Saltar a: navegación, buscar

Ibiza

Ibiza
Información sobre la plantilla
Forma parte de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares de España
<span/>
Bandera de Ibiza
Bandera

Escudo de Ibiza
Escudo

Mapa ibiza.jpeg
CapitalIbiza
EntidadForma parte de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares
 • PaísBandera de España España
Superficie 
 • Total572 km²
 • Agua210 km²
Población (2009) 
 • Total112,000 hab.
 • Densidad0,2 hab/km²
Ciudad de ibiza.jpg
Ibiza. Pertenece a la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares, tiene una superficie de 572 km2, rodeada por una costa de 210 km, una distancia de norte a sur de 45 km y de este a oeste de 25 km, siendo el punto más alto de 274 m (s'Atalaia). La isla de Ibiza tiene una población de 112.000 habitantes, concentrados en los cinco municipios en que se divide: Ibiza la capital, Sant Antoni de Portmany, Sant Joan de Labritja, Sant Josep de sa Talaia y Santa Eulària des Riu.

De una antigüedad de 223 millones de años existen en la isla formaciones rocosas, época en la que no existía el Mar Mediterráneo sino que otro mar, mucho más grande que el actual, que cubría parte de lo que hoy son las Baleares, era el Mar Masajeas. Una vez que se acercaron las placas de África y Europa, esto sucedió hace 65 millones de años, se creó la Cordillera Bética, de la cual forma parte. Fue incluida por la UNESCO en su Lista del Patrimonio de la Humanidad,

Historia

Hace unos 15 millones de años fue la última fase de plegamientos y es en esta época cuando nacen las Islas Pitiusas. En Ibiza hay sedimentos de los períodos secundario, terciario y cuaternario. Hace unos 8000 años en la Edad de Piedra, llegaron los primeros colonizadores, de esta época tenemos el Monumento Can Sargent, (entre la costa y el aeropuerto).

La historia de Ibiza comienza a escribirse 1600 años antes de Cristo, donde se construyeron unos rudimentarios poblados, a base de grandes círculos de piedra, como los de las laderas del Cap d' es Llibrell en Santa Eulalia. Si bien no se relaciona cronológicamente hasta el 654 en que Cartago funda Ebusus = Ibiza, siendo Diodoro Sículo quien nos proporcione la primera referencia ya que llama a la isla Pitiusa a causa de la multitud de pinos que en ella crecen. Con los fenicios floreció la cultura y la economía. El mayor Museo Púnico del Mundo se encuentra en Ibiza, Museo Puig des Molins. Se construyeron las instalaciones para la explotación de sal y probablemente las minas de plomo de San Carlos.

Los cartaginenses de Ibiza habían salido de Fenicia, eran muy buenos comerciantes, de esta época tenemos los siguientes yacimientos: Puig d'es Molins en Ibiza capital, Ca'n Sora en San José, Es Curieram en San Vicente, este último es el templo de la diosa TANIT. Después, y tras la dominación romana, la ciudad de Ibiza consigue el título de Ciudad Confederada, de esta civilización nos queda el acueducto de S'argamasa, en Santa Eulalia y las estatuas que estaban, hasta hace poco, en la puerta de entrada a D'alt Vila, ahora se encuentran en el Museo Arqueológico.

Los cinco siglos siguientes son de los bárbaros y bizantinos, de esta época conservamos la iglesia catacumbaria de Santa Inés. Hasta que en el 711 llegan los árabes, de aquí nos quedan los restos de la muralla de la calle San José de dentro de D'alt Vila así como los torreones. Que fueron vencidos por Carlomagno en el 787. En el 832 llegaron los mauritanos y el 859 hubo luchas con los vikingos.

De todas formas, la fecha clave para la isla es la del 8 de agosto de 1235 en la que se materializa la conquista catalana. Se puede admirar una pequeña capilla en la calle de San Ciriaco, reza la tradición de que por aquí entró el primer soldado catalán.

La isla y la ciudad fueron divididas entre los conquistadores, instaurándose un sistema feudal que no beneficiaría nada a la isla. En 1299 el rey de Aragón Jaime II creó la Universidad, sistema de autogobierno que se mantuvo hasta el año 1717. La ciudad cristiana fue transformándose y adecuándose a las necesidades de la nueva sociedad. La disposición tripartita de la madina islámica fue desapareciendo paulatinamente, al tiempo que los lienzos intermedios de la muralla quedaron absorbidos por las edificaciones urbanas, manteniendose el recuerdo de los recintos árabes en la denominación de las distintas partes de la ciudad: Vila de Dalt, Vila d'Enmig y Vila d'Avall o arrabal. En 1354, a raíz de la guerra entre Aragón Castilla, la ciudad fue atacada por Pedro el Cruel, rey de Castilla, que produjo graves destrozos en la muralla además de saquear la zona del Pla de Vila. En aquella época la ciudad todavia estaba protegida por la fortificación de origen árabe, que hubo de reforzarse después del conflicto.

Durante los siglos medievales surgieron nuevos edificios, tanto de carácter civil como religioso. En la parte más alta de la ciudad se instaló la sede de la Universidad y junto a ella la Capilla del Salvador, y la Cúria. En cuanto a la iglesia de Santa Maria fue ampliada con la construcción del ábside gótico y la torre del Campanario. Estas edificaciones se dispusieron en torno al cementerio, que hasta el [[siglo XVII] ocupó la actual plaza de la catedral. Por su parte, el recinto del castillo-almudaina fue adaptado a las nuevas necesidades militares y políticas, siendo la residencia habitual de los representantes feudales y gobernadores.

En el siglo XV se disfrutó de una época de bonanza, que en el ámbito de la ciudad se plasma en la aparición de nuevas casas y otros edificios con elementos decorativos renacentistas. La iglesia de Santa María fue de nuevo ampliada con la construcción de capillas en la nave. A final de este siglo y sobretodo durante el XVI, la ciudad y la isla sufrieron continuos ataques de la armada turca, que pusieron en evidencia la debilidad de las viejas murallas medievales que finalmente fueron substituidas por el recinto abaluartado renacentista que todavía se conserva.

Durante los siglos XVII y XVIII la ciudad creció fuera de las murallas, formándose el barrio de la Marina, donde vivían marineros y otras personas relacionadas con la actividad portuaria. Este barrio fue protegido con la construcción de la Estacada. La relevancia comercial de la zona llegó a superar a la de la ciudad amurallada, a pesar de que el crecimiento se limitó por las exigencias militares que trataron de reducir su expansión.

Ibiza se convirtió en sede Episcopal en 1782 y al año siguiente tomó posesión de su cargo el primer obispo: D. Manuel Abad y la Sierra. Desde entonces llegaron a la isla los nuevos criterios de ilustración que contribuyó a la modernización de las estructuras sociales, mejorándose los servicios existentes y creando otros nuevos. El crecimiento urbano continuó a lo largo del siglo XIX; en la Marina fueron construidos la Pescadería y el Mercado, cerca de la entrada a Dalt Vila. Este barrio volverá a crecer con la construcción de un nuevo ensanche: el Poble Nou y para hacerlo se demolió la primera estacada, construyéndose otra paralela, a lo largo de la actual calle de Conde Roselló.

A finales del XIX se produjeron tres hechos importantes para la ciudad: la demolición de la segunda estacada, permitiendo el crecimiento urbano a la zona de Vara de Rey; la construcción de nuevas carreteras y la ejecución de las obras del puerto, que favorecieron el aumento de las comunicaciones marítimas con la Península y Palma de Mallorca, incidiendo positivamente en la vida urbana y rural de la isla.

Geografía

Ubicación geográfica

Está situada unos 79 km al este de la Península Ibérica, frente a Denia, 140 km al suroeste de la isla de Mallorca, y al norte de Formentera, con unas coordenadas 38.98° N 1.43° E. Su capital es Ibiza, (Eivissa, en catalán) y las dos poblaciones más importantes, además de la capital, son San Antonio Abad y Santa Eulalia del Río y el mayor municipio, San José.

Las islas de Ibiza y Formentera reciben el nombre de Islas Pitiusas, forman un archipiélago diferente al integrado por Mallorca y Menorca, aunque hoy en día se hable de Archipiélago Balear y formen parte de la misma unidad administrativa. Ocupa una superficie de 572 km² y por ella discurre un solo río, el de Santa Eulalia del Río, único río de Baleares, que desde hace bastantes años permanece seco por la excesiva explotación de los recursos acuíferos de la isla.

Ciudades mayores

  • Evissa 43.000 habitantes
  • Santa Eulalia del Río 26.000 habitantes
  • San Antonio Abad 18.400 habitantes

Clima

Ibiza, situada al sur de Baleares, es la tercera en extensión de las cinco islas que componen el archipiélago. Sus excelentes condiciones climatológicas (media anual de 22ºC de máxima y 14 ºC de mínima) y un equilibrio perfecto entre la vida tradicional y un ambiente cosmopolita único la han convertido en un lugar admirado y deseado en el mundo. Horas de sol media anual: 2.883,1.

Flora

Siendo un destino de sol y playa, Ibiza se mantiene verde a lo largo de todo el año. Ibiza y su hermana pequeña Formentera son conocidas como las 'Islas Pitiusas' (origen griego), que quiere decir 'islas de pinos'. Además de los pinares, almendros, olivares e higueras añaden un aura de verdor magnífica a toda la isla. Asimismo, desde julio hasta septiembre, las bouganvilleas, adelfas e hibiscos adornan Ibiza salpicándola de púrpura, rosa y rojo.

Las temperaturas templadas entre noviembre y mayo transforman la isla en un paraíso en flor: prados alfombrados de flores amarillas, flores de pascua rojas, almendros en plena floración, naranjos y limoneros provistos de fruta madura. La primavera está en el aire, en vez de la depresión invernal habitual. De hecho, palmeras varias, cactus y agaves aseguran un ambiente tropical todo el año. Uno de los espectáculos naturales más asombrosos, que tiene lugar entre los meses de enero y febrero, cuyo mejor escaparate se encuentra en el valle de Santa Inés.

La variada flora de Ibiza se encuentra formada por un número de especies que se acerca al millar y se integra, en buena parte, por elementos mediterráneos que presentan afinidades biogeográficas diversas y que hacen patentes los diferentes orígenes y las diversas conexiones que ha tenido la flora pitiusa (Ibiza y Formentera) a lo largo de su historia.

Las especies que caracterizan el paisaje de las islas Pitiusas tienen una área de distribución bastante amplia: el pino carrasco (Pinus halepensis), el pino piñonero (Pinus pinea), el enebro (Juniperus oxycedrus), la sabina (Juniperus phoenicea), la coscoja (Quercus coccifera), la flámula (Clematis flammula), la clemátide (Clematis cirrhosa), el olivillo (Cneorum tricoccon), el lentisco (Pistacia lentiscus), el matapollo (Daphne gnidium), la pala marina (Thymelaea hirsuta), la jara (Cistus albidus, C. monspeliensis, C. salviaefolius, C. clusii), el mirto (Myrtus communis), el madroño (Arbutus unedo), el brezo (Erica multiflora), el brezo blanco (Erica arborea), el labiérnago (Phillyrea angustifolia), la adelfa (Nerium oleander), el tomillo (Teucrium capitatum), el romero (Rosmarinus officinalis), el espliego de jardín (Lavandula dentata), la frígola de Sant Joan (Thymus capitatus), el zapatillas (Lonicera implexa), la manzanilla bastarda (Helichrysum stoechas), el gamón (Asphodelus microcarpus), el gamoncillo (Asphodelus fistulosus), la cebolla albarrana (Urginea maritima), la zarzaparrilla (Smilax aspera), y el palmito (Chamaerops humilis) son ejemplos característicos.

Actualmente se considera que diez especies o subespecies son endémicas de Ibiza o de los islotes que lo rodean (Allium grosii, Allium sphaerocephalon subsp. ebusitanum, Avenula crassifolia, Euphorbia margalidiana, Genista dorycnifolia subsp. dorycnifolia Genista dorycnifolia subsp. grosii, Hippocrepis grosii, Leucanthemum paludosum subsp. ebusitanum, Teucrium cossonii subsp. punicum, Thymus richardii subsp. ebusitanus), mientras que únicamente seis son compartidas por las floras de Ibiza y Formentera (Allium antoni-bolosii subsp. eivissanum, Biscutella ebusitana, Carduus bourgeanus subsp. ibicensis, Dactylis glomerata subsp. nestorii, Galium friedrichii, Limonium grosii).

Fauna

Se puede agrupar la fauna de Ibiza en cuatro grandes grupos, que se comentan brevemente a continuación:

Fauna marina

La diversidad de la fauna marina en torno a las islas Pitiüses es muy elevada, pero no incluye una proporción significativa de especies endémicas. Este hecho debe ponerse en relación con la capacidad de dispersión de las especies y, por lo tanto, con su débil grado de aislamiento genético. De lo contrario, dado que la el mar Mediterráneo se desecó hace unos 5 millones d'años, la fauna actual es producto de una recolonización atlántica al abrirse Gibraltar. Los ambientes de mayor diversidad son los litorales, tanto los fondos rocosos como los poblados por las praderas de Posidonia oceanica. Dentro de este grupo ecológico son especialmente importantes las colonias de aves marinas, algunas de ellas con relaciones ecológicas con el Atlántico, dónde pasan una parte de su ciclo anual. Además, los cetáceos y las tortugas marinas tienen en el entorno de estas islas las poblaciones más importantes del estado español.

La fauna de las aguas continentales está actualmente representada por algunas decenas de especies de invertebrados, relacionados de manera permanente (crustáceos) o temporal (normalmente insectos, en la fase larvària de su ciclo) con las aguas interiores: son los anfibios (rana y sapo) y las aves palustres. Las zonas más importantes para esta fauna son ses Salines y ses Feixes. No obstante, algunas fuentes y balsas tienen también un interés considerable, pese a que su espacio sea reducido.

Fauna terrestre

La fauna terrestre de las Pitiüses está limitada por su insularidad, la aridez del clima y la intensa transformación humana de la mayor parte de los ecosistemas. Son de gran interés las formas endémicas, algunas muy antiguas (lagartija, invertebrados), otras son relativamente modernas, puesto que se han diferenciado de las poblaciones de origen (en general, ibéricas o magrebies) tras su introducción por el hombre. Los hábitats de mayor interés son los litorales (las dunas y, especialmente, los islotes), las zonas húmedas y los ecosistemas forestales. Las zonas de cultivo tradicional tienen también un elevado interés zoológico.

Además existe un conjunto de especies que habitan las cavidades subterráneas, que puede estar integrado por animales terrestres y acuáticos y son especialmente interesantes los crustáceos que habitan aguas subterráneas saladas. Es un grupo muy rebuscado a las Baleares mayores, dónde se han descrito numerosos endemismos y rarezas biológicas. En las Pitiusas se conocen diez cavidades con elementos biológicos integrados por treinta y cinco especies, seis de las cuales son endémicas de las islas Baleares.

Parques naturales

El Parque Natural de ses Salines d'Eivissa i Formentera está situado entre las dos islas Pitiusas, se extiende desde el sur de Ibiza al norte de Formentera, incluye el brazo de mar que las separa y ocupa un territorio aproximado de 2.838.44 ha terrestres y más de 13.000 marinas.

Ibiza cuenta con 2 parques naturales de especial interés por sus valores ecológicos y belleza natural. Son el Parque Natural de ses Salines y la reserva natural de Es Vedrà, Es Vedranell i de los islotes de poniente.

El parque natural de Ses Salines comprende el área situada entre el sur de Ibiza y el norte de Formentera y ocupa un territorio de 1.786,52 Hectáreas terrestres y 13.611,80 marinas. En este parque podemos encontrar una gran variedad de ambientes con características ecológicas diferentes: los estanques de las salinas, las playas, los cordones lunares con sabinas centenarias, los acantilados y las costas rocosas, donde se encuentran como el halcón peregrino y el águila pescadora, y los islotes des Freus (s’Espalmador, s’Espardell, el islote des Penjats).

La reserva natural de es Vedrà, es Vedranell i de los islotes de poniente se encuentra en el sudoeste de la isla de Ibiza, en el término municipal de Sant Josep de sa Talaia. El territorio protegido comprende islotes, medio marino, acantilados, torrentes, playas y campos de cultivo, bosques e importantes macizos montañosos.

Una característica relevante es que esta reserva incluye la elevación más importante de la isla de Ibiza (sa Talaia), con 485 mts de altura sobre el nivel del mar.

Playas

thumb|right|200px|Playa Ses Figueretes, formada por varias ensenadas unidas entre sí por espigones rocosos, cuenta con un magnífico paseo ajardinado a lo largo de todo su recorrido. Está situada en el casco urbano, lo que le confiere una fácil accesibilidad y una amplia oferta de servicios. Protegida de los fuertes vientos y el oleaje, es tranquila e ideal para tomar el sol y bañarse sin riesgo.

La naturaleza ibicenca constituye, sin duda, el atractivo más importante de la isla. Con una extensión de 572 kilómetros cuadrados, la isla ofrece 210 kilómetros de playas que se pueden disfrutar en cualquier época, gracias a temperaturas muy cálidas y 2.948 horas de sol al año.

A lo largo de sus más de 18 kilómetros de arenas naturales, bañadas por aguas cristalinas, Ibiza ofrece múltiples posibilidades de disfrutar de un baño en el mar, en playas que cuentan con una amplia gama de servicios y diferentes ambientes. Hay calas mágicas, como Cala d'Hort, presidida por el islote de es Vedrà; otras de belleza singular, como las Platges de Comte, rincones poco poco frecuentados, como es Pou des Lleó y playas grandes y familiares, como Platja d'en Bossa o Es Figueral. Las playas de Ses Salinas y Es Cavallet se encuentran en entornos naturales protegidos, con un sistema de dunas de gran valor ecológico.

Las playas de la isla destacan por su singular belleza y por sus aguas de color turquesa y su transparencia, que se debe a la Posidonia Oceánica, reconocida por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad.

A su valor ecológico y medioambiental, unen el aliciente de que en sus inmediaciones podrá encontrar restos de civilizaciones pasadas, como en el caso del Poblado fenicio de Sa Caleta y antiguas torres de defensa que salpican todo el litoral. Además, en la mayoría de las playas existe la posibilidad de practicar todo tipo de deportes náuticos.

Economía

La industria principal es el turismo, con aproximadamente 2 millones de visitantes al año. El 75% de la población recibe su salario directa ó indirectamente del sector turístico.

Moda Ad-Lib

De la unión entre tradición y modernidad nació hacia los años 70 la moda "Ad Lib". Un lema resumía su planteamiento: "viste como quieras pero con gusto". En principio la moda Ad Lib se inspiró en los trajes típicos de la isla, se crearon sobre todo vestidos largos y blancos y evolucionó hasta lo que es hoy, una modo conocida en ámbitos internacionales.

Industria Salinera

Ya desde el siglo XV se denominaba a Eivissa como el "saler de tot el mon" ("el salero de todo el mundo").

Desde el siglo XI hay constancia en los autores árabes de que la isla proveía de sal a todo el Maghreb. Así se demuestra la importancia que desde el primer momento poseían las Salinas ibicencas, dadas en 1255 por Jaime I a Guillem de Montgrí, y alrededor de las cuales surgió el actual pue blo de Ses Salines. "Ses Salines" es el nombre dado al llano sur de la isla de Ibiza, que se encuentra separado del mar por playas como "Es Codolar", "Es Cavallet" y D'en Bossa, así como por las montañas Puig des Falcó y Puig des Corb Marí. La explotación de las salinas ha perdurado hasta nuestros días.

Artesanía

La artesanía tiene una notable actividad: bordados, "espardenyes" (alpargatas de esparto), cerámica, bisutería, forja, o cuero trabajado de forma artesanal se pueden encontrar tanto en los numerosos mercadillos de la isla como en las tiendas de Dalt Vila, en los aledaños del Puerto de Ibiza, ...etc.

Sant Rafel es la única localidad de Ibiza que ostenta el título de Centro de Artesanía: varios alfareros mantienen abiertos al público sus pequeños talleres, donde exponen su producción para la venta.

El paseo de Vara de Rey, centro neurálgico de la ciudad de Ibiza, es el escenario de la "Plaça d'Art", una feria que reúne a los artesanos locales y que se suele celebrar en fechas próximas a la Semana Santa, para aprovechar el inicio de la temporada turística.

Política

Ibiza pertenece a la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares, cuyo Estatuto de Autonomía reconoce un gobierno autonómico. Además, existe un gobierno insular (Consejo Insular) para cada una de las islas. El Parlamento de las Islas Baleares tiene el poder legislativo. Las Islas Baleares están integradas en España, con una monarquía parlamentaria, país que actualmente está gobernado por el partido socialista en un clima de total democracia, que asegura la tranquilidad a los ciudadanos y a los visitantes del país. El alcalde actual de Eivissa es D. Xico Tarres.

Cultura

Religión

El 98 % de la población pertenece a la iglesia católica. Aunque existen otros centros de diferentes religiones.

Idioma

El idioma oficial en Ibiza es el español y el catalán, en su dialecto nativo, "ibicenco.

Productos típicos y artesanías

Se puede encontrar artesanía en forma de bordados, cristal, cerámica, telas, pieles, zapatería, bisutería, joyas y también moda (Adlib) típica de la isla:

  • A. P Patiño y J. A Pérez
  • Alfarería Loto
  • Antonio Hormigó
  • Asociación de Artesanos de Ibiza
  • Batik's
  • Benjamín Castillo
  • Can Caus
  • Cas Payesas
  • Cerámica Es Piló
  • Cerámica Icardí
  • Cerámica Mediterránea
  • Cerámicas Can Kinoto
  • El Rol Artworks
  • Evidriarte
  • Geneviéve Binst
  • Gent Menuda
  • Gianni Rainaldi
  • Graziani Echávarri Joyeros
  • Julio Bauzá
  • Plata y Flores
  • Rat Rata
  • Romero
  • Toni I Lina Pujolet
  • Triana

Monumentos

El monumento más importante de Ibiza son las murallas renacentistas de Dalt Vila en la ciudad de Eivissa, declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1999.

Además existe un importante patrimonio histórico y cultural diseminado por el territorio como son los montes sagrados de Santa Eulària y Sant Miquel; las iglesias-fortaleza repartidas por todos los municipios, las singulares torres de defensa o los pozos y albercas de origen árabe, declarados Bien de Interés Cultural.

A lo largo de su historia, Ibiza siempre ha interactuado con otras culturas. Púnicos y fenicios, romanos, árabes, etc. Todos se rindieron a su luz brillante, a la pureza de su cielo y a la transparencia de sus aguas.

Asentados los cristianos tras la reconquista, la isla fue rodeada de torres defensivas de piedra desde las que otear el horizonte en busca de goletas de piratas berberiscos, que desembarcaban y se adentraban en los campos en busca de mujeres y alimentos. Los ibicencos, alertados por los vigías, abandonaban entonces sus casas de campo, impecablemente encaladas, y corrían a refugiarse en las murallas de la ciudad o en las iglesias fortificadas de los pueblos.

A salvo ya de invasiones, el ibicenco sigue protegiendo con esmero esta herencia histórica. Los montes de Santa Eulària y Sant Miquel, con sus iglesias fortaleza, los templos de Sant Josep, Sant Jordi o Sant Antoni, el poblado de Sant Llorenç de Balafia, los pozos y albercas de origen árabe diseminados por valles y llanos. El legado de los antiguos es generoso y espectacular y, junto con los museos (arqueológico y etnológico), ofrece un repertorio de posibilidades para disfrutar y entender isla.

Lista de monumentos

  • Assentament Fenici de Sa Caleta
  • Baluard de Sant Jaume
  • Baluard de Sant Pere
  • Capilla de Santa Agnés
  • La Catedral
  • Monestir de Sant Cristófol
  • Pinturas Rupestres de Ses Fontanelles
  • Santuario Púnico des Culleram

Iglesias

Las iglesias de Ibiza son únicas en el mundo porque fueron concebidas como fortalezas para proteger a la población del ataque de los piratas. Además de su aspecto defensivo, que les diferencia de cualquier otra iglesia construida fuera de la isla, los templos de Ibiza son extraordinarios y bellos ejemplos de sencillez que conjugan con maestría las formas de las capillas, naves, presbiterios, campanarios, muros y pórticos.

Todas las iglesias están situadas en el centro de cada localidad y presiden la vida cotidiana de cada pueblo: son el lugar de reunión de muchos de sus habitantes y también el escenario de reuniones, fiestas patronales y conciertos al aire libre.

Las iglesias forman parte de la rica herencia cultural y el original patrimonio arquitectónico de los ibicencos.

Listado de Iglesias

  • Capilla de la Inmaculada Concepción, Forada
  • Capilla de la Sagrada Familia
  • Capilla de la Virgen de Lourdes
  • Capilla de San Cristóbal
  • Capilla de la Virgen de Lourdes
  • Capilla de San Cristóbal
  • Església de L'Hospitalet
  • Iglesia de Cala Llonga
  • Iglesia de Jesús
  • Iglesia de Puig Den Valls
  • Iglesia de San Francisco de las Salinas
  • Iglesia de San Jordi de Ses Salines
  • Iglesia de San Miquel de Balanzat
  • Iglesia de Sant Agustí des Vedrá
  • Iglesia de Sant Antoni de Portmany
  • Iglesia de Sant Carles de Peralta
  • Iglesia de Sant Joan Labritja
  • Iglesia de Sant Josep de Sa Talaia
  • Iglesia de Sant Llorenc de Baláfia
  • Iglesia de Sant Mateu d' Aubarca
  • Iglesia de Sant Rafael
  • Iglesia de Sant Vicent de Sa Cala
  • Iglesia de Santa Agnés
  • Iglesia de Santa Cruz
  • Iglesia de Santa Gertrudis de Fruitera
  • Iglesia d'es Cubells
  • Parroquia de la Virgen del Rosario y San Ciriaco
  • Parroquia de San Cristóbal de Es Canar
  • Parroquia de San Mateo
  • Parroquia de San Pablo
  • Parroquia de San Pedro
  • Parroquia de San Salvador de la Marina, San Telmo
  • Puig de Missa

Bien Interés Cultural (BIC)

  • Can Botino
  • Iglesia del Convent
  • Visita Casa Broner

Museos

La isla de Ibiza tiene un rico patrimonio arqueológico, histórico, artístico y etnográfico desde la época prehistórica y el mundo púnico, pasando por la época medieval islámica, el mundo rural tradicional, en el arte religioso y el arte contemporáneo, que podemos conocer y disfrutar en cada uno de los museos.

El Museo Arqueológico de Ibiza y Formentera, el Museo de Arte Contemporáneo, el Centro de Intepretación Madina Yabisa, el Museo Diocesano y el Museo Puget forman parte de la oferta del municipio de Eivissa. Todos ellos se encuentran situados dentro de recinto amurallado de Dalt Vila.

Además, en Santa Eulària des Riu se puede visitar el Museo Etnográfico, ubicado en el Puig de Missa y en el término municipal de Sant Josep, en concreto en la carretera de Es Cubells a Cala Vedella, se encuentra el Museo Etnográfico de Ses Païses de Cala d'Hort.

Listado de museos

  • Centre D' Interpretació des Amunts
  • Centro de Interpretación Madina Yabisa
  • Museo Arqueológico de Ibiza y Formentera
  • Museo Barrau
  • Museo de Arte Contemporáneo
  • Museo Diocesano
  • Museo Etnográfico de Ibiza
  • Museo Etnográfico ses Païses de Cala D'Hort
  • Museo Puget
  • Necrópolis Puig des Molins

Moda Adlib

El concepto de "Moda Adlib" tiene ya una larga tradición y una importante fuerza tanto a nivel industrial, económico, como de atracción turística de Ibiza.

Adlib es una moda de carácter artesanal que trabaja los tejidos naturales, bordados y encajes tradicionales y que siempre se copia a pesar del cambio de estilos que envuelven este mundo. Fue creada en 1971 e inspirada en las ropas y vestidos típicos de las Pitiusas con influencias directas del movimiento hippy. Fue impulsada por la princesa yugoslava Smilja Mihailovitch para que la mujer pudiera tener más conciencia de su propio cuerpo y pudiera vestir con más libertad, comodidad y con elegancia; de ahí su lema: "Vístete como quieras, pero con estilo".

Muy característica, Adlib es una moda de carácter artesanal y en la que el protagonista es el color blanco, y el uso de tejidos naturales y ligeros, los bordados, el ganchillo, los volantes y los encajes tradicionales. Todo ello para confeccionar prendas con volúmenes que acompañan el movimiento natural del cuerpo.

Una de las acciones de promoción de la moda Adlib es la organización de la "Pasarela de Moda Adlib", que se ha convertido en una de las citas ineludibles dentro del circuito de la moda.

Patrimonio de la Humanidad

El Comité del Patrimonio Mundial de la UNESCO, en su sesión celebrada en Marruecos, del 29 de noviembre al 4 de diciembre del 1999, declaró Patrimonio de la Humanidad el recinto amurallado de Dalt Vila, al considerarlo la fortaleza costera mejor conservada del Mediterráneo.

El área delimitada como Patrimonio de la Humanidad incluye también los barrios extramuros de la Marina, sa Penya y es Soto, donde han convivido aventureros y artistas de medio mundo a lo largo de los siglos. La UNESCO también ha preservado los cercanos y antiguos huertos de ses Feixes, el poblado fenicio de sa Caleta y la necrópolis de Puig des Molins, que pueden visitarse en cualquier época del año. A este conjunto se suman también las praderas de posidonia oceánica que rodean la isla y que son responsables de la pureza y transparencia de sus aguas.

Bailes tradicionales

El ball pagès (baile tradicional ibicenco) es una danza primitiva, en la que el hombre invita a bailar a la mujer con un golpe fuerte de castañuelas. Los bailarines van ataviados con vistosos trajes y joyas tradicionales, llamadas emprendadas. Esta danza ibicenca resulta tan diferente a otras tradiciones mediterráneas, incluyendo las islas mayores del archipiélago balear, que parece transmitir pinceladas inalteradas de la Ibiza de hace cientos o tal vez miles de años.

Lejos de perder el folklore tradicional, Ibiza conserva y protege sus costumbres y es habitual que en las fiestas patronales de cada localidad haya demostraciones de este baile tradicional en los soportales de las iglesias y en los pozos más antiguos.

Fiestas populares

Otra manera de disfrutar de la cultura ibicenca es asistiendo a las fiestas populares de los distintos pueblos de la isla que aún conservan su esencia originaria. El programa de fiestas de cada municipio permite reunirse con los artesanos de cada localidad, asistir a las demostraciones de "ball pagès" y participar en diversas actividades lúdicas y deportivas para niños y mayores, incluyendo conciertos al aire libre que suelen tener como escenario las principales plazas de cada municipio.

Gastronomía

Restaurantes

Ibiza cuenta con una gran variedad de restaurantes y de extraordinaria calidad que ofrecen productos frescos y naturales, como el pescado y el Mariscos, o platos tradicionales, como el arroz marinera o el bullit de peix.

También hay restaurantes que ofrecen platos típicos de Ibiza elaborados principalmente a base de carne. Por ejemplo el "arròs de matances" (arroz de matanzas), la "frita de porc" y el "sofrit pagès", recetas contundentes de la gastronomía local.

La repostería ibicenca también es muy elaborada. Podemos destacar como postres característicos una deliciosa tarta elaborada a base de queso de cabra y oveja y hierbabuena ("el flaó"), la greixonera (puding a base de ensaimadas, leche y huevo) y en las reuniones sociales es costumbre degustar las "orelletes" (pequeñas pastas con forma de oreja).

Vinos

Desde el siglo VIII a.c. la influencia de los fenicios, griegos y romanos, generó una importante tradición vinícola en las islas. La economía agraria de minifundio consiguió mantener el cultivo de la vid y el arte de la elaboración del vino para consumo propio, una tradición transmitida de padres a hijos hasta hoy.

En 1990 se desarrolló el comercio del vino en las Pitiusas, que en poco tiempo se ha situado entre los mejores vinos de esencia mediterránea. Se trata de producciones muy limitadas donde prima la calidad frente a la cantidad y de las que se obtienen unos vinos de aromas profundos, provocadores y balsámicos, con cuerpo suave pero estructurado, ideales para acompañar cualquier plato de la gastronomía local.

Las variedades autóctonas son la Monastrel (mourverde) y Garnacha en tintos, mientras que en blancos destaca la variedad Malvasía. Los vinos Ibicencos se se elaboran y producen en las zonas de Sant Mateu, Buscatell y Sant Josep.

Aceites

Joan Benet, cuya almazara se encuentra en Benimussa (Sant Josep) es pionero en la isla a la hora de producir aceite de oliva virgen extra, siguiendo criterios de elaboración que priman la calidad por encima de la producción. Benet solo embotella y pone a la venta el aceite que ha elaborado con las aceitunas procedentes de su plantación, a las que somete a extraordinarios cuidados y controles de calidad, ya que la implantación de criterios ecológicos se está introduciendo de forma paulatina.

No obstante, y en respuesta a la demanda de los agricultores de la isla, Joan Benet también ofrece sus instalaciones para que los dueños de las pequeñas plantaciones de la isla que no cuentan con maquinaria tan especializada pueden también elaborar su propio aceite para el consumo de cada familia.

Patrimonio de la Humanidad

Ibiza, biodiversidad y cultura
UNESCO logo.png Welterbe.png
Nombre descrito en la Lista del Patrimonio de la Humanidad.
IBIZA.jpeg
CoordenadasN38 54 40.1 E1 26 6.7
PaísBandera de España España
TipoCultural
Criterios(ii)(iii)(iv)(ix)(x)
N.° identificación417
Año de inscripción1999 (XXIII sesión)
Lugar de celebraciónIslas Baleares

Justificación para inscripción

  • Criterio (ix): La evolución del borde de la playa en Ibiza es unos de los mejores ejemplos de la influencia de Posidonia en la interacción de los ecosistemas costeros y marinos.
  • Criterio (x): Los bienes conservados en Posidonia, amenazados en la mayor parte de las localizaciones de mar Mediterráneo, contienen y soportan una diversidad de vida marina.
  • Criterio (II): Los fuertes intactos de Ibiza de siglo XVI, son testigos únicos de la arquitectura militar, ingeniería y la estética del renacimiento. Este modelo español-italiano fue muy influyente, especialmente en la construcción y fortalecimiento de los pueblos en el Nuevo Mundo.
  • Criterio (iii): Las ruinas fenicias de Sa Caleta y el cementerio púnico fenicio de Puig de Molins, son evidencia excepcional de urbanización y vida social en las colonias fenicias del mar Mediterráneo occidental. Ellos constituyen un recurso único, desde el punto de vista de volumen e importancia, del material de las tumbas fenicias y cartagineses.
  • Criterio (iv): El pueblo de Ibiza es un ejemplo excelente de una acrópolis fortificada que conserva de forma excepcional en sus paredes e impresiones urbanas, las características de los establecimientos fenicios más tempranos y de los períodos árabes y catalanes, con sus bastiones del renacimiento. El tiempo no ha destruido las paredes defensivas de las fases más tempranas, o el modelo de calles.


Enlaces externos

Fuentes