cine Payret, uno de los más grandes de la ciudad y que antaño fuera un popular teatro. Desde cualquier punto del parque puede admirarse también otro de los símbolos de la ciudad, el Capitolio de La Habana, con su enorme cúpula y su escalinata.

Construcción

Vista antigua del Parque Central.
Vista antigua del Parque Central.

Terminado en 1877, luego de haber sido derribadas las Murallas de La Habana en el siglo XIX, el parque adquirió las actuales dimensiones. Fue uno de los parques menos arbolados y de mayor proporción de pavimento. Después de 1959 se le incorporaron árboles, fuentes y esculturas.

Entre los árboles, muchos centenarios, hay un trazado de senderos que desembocan en pequeñas plazas interiores, adornadas por fuentes y pequeñas esculturas, bordeadas de bancos de piedra y canteros. Los jardines destacan por sus 28 palmas reales en alusión al día del natalicio de Martí. Se distinguen además ocho tumbas simbólicas en forma de canteros o jardineras, con las cuales se rinde tributo a los estudiantes de Medicina injustamente fusilados por los colonialistas españoles el 27 de noviembre de 1871.

Justo en el centro, en medio de una explanada, la Estatua de José Martí (Parque Central de La Habana) se yergue como homenaje de los cubanos a su más ilustre compatriota. Allí se celebran actos de recordación y veladas históricas, aquí culmina la tradicional Marcha de las antorchas que se realiza en recordación al natalicio de José Martí cada 28 de enero.

En este parque se han realizado manifestaciones y otros actos de carácter patriótico.

Estatua de José Martí

Estatua de José Martí.
Estatua de José Martí.
En el año 1905 se colocó en el medio del parque una estatua de José Martí, a instancias de una encuesta popular realizada en el año 1899 por el semanario El Fígaro.

La estatua de mármol de José Martí, ubicada en el centro del Parque Central, es obra de José Villalta de Saavedra y fue la primera que se alzó del poeta en Cuba.

Con antelación, desde 1875, en este lugar había una estatua de la reina española Isabel II, que estuvo colocada hasta que terminó la dominación española sobre Cuba.

Punto de encuentro

El Parque Central es una gran encrucijada citadina, punto de encuentro y referencia para los cubanos, siempre está vivo, miles de habaneros lo atraviesan día a día en todas sus direcciones. Su verdadero espíritu trasciende de los edificios circundantes, de su historia más que centenaria, de sus árboles y fuentes; su esencia es la gente que lo puebla día y noche. El sonido del tráfico, el barullo de las peñas deportivas, la risa de los niños, el pregonar de los vendedores de periódicos, el cantar de los pájaros arman una sinfonía peculiar.

La gente que no está de paso, los que deciden sentarse a conversar, a descansar, a leer o sencillamente a pasar el tiempo, se disputan los bancos sombreados y se están allí horas completas, más o menos integrados al general bullicio.

La esquina caliente

Al sur de la estatua de José Martí se puede ver la famosa esquina caliente, donde un grupo de hombres aficionados al béisbol, ríe, grita y discute sobre las estadísticas, las posibilidades de sus equipos de jugar la final y los hábitos de sus jugadores favoritos.

En momentos culminantes de eventos deportivos relevantes nacionales e internacionales que tienen que ver con el béisbol, la esquina caliente del Parque Central es un forum de discusión para los amantes del deporte nacional donde se debate acaloradamente sobre la actuación de los equipos y las decisiones de árbitros y managers.

Fuentes

  • Habana nuestra. Portal de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana.

En: Habana nuestra

  • Nórido, Yuris. Parque Central: encrucijada habanera

En: Cubasi

  • Pérez Galdós, Víctor. Mi Habana. Parque Central

En: Habana en línea

  • Paseos por la Habana

En: Paseos por La Habana

  • Parque Central de La Habana.

En: Turismo