Saltar a: navegación, buscar

Desierto de Sonora

Desierto de Sonora
Información sobre la plantilla

Sonora.jpg
Países Bandera de los Estados Unidos Mexicanos México
Bandera de los Estados Unidos de América Estados Unidos

El Desierto de Sonora (a veces también llamado desierto de Gila a causa del río Gila) es un desierto norteamericano. Políticamente se divide entre los Estados Unidos y México, cubriendo grandes partes de Arizona y California, así como del estado mexicano de Sonora, el cual le da nombre. Es uno de los desiertos más calurosos y grandes del mundo, pues cubre un área de 311 000 km².

Ubicación geográfica

Desierto de Sonora.

El Desierto de Sonora es parte del inmenso corredor norteamericano de ecosistemas áridos que se extiende desde el sureste del estado de Washington, en EUA, hasta el estado de Hidalgo en el altiplano central de México, y desde el centro de Texas hasta las costas del Océano Pacífico en la península de Baja California. Este corredor árido, que cubre casi un millón de kilómetros cuadrados, se divide en cuatro grandes desiertos:

El Gran Desierto de Chihuahua consta de una serie de tierras bajas, que circundan el Golfo de California o Mar de Cortés. Aunque se trata de una sola entidad en Estados Unidos, al penetrar en México se bifurca en una región de tierras áridas continentales, conocida como el Desierto de Sonora en el sentido más estricto, y una franja de desiertos costeros que recorre la península de Baja California y a la que se le denomina Desierto de Baja California.

Este complejo desierto sonorense-bajacaliforniano, tal como lo definimos aquí, abarca 101 291 km2 del Desierto de Baja California y 223 009 km2 del verdadero Desierto de Sonora. En total, 29% de esta área silvestre (93 665 km2) se encuentra en Estados Unidos, con el 71% restante (230 635 km2) en México. Según estimamos, hasta 80% del área silvestre se conserva intacta

Geografía

Relieve

Las montañas del desierto de Sonora no presentan una elevada altitud comparadas con las de las zonas circundantes; la media es de unos 305 metros. Las cadenas montañosas más prominentes son las montañas Chocolate y Chuckwalla en California, los montes Kofa y Harquahala de Arizona y la sierra del Pinacate de México.

Clima

Las temperaturas de esta región, una de las más secas y calurosas de América del Norte, superan los 38 ºC durante los meses de verano. Los inviernos son templados, ya que las temperaturas oscilan entre los 10 ºC y los 16 ºC en enero. La mayor parte del desierto recibe menos de 250 mm de precipitaciones al año. Por este motivo, casi toda el agua utilizada se obtiene del subsuelo o bien es transvasada de varios ríos, como el Colorado, el Gila, el Salt, el Yaqui, el Fuerte y el Sinaloa, que atraviesan el desierto procedentes de las tierras altas de los alrededores. La agricultura de regadío es un aspecto fundamental de la economía de la región, y los niveles de aguas subterráneas han caído drásticamente desde la década de 1960. El Central Arizona Project, un gran sistema de agua suplementario, suministra diariamente millones de litros del río Colorado a la zona oriental del desierto, especialmente a las áreas de Phoenix y Tucson.

Flora

Correcaminos, ave típica del desierto de Sonora.

En esta gran región la flora vive dos fases, la del periodo fértil y la de la sequía, que es la más difícil para los animales que viven de ellas. El desierto de Sonora, al igual que todos los grandes desiertos de Norteamérica, se caracteriza por los grandes saguaros, que son los cactus siempre presentes en las películas de vaqueros. Estas interesantes cactáceas varían su tamaño desde el de un pulgar hasta los 15 m, carecen de hojas, tienen espinas para repeler a los animales sedientos, son de tallo carnoso con pliegues, sus raíces están diseñadas para captar la mayor cantidad de agua posible y llegan a pesar 10 toneladas, de las cuales cuatro quintas partes o más son agua. Asimismo pueden vivir hasta 200 años y crecen lentamente, un metro por cada 20 ó 50 años.

Aunque el desierto es un mundo oculto y aparentemente estéril durante la sequía, cuando cae la primera lluvia la vida reaparece y se convierte en un paraíso. Todo se llena de colores, los cactus florean en azul, rojo, amarillo y blanco, las ranas salen de los lechos de lagos secos para reproducirse, y las semillas de diente de león que se encontraban en latente espera, florecen y producen más semillas para asegurar su perpetuidad. Todo se convierte en un mundo verde y multicolor.Los árboles como el palo blanco, el palo fierro, el torote, el palo verde y el mezquite tienen otros sistemas de adaptación como crecer a la orilla de riachuelos y en las faldas de los cerros, ser chaparros para contrarrestar la fuerza del viento, y tener la madera muy dura y raíces largas que penetran en la tierra hasta encontrar un depósito de agua. El mezquite, por ejemplo, es casi todo raíz en su juventud, pero cuando encuentra agua crece.

Fauna

Cactus Saguaro.

A su vez, la fauna del desierto de Sonora emplea sus propios sistemas de supervivencia e insectos como las arañas y los escorpiones han aprendido a vivir a sus anchas en este mundo de contrastes. Los huevos de algunas especies de camarón se mantienen en estado latente en charcas secas, las cuales al llenarse dan vida a estos animales. Aunque parezca increíble hay aproximadamente 20 especies de peces en los desiertos de Estados Unidos y Sonora, y cada una de ellas ha encontrado también la manera de sobrevivir en este clima contrario a su naturaleza. Por otra parte, hay una gran cantidad de reptiles como lagartijas, iguanas, lagartos, culebras, tortugas y serpientes que han hecho del desierto su hogar.

Las aves están también presentes y durante las tardes en los aguajes se pueden ver gorriones, carpinteros, palomas, codornices y correcaminos que llegan a beber, y a éstos dos últimos se les puede observar también corriendo entre los arbustos. Hay también aves rapaces como el gavilán, el cual caza pequeños pájaros y roedores como la rata canguro o guancito.

El resto de la fauna del desierto de Sonora está compuesta por los mamíferos, muchos de ellos como el coyote, el zorro, los roedores, las liebres y los conejos viven en madrigueras subterráneas que son un perfecto aislante del exterior, tanto del calor como del frío y durante las épocas de sequía acumulan alimentos dentro de estos refugios para así poder sobrevivir. Los pumas, sin embargo, viven en cuevas y abrigos rocosos.

Otros animales del desierto como el borrego cimarrón, que habita en las peñas y sierras más inaccesibles, y el venado bura se han convertido en preciados trofeos cinegéticos por la belleza de sus cornamentas; por tal motivo los cazadores furtivos los buscan mucho y los han puesto al borde de la extinción.

Demografía

A pesar de que la región representa únicamente el 20% de la superficie de Arizona, más del 80% de la población del estado vive aquí, sobre todo en las poblaciones de crecimiento rápido de Phoenix y Tucson. Otras de las ciudades más importantes de la región son: Indio, Blithe y El Centro, en California; Yuma, en Arizona; y Hermosillo, Guaymas y Ciudad Obregón, en México. El desierto acoge numerosas reservas de indígenas, bases militares estadounidenses y campos de tiro de artillería y fuerzas aéreas. Grandes áreas han pasado a ser parques naturales, entre los que cabe destacar el Parque nacional Joshua Tree y el Parque nacional Saguaro.

La comunidad Seris habitantes del Desierto de Sonora

La comunidad seri, grupo indígena que antiguamente habitaba la Isla Tiburón, la más grande de México con 1 208 km2, y que se localiza en la parte central del mar de Cortés frente a Sonora, separada de este estado por el canal del Infiernillo. Esta isla fue decretada reserva natural en 1965, y tal hecho provocó el desplazamiento de la comunidad seri de su hogar ancestral. Los Seris tuvieron que mudarse al desierto de Sonora y se establecieron en Punta Chueca y Desemboque. Ellos son los únicos que tienen permiso para pescar y cazar en la isla porque estas actividades junto con la venta de artesanías son sus medios de subsistencia en esta tierra hostil.

La artesanía de los seris está compuesta por las conocidas figuras de palofierro y unas canastas conocidas como “coritas”; las primeras son hechas con la dura madera de dicho árbol, y en ellas plasman la naturaleza que los rodea creando bellas figuras de gaviotas, delfines, pelícanos, correcaminos y muchos animales más. Las “coritas” a su vez, son elaboradas con fibras del árbol llamado torote.

Fuentes