T-34

T-34
Información sobre la plantilla
T-34.jpg
T-34 en un museo militar
TipoCarro de combate medio
País de origenBandera de la Unión Soviética Unión Soviética
Historia de producción
Producido1940
Especificaciones
Peso26-30,9 t
Longitud6,75 m
Anchura3 m
Altura2,45 m
Tripulación4

Blindaje45-70 mm
Arma primariacañón F-34 de 76,2 mm
Arma secundaria2 × ametralladoras DT de 7,62 mm

MotorV-2, diésel de 12 cilindros
500 CV (370 kW)
Velocidad máxima55 km/h
Autonomía465 km
Rodajeorugas con 5 ruedas de rodaje a cada lado
SuspensiónChristie

T-34. Carro de combate soviético que entra en servicio en 1940 y fue el principal medio de combate de las fuerzas blindadas del Ejército Rojo durante la Segunda Guerra Mundial. Similares generacionales occidentales el M-4 Sherman y el M-26 Pershing, norteamericanos, el Phanter alemán. En inventario de las FAR a partir de 1960, desde donde combatió a los mercenarios armados y entrenados por la CIA que invadieron Cuba por Bahía de Cochinos, y en Angola donde cumplió múltiples misiones combativas durante la primera etapa de la guerra.

Datos generales

T-34 Modelo 1940

Carro mediano de 32 toneladas de peso y cañón estriado 85 mm (el T-34M)

Historia

En 1927 ante la modernización de los ejércitos europeos acorde a las experiencias de la Primera Guerra Mundial y las tendencias teórico-técnico de la época, la antigua URSS se dio a la tarea de robustecer sus Fuerzas Armadas y comenzó el desarrollo de una industria moderna de tanques, ese año el Ejército Rojo escogió a un selecto grupo de diseñadores para ser instruidos en el diseño de tanques. En 1931 se especificaron por el Consejo Militar Revolucionario las características técnicas de los carros de combate que necesitaba el Ejército Rojo y se ordena la reconversión de una serie de fabricas de tractores en Moscú, Gorky, Stalingrado (hoy Volgogrado), Chelybinsk y Yaroslavl, a partir de ese año entran en producción los carros ligeros T-24 y T-26 de seis toneladas y el mediano T-28 diseñados para un desplazamiento lento al paso con la infantería y en 1932 entraron en servicio los BT, rápidos y ligeros diseñados para acompañar a la caballería, todos tenían poco blindaje y cañón de 45 mm.

Mijail Koshkin, era diseñador jefe de la fabrica KOMINTERN de Karkov que tenía en su currículo el revolucionario diseño del motor BD-2 para el tanque ligero BT-5, este motor contrario a los anteriores que eran de gasolina era diesel y de más bajo consumo de combustible que sus predecesores, además de ser de aluminio. En 1937 Mijail a cuyo lado trabajaban A. Morózov y N. Kucherenko fue encargado de diseñar un reemplazo para los tanques BT, de donde nacen dos prototipos de carro universal, el A-20 y el A-32, Este último más blindado y mejor armado, 30 mm de protección y un cañón de 76 mm, es presentado por Koshkin el 19 de diciembre de 1939 en una reunión del Comité de Defensa y es propuesto como reemplazo tanto del BT como de los T-26, Koshkin solicitó que el nuevo modelo se llamara T-34 en conmemoración del año en que se inicio la expansión de las fuerzas blindadas del Ejército Rojo. En enero de 1940 ambos prototipos fueron sometidos a intensas pruebas en los polígonos de Kubinka, cerca de Moscú y en otros lugares, demostrando el T-34 con un recorrido total de 2.880 kms ser el más apropiado.

T-34 Modelo 1940

El primer T-34 en serie salió de la fábrica de Jarkov en septiembre de 1940, para sumar una producción total al cierre de ese año de 358 equipos. El T-34 planteó grandes desafíos a la industria soviética, las piezas prefabricadas se construían en varías plantas: la Fábrica Diesel No. 75 de Karkhov proveía el motor, la Fábrica Kirov No. 185 de Leningrado produjo el cañón corto original L-11 y la Fábrica Dinamo de Moscú, los componentes eléctricos. Los tanques fueron ensamblados inicialmente en la KhPZ No. 183 de Jarkov y la Fábrica de Tractores STZ de Stalingrado, posteriormente ante las necesidades de aumentar la producción la Fábrica Krasnoye Sormovo No. 112 de Gorki se incorpora a su producción, con un nuevo cañón de la oficina de proyectos Gravin de la fabrica 92 de la propia ciudad, el F-34 igualmente de 76.2 mm pero con prestaciones superiores al L-11, el cual fue incorporado por todas las demás fábricas ante los elogios de las tropas en el campo de batalla, dándoseles el nombre convencional a los tanques con este cañón de Modelo 1941.

Ante el descomunal ataque alemán del 22 de junio de 1941 y su relampagueante ofensiva sobre las ciudades industriales del oeste de la URSS, los soviéticos en tiempo record y con esfuerzo inigualado en toda la historia de la humanidad, desmontaron muchas de las fábricas más importantes y las trasladaron a la retaguardia. La KhPZ fue restablecida cerca de la fábrica de vagones Dzherzhinski en Nizhny Tagil, renombrada Fábrica de Tanques Stalin de Ural No.183. La fábrica Kirov fue evacuada unas semanas antes de que Leningrado fuera bloqueada, y se trasladó a la Fábrica de Tractores Stalin en Cheliabinsk, que recibiría el sobrenombre de Tankograd. Solo el complejo industrial alrededor de la Fábrica de Tractores de Stalingrado que producía el 40% de todos los T-34, se mantuvo hasta que fue completamente rodeada durante la Batalla de Stalingrado. Las fabricas evacuadas fueron operadas en su mayoría por mujeres, niños, ancianos y minusválidos, que remplazaron a casi todos los hombres en edad de servicio militar que fueron destinados a los frentes.

En servicio

Fue el modelo más producido durante toda la guerra y el segundo de toda la historia (tras su sucesor el T-54/55), fueron sus usuarios 39 países de 4 continentes:

Las fuerzas armadas del bloque del Tratado de Varsovia, (la propia URSS, Bulgaria, Checoslovaquia, la RDA, Polonia, Hungría y Rumanía), Otros países europeos como Albania, Yugoslavia, Austria, Chipre y Finlandia Naciones asiáticas como China, Corea del norte, Mongolia, Afganistán, Irak, Líbano, Libia, Siria, Yemen del sur y del norte, Viet Nam y Laos Países africanos: Egipto, Argelia, Etiopia, Somalia, Congo, Sudán, Mali, Guinea Ecuatorial, Guinea Bissau, Mozambique, Angola, Togo y Zimbaue Hispanoamérica: Cuba.

Superioridad del T-34 con el resto de los blindados del mundo

T-34 Modelo 1941

Pese al frenetismo con que hubo de completarse las producciones y las evacuaciones en tiempo récord que fue necesario hacer con la industria hacia la retaguardia en los montes Urales, los T-34 comenzaron a ganarse un lugar destacado desde el mismo inicio de la invasión a la URSS entre los ingenios blindados de todos los contendientes de la Segunda Guerra Mundial, principalmente ante los alemanes que llegaban con la fama de haber arrasado y puesto de rodillas a casi toda Europa.

Sus revolucionarios aportes a la técnica blindada fueron fundamentalmente:

Fue el primer carro de combate en contar con un motor diesel, lo cual le reportaba varias ventajas entre las cuales se encontraba: la gasolina es más inflamable que el combustible diesel; en proporción el diésel da mayor autonomía por unidad de combustible que la gasolina; y por último la duración de un motor diesel es mucho mayor que un motor de gasolina. Este era de 500 hp refrigerado por agua.

Estaba dotado con esteras anchas, de 48 cm con la que ejercían una presión de 0,7 a 0,75 kgxcm2 sobre el terreno, lo cual en el invierno ruso era vital, pues le permitía mayor capacidad de paso y no enterrarse en el fango, como si pasaba con los Panzer III y IV dotados con esteras de 36 cm

Contaba con cinco pares de grandes ruedas, la suspensión de cada rueda era independiente estando montados los pines donde iban las ruedas desde el interior del chasis.

El casco diseñado por Nikolai Kucherenko iba por encima de las orugas y era de tipo inclinado; usaba solo tres tipos de blindaje: 45mm en el frente y los lados; 40mm en la parte trasera y 20mm en la parte superior (inicialmente).

Este tipo de blindaje inclinado aumentaba la protección, ya que se demostró que un blindaje de 45mm con un ángulo de 60°, era equivalente a una placa de 75mm vertical, esto hacia al T-34 virtualmente invulnerable en 1941.

El cañón de 76 mm podía dejar fuera de combate a cualquier carro alemán de 1941 con eficacia, posteriormente el 85 mm hizo lo mismo con los más sofisticados y pesados Tigre, Panzer IV y Panther (basado este en el propio T-34). Llevaba una buena cantidad de municiones en una proporción normal de 19 proyectiles BR-350A antitanque, 53 de alto explosivo y 5 SH-350 de humo.

En resumen cuando apareció por primera vez en 1940, el T-34 era sin dudas el mejor diseño de tanque del mundo en cuanto a los factores duros: blindaje, poder de fuego, movilidad, solamente a la mitad de la SGM surgieron generaciones de tanques alemanes con similares prestaciones pero muy sofisticados y por tanto caros y complicados de producir por lo que nunca pudo ser igualado en cantidades y que necesitaban tripulaciones con un alto nivel de preparación, por lo que los soviéticos mantuvieron la superioridad numérica y operativa.

El diseño equilibrado del T-34 permitió su desarrollo evolutivo sin necesidad de cambios revolucionarios, lo cual continuaría directamente hasta el T-55, que todavía sigue siendo tanque de línea en muchas FA. El T-34 sería una influencia en el desarrollo del concepto del carro de combate principal.

Su lugar en la historia

T-34 en la Segunda Guerra Mundial

Sin lugar a dudas el T-34 desde sus primeras variantes fue el mejor y más exitoso tanque de toda la SGM, cuando en junio de 1941 las divisiones blindadas alemanas invadieron Rusia, sus generales estaban convencidos de que sus tanques eran mucho mejores que los rusos tal y como había sucedido con los del resto de Europa, máxime teniendo en cuenta que los primeros días de la lucha solo encontraron en sus camino los ligeros BT, sin embargo ya en julio de ese mismo año en la línea defensiva del río Bereziná, las tropas del frente Occidental lograron contener por dos días a las unidades avanzadas de la agrupación de ejércitos alemanes Centro, y en el sector de Borisov situado en la carretera Minks-Moscú, las Panzerdivisionen percibieron por primera vez y para su desgracia la potencia de los T-34, frente a los cuales era impotente la artillería antitanque alemana. En sus memorias el general hitleriano Blumentritt, jefe del EM del 4to ejército que atacaba Moscú, se vio obligado a reconocer que "los T-34 eran los más potentes tanques de todos los que existían entonces (1941)...las piezas contracarro de 37mm y 50mm con que estaba armada nuestra infantería resultaron impotentes contra estos".

El 6 de noviembre de 1941 con los alemanes prácticamente a las puertas de Moscú, se celebró en la sala subterránea de la estación Plaza de Mayakovski del metropolitano, la sesión solemne por el XXIV Aniversario de la Gran Revolución Socialista de Octubre, el día 7 se celebró como en los tiempos de paz el tradicional desfile militar por la Plaza Roja. En aquel histórico día, la Plaza Roja ofrecía un particular aspecto de solemnidad e imponente grandeza. La nieve caída la víspera había cubierto la antigua muralla del Kremlin, era un crudo día de frío y viento, ante el Mausoleo de Lenin desfilaron la infantería, la caballería, la artillería, y cerraron el desfile los T-34. Los ¡HURRAS! de multitudes de voces enardecidas, el paso rítmico de los regimientos y el rugido de los motores se fundían en un gran fragor, ¿qué sentimientos embargarían a aquellos hombres que partían directo desde la parada hacia el frente? Sabiéndose observados por un público que los miraban con rostros de sufrimiento y esperanza, dentro del cual muchos con seguridad tenían familiares buscándolos entre las filas y pensando que quizás en este desfile sería la última vez que verían a esos seres queridos con vida. Solo tratando de vivir ese momento desde la distancia podemos entender como esos mismos hombres y otros fueron capaces de detener la hasta allí invencible maquinaria bélica alemana y salvar al mundo del odio fascista.

El arco de Kursk

Los T-34 atacan durante la batalla de Kursk

En la gran Batalla del arco de Kursk librada durante 50 días desde el 4 de julio al 23 de agosto de 1943, se enfrentaron la mayor cantidad de tanques en toda la SGM, por la parte alemana hacían el debut los nuevos Tigre, Panther y Ferdinand y por los soviéticos los más generalizados eran los T-34 mod.1941 y 1942 (42 y 43 según designación occidental), allí se pusieron de manifiesto las grandes posibilidades de estos medios, junto a la abnegación y valor de sus tripulaciones.

Después de las batallas del invierno 1942/43 donde los alemanes y sus aliados sufrieron una gran derrota en Stalingrado perdiendo más de 100 divisiones, las partes beligerantes comenzaron un periodo de completamiento de las tropas, reagrupamiento de las mismas y acumulación de reservas. Como forma de recuperar la iniciativa estratégica y levantar la moral de sus tropas, el alto mando fascista se dio a la tarea de preparar una ofensiva de verano, codificado operación “Zitadelle”, con el fin de cercar y derrotar el grueso de las fuerzas de los frente Central y de Vorónezh que defendían el saliente de Kursk, para eso contaba por el frente y norte del mismo con la agrupación de ejércitos alemanes Centro y por el sur la envolvían la agrupación de ejércitos Sur.

Conociendo el GCG soviético que la ofensiva alemana comenzaría al amanecer del 5 de julio, a los 2.20 horas los frentes Central y de Vorónezh comenzaron una contra preparación artillera y aérea sobre todas las zonas de partida del ejército alemán, dando inicio a la gran batalla del arco de Kursk; pese a sufrir grandes pérdidas sobre las 5 horas los alemanes atacan el frente Central desde el norte, al caer la tarde y sufriendo enormes pérdidas los nazis solo han logrado penetrar las defensas soviéticas entre 3 y 5 kms, entre el 6 y el 10 de julio los alemanes pese a un frenético esfuerzo no pueden romper la profundidad táctica y se agotan en el esfuerzo contra Ponyrí-Oljovatka logrando solamente una cuña en las defensas soviéticas de 10 kms de ancho por 12 de profundidad, teniendo que pasar a la defensa con pérdidas de más de 42.000 soldados y 800 tanques.

Por su parte en el ala sur del saliente, desde la tarde del 4 de julio los alemanes inician ataques de reconocimiento por sus fuerzas avanzadas que luego de ser rechazados cesan totalmente, es horas después de la contra preparación rusa sobre las 6.00 horas que los alemanes inician la ofensiva a gran escala al oeste de Belgorod, atacando desde el sur a las fuerzas soviéticas del frente de Vorónezh, para eso se pone en juego el 4to ejército de tanques al mando del general Hoth, tras la enconada resistencia y continuados rechazos por la tarde del mismo día 5, los alemanes ponen en juego los tanques Tigres que avanzan encabezando formaciones de 70 a 200 tanques, al caer la tarde pese a la heroica resistencia soviética y a costa de fuertes pérdidas los alemanes rompen el frente y ocupan varios poblados.

El día 6 los alemanes continuaron la ofensiva comprometiendo fuerzas frescas y atacando sin reparar en perdidas, los rusos se mantuvieron firmes destacándose el teniente G. Bessarábov jefe de una sección de tanques, que con su carro T-34 destruyo tres Tigres. No obstante en la dirección de Oboyán los soviéticos hubieron de replegarse pero causándole al enemigo pérdidas de más de 200 tanques y 100 aviones. Al amanecer del 7 de julio los alemanes reagrupando las fuerzas ponen en juego una nueva agrupación de tanques y reinician el ataque en dirección Oboyán-Projorovka, y Korocha.

Entre los días 8 y 9 los combates fueron encarnizados en tierra y aire, las fuerzas soviéticas con grandes pérdidas se mantienen pero los alemanes han logrado en algunas partes clavar cuñas, y el día 10 reagrupando sus fuerzas las lanza masivamente en dirección Projorovka, teniendo en cuenta el debilitamiento de las fuerzas que defienden la región, al caer la tarde la situación es comprometida en el ala sur del frente de Vorónezh con los alemanes que han avanzado 35 kilómetros; para contener la situación el mariscal A. Vasilevski representante del GCG y el coronel general N. Vatutin jefe del frente deciden lanzar un contraataque y para eso trasladan de la reserva el 5to ejército inter-armas de la Guardia y el 5to ejército acorazado de la guardia al mando del general P. Rótmistrov que cuenta con más de 800 tanques junto a otras agrupaciones de distintos ejércitos.

Projorovka

El 12 de julio los soviéticos inician el contra ataque, a las 8:30 horas la artillería soviética (con fuerte participación de los BM-13 Katiushas) abre fuego sobre los alemanes y aún bajo su propia preparación artillera, 500 tanques (unos 450 T-34) del 5to ejército acorazado se lanzan a toda velocidad contra las tres divisiones alemanas que conforman el 2do panzer corps de las SS (entre los cuales se encontraban más de 100 Tigres, 200 Panther y unos 90 ferdinands aunque estos últimos al parecer no participaron en la batalla) al mando del General P. Hausser, esta táctica estaba destinada a aprovechar que el sol salía a sus espaldas y para acortar lo más rápido posible la distancia entre las dos masas de blindados, pues el cañón de los Tigre tenia mas alcance que el de los T-34; dando inicio a la batalla de encuentro de tanques más grande toda la historia participando entre los dos bandos entre 1200 y 1500 tanques y piezas autopropulsadas.

A las 9:00 am la totalidad de las fuerzas blindadas están comprometidas en un combate muy cercano, en donde los Tigres y Panther que carecen de la velocidad de los T-34 permanecen casi estáticos y los T-34 dan vueltas a su alrededor tratando de impactarlos a quemarropa en los flancos o la parte trasera. Hacia el mediodía en el flanco izquierdo del dispositivo alemán, muy confusamente mezclado con las fuerzas rusas, la división Totenkopf es atacada por unidades frescas soviéticas del 31° Tanques Guardia y el 33° Cuerpo de Rifleros de la Guardia, quienes se suman al feroz combate cuerpo a cuerpo, si es que se le puede decir así a los tanques embistiéndole y destruyéndose tan cerca unos a otros que los miembros de las tripulaciones que lograban salir de los carro en llamas, una vez fuera se acometían a bayonetazos o se entraban a tiros de pistola entre las densas nubes de polvo y el denso humo que apenas dejaba vislumbrar como sombras a los combatientes ennegrecidos por el hollín y enardecidos hasta perder la condición humana, todo bajo un cielo donde se daba igualmente la más grande batalla aérea de la historia y los aviones de ambas partes se acometían con no menos fiereza.

Los resultados a lo largo de la tarde no son claros, pero terminan con la división alemana perdiendo casi el 50 % de sus efectivos; mientras, en el centro la Leibstandarte Adolf Hitler (donde combate el segundo teniente Michael Wittmann el mas publicitado comandante de tanque alemán por los destrozos que causo en el frente occidental) se impone contra el 18 regimiento al poder aprovechar el mayor alcance efectivo de los Tigres, e inicia un fuerte contraataque que es detenido por un contra contraataque de los T-34 que esta vez cuentan con las últimas reservas del 5° Ejercito, que a pesar de la ferocidad del contra ataque fascista para la noche el mismo ha sido detenido definitivamente.

Durante el día 12 que es el señalado como el del combate de encuentro, ambas partes sufrieron gran cantidad de perdidas, un total de 300 tanques alemanes, incluyendo muchos Tigres, quedaron abandonados en el campo de batalla, junto a más de 300 camiones y transportes blindados, los soviéticos perdieron un poco mas de tanques pero sin dudas la victoria fue para los tanquistas de Rótmistrov pues agotaron y frenaron definitivamente la ofensiva alemana en la zona, creando las condiciones para la contra ofensiva general de los frentes de Vorónezh y de la Estepa; en Prójorovka se impuso la velocidad del T-34 soviético, especialmente el modelo 1942 (43 para los occidentales) aunque sus cañones F-34 de 76.2mm presentaron dificultades frente al alcance y blindaje de los pesados Tigres y los Panzer IV, un factor muy importante fue su sencillez y mejor tecnología de fabricación, pues la industria rusa muy rápidamente podía reponer las perdidas mientras que los alemanes solo podían fabricar un mínimo de sus pesados y sofisticados tanques, las bajas sufridas en aquella batalla jamás fueron repuestas por su industria.

Desenlace

Ese día 12 es considerado por los soviéticos el viraje de la gran batalla de Kursk, pues al norte el frente de Briansk y el 11no ejército de la Guardia del frente del Oeste, en arreglo a la operación “Kutúzov” pasan a la ofensiva y rompen las defensas alemanas avanzando en dirección a Oriol, el día 15 las fuerzas del frente Central se les unen desde el sur con el mismo objetivo; por su parte al sur del saliente es detenida la ofensiva alemana en la región de Prójorovka la más comprometido durante toda la batalla; el día 13 continúa el contra ataque soviético contra las divisiones alemanas en la región y la batalla alcanza la mayor fiereza obligando a las divisiones alemanas a pasar poco a poco a la defensiva, hasta que el día 16 los nazis cesan definitivamente todos los ataques y contraataques.

El 18 de julio los T-34 de Rótmistrov junto al 5to ejercito inter-armas y el 6º ejército atacan en el caserío de Ivánovo a los 18 y 29 cuerpos acorazados alemanes que son los únicos que todavía resisten, el combate entre los tanques vuelve a ser feroz y los soviéticos solo logran ocupar una cota en uno de los sectores, pero poniendo dos nuevos cuerpos acorazados en juego, el 18º y el 29º amenazan con destruir completamente los cuerpos alemanes, es entonces que el alto mando fascista decide preservar de una derrota total a las tropas selectas de Manstein (jefe de la agrupación de ejércitos Sur) y retirarlas a las posiciones defensivas desde donde habían iniciado la operación Zitadelle, ya reconocidamente fracasada. El 23 de julio en su persecución las tropas de los frentes de Vorónezh y la Estepa llegan al borde delantero de las defensas alemanas (las de partida que ocupaban el 5 de julio) y se detienen para reorganizarse, completar las unidades y acercar las reservas al frente.

La contra ofensiva en el sector de Bélgorod codificada como operación “Rumiántsev” comenzó el 3 de agosto por los frentes de Vorónezh y de la Estepa con el objetivo de rodear Járkov por el oeste, mientras las tropas del frente del Suroeste rodearían la ciudad por el sur; el combate se inicia con una fuerte preparación artillera y a continuación el FV se lanza al ataque avanzando 35 km y desarticulando la defensa táctica, al siguiente día el 1º acorazado flanquea a los defensores por el oeste de Bélgorod amenazando con cortarles la retirada, mientras al amanecer del día 5 varias divisiones de infantería soviéticas entran en la ciudad dejándolas limpias de fascistas para la tarde. Ese mismo día por primera vez resuenan salvas y fuegos artificiales en Moscú en honor a los heroicos combatientes que habían liberado las ciudades de Belgorod y Oriol que igualmente es liberada ese día en el frente norte del saliente

La ofensiva por el sur continua ininterrumpidamente y el día 11 las unidades del 1º ejército acorazado del teniente general Katukov corta la línea de ferrocarril Járkov-Poltava. Temiendo el cerco de un fuerte contingente de sus tropas los alemanes reagrupan las divisiones acorazadas Totenkopf, Viking y Das Reich y realizan un contragolpe que frena la ofensiva y obliga a retirarse a las unidades acorazadas y el 6to Ejercito de la Guardia, nuevamente es lanzado contra las divisiones de tanques fascistas el 5to ejército del General Rótmistrov que con sus T-34 tras varios días de enfrentamientos frena decisivamente el contra ataque de las agrupaciones alemanas. Para evitar el cerco de sus tropas por los ejércitos del frente de la Estepa que avanzan con fortuna el día 22 de agosto ante la presión soviética los alemanes comienzan a evacuar Járkov y el 23 los soviéticos entran a la ciudad bajo las aclamaciones entusiastas de la población.

El 23 de agosto con la toma de Járkov termina la gran batalla donde fueron derrotadas 30 selectas divisiones alemanas entre ellas 7 acorazadas a las cuales le fueron destruidos más de 1500 tanques, muchos de ellos Tigres y Panthers, el Ejército Rojo por su parte al final de la ofensiva en agosto había avanzado al oeste 140 kilómetros abriendo las puertas de Ucrania, también ganó definitivamente la superioridad aérea que mantuvo hasta el final de la guerra y a partir de allí los alemanes no pudieron emprender más una ofensiva de envergadura, se le había roto el espinazo al ejercito fascista.

En cuanto a los T-34, los diseñadores soviéticos sacaron las conclusiones de la batalla y aplicaron las experiencias a las nuevas modificaciones producidas, la deficiencia del cañón 76 mm fue corregida al incorporárseles el cañón 85mm a las producciones siguientes, se dotó de radio a todas las unidades y se perfeccionó el comando del jefe de tanque añadiéndosele un artillero.

Otros escenarios

Concluida la SGM este tanque combatió exitosamente en la guerra de Corea, Viet Nam, Angola, el medio oriente, Cuba y otros lugares.

En Cuba

Ante la agresividad que se venía perfilando en las administraciones estadounidenses y las dificultades para abastecerse de armas occidentales, Cuba realiza un primer pedido a la URSS en abril de 1960 que incluye tanques, ya en la visita de Raúl Castro en julio de 1960 este recibe la confirmación de Mikoyán de que se le entregarán T-34M (T-34/85 modelo 1946) comenzando de inmediato su preparación para ser despachados, lo cual se concreta en octubre con el arribo a la rada habanera de los primeros tanques checos y soviéticos, a bordo de un pequeño carguero, el "Ilyá Mietrihov" comandado por el capitán Adolf Matiukhin, los demás siguen llegando hasta tener aproximadamente 100 para diciembre del propio año.

A todo tren se seleccionan 25 dotaciones de las mejores de los dos cursos impartidos en los tanques americanos heredados de la dictadura y comienzan su preparación para los T-34M en la base de Managua con instructores soviéticos, terminando el primer curso en febrero con un tiro real en Guanito, Pinar del Río. Estas tripulaciones fueron destacadas en los lugares más sensibles del país en ese momento, una compañía fue hacia Isla de Pinos, una para Oriente y una para Pinar del Río, mientras en Managua se preparaba dos cursos más que no tuvieron tiempo de hacer ni un ejercicio de tiro antes de la invasión de Bahía de Cochinos por apátrida armados y financiados por los EE UU.

Girón

Fidel descendiendo de un T-34 en Girón

Durante los primeros meses 1961 los oficiales del Ejército Rebelde que por aquel entonces se dedicaban a labores de inteligencia ya tenían el convencimiento de que se preparaba un ataque a gran escala a Cuba. Previendo la confrontación que se avecinaba el gobierno revolucionario acelera la preparación militar y organización del pueblo ya bien fuera en milicias o tropas regulares, en ambos casos adiestrándolos en los nuevos armamentos recibidos del campo socialista. Las milicias fueron armadas fundamentalmente con fusiles checos M-52 y pistolas ametralladoras del mismo país modelo 23/25, a algunas unidades y las del Ejército Rebelde les asignaron fusiles automáticos FAL y bazookas M1 y M2; por su parte la artillería terrestre había recibido los morteros 82 y 120 mm, obuses 122mm (mod. 1938) y cañones 130 mm. La artillería AA se adiestraba fundamentalmente en torno a las conocidas 4 bocas checas 12.7 mm y los cañones 37 mm. En cuanto a las fuerzas blindadas para la fecha del ataque ya Cuba contaba con unos 125 tanques medianos T-34, SAU-100 y pesados IS-2M, pero de ellos solo unos 15 T-34 (dos compañías) participaron directamente en los combates contra los mercenarios, y solo cinco entraron en combate el 17 de abril por la noche, pues los demás por dificultades en el traslado se retrasaron.

Por las características del lugar, una carretera como único paso por la ciénaga, los T-34 podían entrar en combate nada más de uno en uno, de los cinco llegados al teatro de operaciones, uno quedó como enlace de comunicación y los otros cuatro avanzaron sobre los mercenarios esa misma noche, el primer carro lo comandaba quien seria luego el jefe de las fuerzas blindadas y General de División Néstor López Cuba, a cuyo tanque el fuego enemigo le inutilizan una estera y el cañón, resultando herido el propio López Cuba, las dificultades se acrecientan porque los tanques no tienen medios de visión nocturna y no pueden encender las luces pues eso los hace blanco fácil del poderoso armamento de los brigadistas.

El 18 llegan el resto de los blindados que inmediatamente parten al encuentro del enemigo y no le dan tregua a los invasores, hasta que junto a las demás fuerzas los desalojan ese día de Playa Larga y luego avanzan sobre Playa Girón, "hasta mojar sus esteras en el mar", del total que entraron en acción 5 fueron puestos fuera de combate por los M-41, bazucas y cañones sin retroceso de 57 mm. Los T-34 destruyeron a su vez 1 M-41 y apoyaron con efectividad el avance de la infantería cubana. El último día ya derrotados los mercenarios, Fidel se monta en uno de los T-34 y abre fuego contra el buque encallado Houston en Playa larga, pensando que allí había tropas enemigas, al ver llegar a un SAU-100 con cañón de mayor calibre, baja de aquel y le abre fuego desde el SAU.

Estos tanques T-34M (T-34/85) eran parte de un pedido inicial total de 205 unidades, pero después de los combates en Girón, Cuba hace en septiembre de 1961 otro pedido por 412 tanques más, parte de los cuales comienzan a llegar en diciembre y un año después de Girón, en abril de 1962 Cuba ya cuenta con 400 tanques T-34M que continúan llegando hasta 1963. A comienzos de 1963, ya finalizada la crisis de los misiles, los soviéticos reciben la orden de traspasar a las FAR y entrenar tripulaciones cubanas para los T-55 de sus dos batallones que vinieron como protección cuando la crisis, los T-34/85 comienzan a pasar a segundo plano en la defensa nacional.

Otros lugares de combate

A finales de noviembre de 1976 son enviados a Angola junto con las tropas cubanas en arreglo a la Operación Carlota. Allí entraron en combate en el frente norte como parte de la columna del primer comandante Victor Schueg Colás formado por dos batallones de infantería FAPLA con jefatura cubana (el 1er bon al mando del mayor Dimajamad y el 2do bon del mayor Gonzalo del Valle) con medios agregados de artillería tales como cañones 75 mm, morteros 82 mm y Grap-1P, la columna contaba además con una batería de BM-21, más adelante a la columna se les une la 2da y 3ra compañía del 3er batallón de infantería motorizada totalmente cubanos al mando del comandante Jorge Raúl Fernández, en transportadores blindados BTR-60 y con agregados igualmente importantes como AA 14.5 mm, morteros 120 mm, una batería de cañones 85 mm y un pelotón de BM-21, este bon. en su avance en dirección Duque de Braganca-Cambatela recoge el día 1ro de enero de 1976 en la estación de ferrocarriles de Malange a una compañía de T-34M al mando del 1er teniente Ángel Pérez que se incorpora a la ofensiva contra las fuerzas FNLA-Zaire participando activamente en la liberación del norte angolano.

Durante uno de los enfrentamientos entre Damba y Quibocolo, el 1 de febrero fuerzas de un batallón FNLA con mercenarios en carros blindados realizan un contraataque con potente fuego de artillería y morteros, uno de los T-34 en el fragor del combate se adelanta a las posiciones defensivas de la columna cubano-FAPLA y cae en una mina que le destruye una de las esteras y hiere de gravedad al conductor, los mercenarios avanzan sobre el tanque para capturar el resto de la tripulación pero estos responden lanzándoles granadas por las escotillas que les hace desistir del intento, cuando son rechazados los combatientes salen del tanque trasladando a las líneas defensivas cubanas al tanquista herido y con la misma regresan al tanque averiado y continúan cañoneando a las fuerzas enemigas hasta que concluye el combate que les deja un saldo de unos quince mercenarios muertos y dos camiones destruidos, el tanque averiado recibió varios impactos de cañones y bazookas uno de los cuales lo perfora pero el resto de la tripulación resultó ilesa, no así el conductor mecánico Juan Gallardo que muere horas después..

El 19 de febrero de 1976 los batallones de Schueg toman San Salvador y las unidades del FNLA y los mercenarios huyen hacia Zaire, por su parte el comandante angolano Ndozi y la novena brigada con unos 1200 FAPLAs asesorados por oficiales cubanos que también combaten hacia el norte alcanzan la frontera, declarándose el 26 de ese mes “El norte de Angola liberado completamente”. Liberado el norte los tanques regresan a Malange donde son transportados por ferrocarril hasta Luanda, allí los embarcan en el barco Victoria de Girón hasta el puerto de Moçámedes y de allí por ferrocarril hasta Matala continuando por sus ejes hasta Tchamutete para formar parte de las reservas en el frente sur, donde ya la ofensiva cubano-FAPLA había liberado casi todo el territorio que Sudáfrica había invadido desde mediados de octubre del año anterior; anteriormente ya a finales de diciembre del 75 dos compañías de T-34 apoyaban a los combatientes cubano-angolanos que detuvieron a las columnas Zulú y Foxbat y a partir de mediados de enero comienzan el avance tras la retirada de los invasores, el día 8 de febrero se toma el cuartel general de la UNITA en Huambo, en el histórico momento donde se arria la bandera de Sabimbi con el gallo negro y se iza la de la FAPLA, tras los combatientes formados se aprecian dos T-34.

A fines de febrero y marzo siguen arribando internacionalistas cubanos a Angola hasta la cifra de 36 000 efectivos y más armas conformando un fuerte contingente que avanza hacia el sur, el 27 de marzo los últimos 60 vehículos blindados Sudafricanos cruzan la frontera de regreso a Namibia.

“Angola puede ser considerada la Bahía de Cochinos para Sudáfrica” se lamentaba el brigadier sudafricano J. G. Willers; el 1ro de abril las unidades cubano-angolanas y con ellos los T-34 llegan a la frontera, mientras del otro lado policías fronterizos de sombreros alones, vistiendo pantalones cortos, camisa de camuflaje y empuñando fusiles FAL observan por primera vez soldados colored, disciplinados, que llegan en zafarrancho de combate a sus propias fronteras, algo que nunca habían hecho ni los ejércitos del Portugal de la OTAN. Tras las fuerzas cubanas la SWAPO que recibía por primera vez una frontera segura como retaguardia, para de hecho comenzar su lucha de liberación.

Cassinga

Liberada Angola y consolidado el gobierno del MPLA-PT, aproximadamente a las 7.00 am del 4 de mayo de 1978 de nueve a doce Mirages e Impalas Mk2 sudafricanos comienzan a atacar el campamento de refugiados namibios de Cassinga, en el sur de Angola a unos 250 kilómetros de la frontera, tras el ataque aéreo desembarcan de cuatro C-130 dos compañías de paracaidistas y fuerzas especiales Recees que se dedican a perseguir los refugiados que quedaron con vida tras los bombardeos de la aviación y se habían escondidos en refugios o en los bosques cercanos.

En Tchamutete se hallaba acantonada una agrupación de tanques T-34 que había permanecido allí desde la retirada sudafricana en 1976, era la fuerza cubana más cercana a Cassinga a unos 15 km al sur del campamento, rápidamente estos salen hacia la zona de desembarco aún sin contar con medios antiaéreos y sin cobertura aérea, lo cual posibilita que la aviación sudafricana los ataque causándoles 16 muertos y 76 heridos, no obstante la agrupación avanza bajo la metralla y las bombas con gran tenacidad lo cual induce a los paracaidistas a interrumpir la cacería y abandonar la zona en los ocho helicópteros Puma de apoyo que estaban destinados al efecto, salvándose muchos heridos que no alcanzaron a ser rematados y otros civiles que lograron permanecer ocultos, las bajas namibias fueron de 600 muertos y más de 350 heridos de gravedad. Cuatro años más tarde, el historiador sudafricano de la operación escribió: "Los soldados sudafricanos que monitoreaban su avance aquel día, rinden homenaje a la valentía de los cubanos que siguieron avanzando a pesar del peligro constante de ser aniquilados por los ataques de la aviación, contra la cual no tenían defensa alguna". (Willem Steenkamp, Borderstrike! South Africa in Angola)

Los T-34 en la actualidad cubana

Los T-34 se hicieron muy populares entre la juventud cubana de los años 70 por un serial polaco que se paso por la TV llamado “Cuatro tanquistas y un perro”, en el, se trató de representar dos etapas de los tanques T-34, la primera un T-34 modelo 42 y terminaba con un T-34/85 aunque para las filmaciones todo el tiempo este último fue el modelo utilizado, posiblemente fuera la variante polaca T-34-85M2. Los T-34/85 hasta la década de los 90 se destinaron fundamentalmente para defensa costera, desde posiciones fijas semi terrados, dado el deterioro de sus mecanismos; a partir del nuevo siglo gracias al desarrollo de la industria militar nacional, los T-34/85 en mejores condiciones han sido modernizados y se les ha asignado un nuevo papel en la defensa del país, basado en las experiencias de Angola y la artillería móvil sudafricana. A estos se les ha adaptado la torreta y han pasando a formar parte de la artillería autopropulsada acunando en sus distintas versiones a obuses 122mm, cañones antitanque 100mm, cañones anti aéreos 100mm y cañones de largo alcance 130mm. En el desfile militar del 2 de diciembre del 2006 varias de sus versiones desfilaron en perfecta formación por la histórica Plaza de la Revolución de La Habana.

Acrónimos

'Colored: Así catalogaban despectivamente los racistas sudafricanos a los que no consideraban blancos puros

'Reeces: Fuerzas especiales del SADF, entrenadas bajo los conceptos de los boinas verdes norteamericanos se dice son de las mejores del mundo en exploración de profundidad, camuflaje y supervivencia en cualquier territorio, especialmente en las selvas y llanuras africanas.

Véase también

Fuentes

  • Autores varios. “Moscú Stalingrado, relatos de Mariscales, escritores y publicistas”. Editorial Progreso, Moscú. 1975
  • Fernández Marrero. J.R y Gárciga Blanco, J. A. (2005) Angola. Saeta al norte. La Habana. Editorial letras cubanas
  • Gleijeses, P. (2007). Misiones en Conflicto. La Habana. Editorial de Ciencias Sociales.
  • Gleijeses, P. Risquet, J. Remirez, F. (2008). Cuba y África, historia común de lucha y sangre. La Habana. Editorial de Ciencias Sociales.
  • Ortiz, José M. (1979). Angola un abril como Girón. La Habana. Editora Política.